Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. V I E R N E S 25 D E O C T U B R E DE. 19- 29. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 17. L A VISITA D E L P R E S I D E N T E D E L A REPÚBLICA PORTUGUESA E n el M u s e o de Bellas E n la Catedral y en el barrio de Santa C r u z E n el Alcázar. E l presidente pasea a pie p o r las calles del centro. A r t e s E l almuerzo en el H o t e l A l f o n s o X I J I E l Presidente sale del hotel acompañado del A l c a l d e E n un automóvil, y acompañado del alcalde, Sr. Díaz Molero, del jefe del Gobierno portugués, Sr. Ivens, y del embajador señor Mello Barreto, salió a las once de la mañana de ayer del Hotel Alfonso X I I I el presidente general Carmona. E n otro auto seguían el ministro de E s tado de aquel Gobierno, y el séquito presidencial. guesas hicieron efusivos elogios de Sevilla a los que correspondió el Sr. Díaz Molero con la expresión de su gratitud y con palabras de encomio y afecto para la nación vecina. E l general visita la carabela Santa María E n la Catedral y en el barrio de Santa C r u z Primeramente se dirigieron a la Catedral, en cuya puerta de los Palos fueron recibidos por una comisión del Cabildo, compuesta de los canónigos señores Holgado Yusta, D Andrés Pabón y D. Manuel Rodríguez, acompañados de los cuales visitaron el Tesoro de la Basílica, la Sala Capitular, la capilla del Baptisterio, donde admiraron el famoso San Antonio de Murillo, el Altar mayor y su maravilloso retablo, el coro, el mausoleo de Cristóbal Colón y la capilla Real, siendo descubierto a la veneración de los ilustres visitantes el incorrupto cuerpo del Rey San Fernando. Después recorrieron a pie el típico barrio de Santa Cruz, haciendo su primera v i sita a la placita de Santa Marta. E n el Alcázar De allí se trasladaron al Alcázar. A l entrar, la compañía de Ingenieros que prestaba servicio en Palacio rindió al presidente de Portugal los honores correspondientes a su alta jerarquía. E l general Carmona, el alcalde y sus acompañantes, firmaron en el álbum puesto en uno de los salones con motivo del cumpleaños de Su Majestad la Reina, y después continuaron su paseo por el barrio de Santa Cruz, entrando a ver el Patio de los V e nerables y deteniéndose a contemplar la, antiquísima Cruz de la Cerrajería, que actualmente luce los primores de su artística filigrana en la linda y perfumada plaza de F anta Cruz. E n ésta volvieron a subir a los automóviles, dirigiéndose al centro de la ciudad. Cerca de las cuatro y media volvió a saí l i r el general Carmona, acompañado del d i rector de la Exposición, Sr. Cruz Conde; dispensaba al Nuevo Casino, honrándole con jefe del Gobierno portugués y del embajasu visita. dor, Sr. Mello Barreto, dirigiéndose al C a nal de Alfonso X I I I para visitar la carabela Santa María. A bordo de ésta fué recibiE n el M u s e o de Bellas A r t e s do por su comandante, Sr. Guillen, y la t r i A continuación se dirigieron al Museo, pulación rindió al general Carmona los hosiendo recibidos por los señores D. Gonzalo nores correspondientes. Bilbao, D. Cayetano Sánchez Pineda, don Últimamente visitó el general los pabelloJosé Rico Cejudo y D Juan Lafita. V i s i t a nes de los Estados Unidos y de Portugal, ron las salas de Murillo, Zurbarán v Valdés en la Exposición. Iieal, así como la instalación del Sr. González Abreu, del Museo de Pinturas, y también el Museo Arqueológico, acompañándoE n el pabellón de los Estados le y dándole explicaciones acerca de los obUnidos jetos existentes en éste, su director, D. Juan E l presidente de Portugal, con el jefe del Lafita. -Luego de firmar en los respectivos Gobierno de su país, el ministro de Relaálbumes, regresaron al hotel, siendo invitaciones Exteriores y personalidades de su do el alcalde, por el general Carmona, paséquito, acompañado del director de la E x ra almorzar. posición, Sr. Cruz Conde, estuvo a las cinco y media de la tarde en el pabellón de los E l almuerzo en el H o t e l A l f o n- Estados Unidos, donde fué recibido por el delegado, M r Campbell, y miembros de la so X 1 M delegación. E l almuerzo fué servido en el saloncillo S. E recorrió las instalaciones, saliendo del departamento que ocupa en el hotel el gratamente impresionado, por lo que felicitó presidente de Portugal. U n a de las presidenal Sr. Campbell. cias fué ocupada por el general Carmona, sentando a su derecha a nuestro alcalde, y a L o s Reyes recibidos p o r el p r e s i su izquierda al ministro de Relaciones E x teriores de Portugal; enfrente ocupaba la dente Carmona en el pabellón de presidencia el jefe del Gobierno lusitano, que tenía a su derecha al embajador Sr. M e Portugal llo Barreto, y a su izquierda al jefe de la A las seis y cuarto de la tarde de ayer, Casa militar presidencial. Los puestos de las comenzó la recepción que el presidente de cabeceras de la mesa ocupábanlos los ayuPortugal, general Carmona, y los miembros dantes del presidente. de la Delegación portuguesa dieron en el Durante el almuerzo, así como en la sopabellón de su país en honor de Sus Majesbremesa, las ilustres personalidades portutades los Reyes. E l presidente pasea a pie p o r las calles del centro E n la plaza de la Constitución apeáronse nuevamente, entrando a pie por la calle Sierpes. E l público, al darse cuenta de la presencia del jefe de Estado de la nación hermana, le tributó una espontánea manifestación de simpatía y afecto. Las personas que se hallaban en los cafés, casinos y otros establecimientos de tan concurridísima calle, se ponían de pie al pasar el general Carmona, saludándole respetuosos, y luego prorrumpían en aplausos. A l pasar por la Campana, en dirección al Museo, el general aceptó una cortés invitación del presidente del Nuevo Casino, para que honrara el local con su visita. Los socios de la aristocrática entidad ofrecieron al general y sus acompañantes sendas copas de vino de Jerez. E l general levantó la suya por España, y el alcalde, en nombre de íos socios, le dio las gracias por el honor que
 // Cambio Nodo4-Sevilla