Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
s e: Sombreros fieltro elegantísimos, a 8 pesetas. MONTBLEON, S 5, primero derecha. N o RA s CONSULTA PAUTlOüLfljK D E enfermedades de la piel, del pelo, secretas, vías urinarias, debilidad o insensibilidad sexual, etc. en casa del médico director de la Consalta de Sai Juan de Dios. De 3 a 6. Cañizares, 1, pra! esquina calle Atocha, 2 8 De provincias, por carta fywúmhwÁQ de Arcos de ia Frontera (provincia de Sádíz) Obras de abasfseimienfo de aguas Para conocimiento general se hace publico que e; día que haga veintiuno desde la publicación de oportuno edicto en la Gaceta Oficial de M a d r i d se celebrará una subasta para la adjudicación de las obras de abastecimiento de. aguas de l a población, por un total de presupuesto de, 487.930 ptas. con 57 céntimos. P a r a m á s detalles puede, el que desee, dirigirse a l señor alcalde, quien les facilitará cuantos antecedentes le interesen. Adquirid un aparato EOLLFÍLM Gaümont, con OBJETIVO F. 45 P 1 UHS 0, el PÍOS ELEGjWTE Enteramente metal i c o recubierto de piel y montado con objetivo El aparato M E J O R D E L y EL mes EcoNomiGo DOBLE HN 0 STISIÜBT 1 GO F. 45 PRECIO, 95 pías. -ARENAL, 11, y principales. Casas de fotografía: Abonando 10 pesetas de suplemento, se sirve con obturador a u t o m á t i c o L á m p a r a s a gasolina de todas clases. Nuevos modelos. Waldemar Moller, Pi y Margall, 99, Hospitalet. D e s e o represen tante. Visitarnos los últimos, y aqui comprareis. SUELDO Y a corredor experto en muebles de oficina, bien intro- ducido. Guardaremos Teserva absoluta. Escribid pretensiones y referencias a LAPR. EN. SA, Carmen, 18, Madrid. COMISrolT Para cutis reseco y arrugado, mis preparaciones son insuperables, sin e ngaño. Pida folleto: Apartado- 12.007. Señora Gilly. Señora Almerraoas- Vanc s- UlGera Curación radical garantizada, airr operación ni p o madas. No se cobra hasta estar curado. Clínica doctor Ilíones. Hortaleza, 17, pral. izqda. 10 a l y 3 a 1, ¡440 F E R N A N D E Z Y CÍíNZALEZ EÜ PASTELERO D E MADRIGAL 1 437 cabello de la mujer que no le ama. E n cuanto a ti -añadió dirigiéndose a Kanmo- sal d e a q u í sal de Corfú, aléjate, y; que el nuevo día te encuentre en la mar; no vuelvas nunca a Corfú, porque tu vuelta excitaría mi recelo y mi cólera, y caería terrible sobre las cabezas de vosotros. N o me repliques una palabra; yo soy aquí el s e ñ o r vete. Kanmo miró con una terrible expresión de despre- ció a K a i v a r y le d i j o -El señor será el que. venza. Y adelantó hacia K a i v a r ¡V e t e! -r e p l i c ó K a i v a r permaneciendo inmóvil y sin poner mano a su espada. -Vete, aléjate- -dijo Krasna, lanzando una rápida mirada a Kanmo- la virgen t á r t a r a está delante del esposo a que su padre la ha destinado. vete y no vuelvas. Kantno miró de una manera desesperada a K r á s na, y como dominado por su mirada, por su actitud y por su acento, envainó su sable, abarcó en una terrible mirada a K a i v a r y salió rígido y sombrío. -N o volverá- -dijo K r a s n a- en cuanto a t i vete t a m b i é n no es este lugar donde l a hija de K a r u k ha de recibir a su esposo. M a ñ a n a cuando el. sol aparezca en el Oriente, me encontrarás esperándote a la puerta de mi casa. Adiós. Y K r a s n a salió rígida y sombría como KanmOj atravesó el puente. y. se perdió entre los árboles. -i O h! ¡Maldito sea el momento en que resucité í i- -murmuró K a i v a r Y salió triste, abatido, preocupado, del pabellón, y acompañado de Nossur volvió al sitio donde había dejado su caballo, montó en él y se alejó. Durante lo que quedaba de noche Kaivar hizo galopar constantemente a su caballo, hasta el momento en que, habiendo aparecido, el sol en el horizonte, avanzó a la. carrera hacia la casa de, Krasna. Krasna le esperaba magníficamente ataviada y deslumbrantemente cubierta de joyas, entre sus doncellas esclavas, con su guardia t á r t a r a extendida en dos alas a derecha e izquierda, y rodeada de los principales habitantes griegos de la isla de Corfú, que habiaa sido avisados. Pero Krasna era entonces la- hermosura severa, fría, rígida, de mirada inmóvil. N o era el hada fascinadora que Kaivar había visto junto á t PERO ¡T U L E CONOCES? DIJO KANMO... por centenares a sus invencibles t á r t a r o s K a i v a r inspira a todos los que le cohocen un respeto coa el cual va siempre unido, el terror. f a n formidable es ese guerrero? pregunté a Zincar. ¡Hay quien cree que no es hombre, sino un muer-
 // Cambio Nodo4-Sevilla