Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
de la lumbre y jugando a la lotería de cartones! -se disculpa la moza. Y el chulapo adjunto tercia en el diálogo con una frase sentenciosa, que atrae el silencio, -como el pararrayos la descarga. ¿Qué vais a hacerle... ¡El negocio es el negocio... Y los negocios no se hacen tos los días... ni toas las noches. (Este terceto puede terminar trasegando Cazalla en la taberna frontera: pero también puede saludar al día que nace en el despacho del comisario correspondiente o en la sala de curas de una Casa de Socorro cercana. Dos espadistas, una mechera y un palquista cruzan lentamente la escena, sin que de su diálogo, mantenido en voz apenas, imperceptible, pueda recogerse una sola palabra, atentos los interlocutores a una desagradable sorpresa de la bofia. Y cuando ya la luz del nuevo día, apenas embozada en los rayos de un sol mortecino, comienza a bañar el asfalto de la plaza de Nicolás Salmerón, despidiendo a los serenos y saludando a las verduleras, éstas llenan el ámbito de las cercanías con sus primeros pregones y sus primeras disputas. i ¡Manes de D. Carlos Arniches, glorioso maestro del saínete tradicional! ¡Cómo aguarda la Cabecera del Rastro que un ingenio madrileño capte su saínete en una fría mañana invernal, cuando cabalgan en el amanecer las pulmonías del Guadarrama, apenas acariciadas por el querer de un sol mortecino! Pasarán un día y otro sobre ese lugar madrileñísimo: se cruzarán en el aire, trazadas por las hélices, las rúbricas del Progreso; vendrán nuevas reformas urbanas a desvirtuar la fisonomía de su recinto; pero, a despecho del tiempo y de los hombres, en la Cabecera del Rastro tomarán cuerpo de por vida el drama de su ambiente y el saínete de sus pobladores mañaneros. ¡COMO AGUARDA LA CABECERA D E L RASTRO QUE U N INGENIO MADRILEÑO CAPTE su SAIÍÍETE! J. S I L V A A R A M B U R U (Fotos Duque. E N LA AMPLIA PERSPECTIVA D E L TELÓN D E FORO SE DIBUJAN CON FUERTE COLORIDO LOS TENDERETES D E L RASTRO, LAS VIEJAS AMERICAS Y LA INMENSIDAD D E L AGRO D E CASTILLA LA NUEVA