Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. SÁBADO n DE E N E R O D E 1930. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 17, mí para mantener siempre l a fija distancia que ha de separarnos. Francamente es excesivo, y uno, humano al fin, pasa por tentaciones de realizar actos, que serían i m propios para presenciados por un salón. Idea obsesionante, porque es al mismo tiempo idea de responsabilidad. A veces, en plena calle, torno cuidadosamente ¡a cara, sin volver el cuerpo, para cerciorarme que detrás de mí, en el salón, no ocurre nada nuevo, que pudiera escapar a mis obligaciones de cronista. E n general, esta mirada de soslayo suele tranquilizarme. E n efecto, no ocurre nada. Los enamorados se miran siernpre a los ojos, y el señor de la casa insiste en tapar con una mano su boca abierta. E n ocasiones se observa una ligera variación, que anoto al punto ea m i carnet; las faldas, por ejemplo, que anteriormente se llevaban en el salón por encima de la rodilla, ahora, aunque siguen lo, mismo que antes, lucen caídas de encaje o ligeros tejidos, que llegan hasta los pies... Las solapas del frac se reducen o se agrandan, según las épocas... E l señor elegante de... lucía anoche tres peídas de diferentes matices- -en lugar de dos, como casi todo el mundo- sobre l a pura nitidez de su pechera... ¿Y el salón... ¿Cómo va el salón... P o r el momento lo tengo enfundadito y con el piano silencioso, seguramente porque el señor de la casa, a fuerza de aburrirse, se ha aburrido ya hasta bostezar. Pero, de todos modos, sigue bueno, con su parquet pulido y sus grandes arañas talladas en cristal, donde la luz juega a quebrarse y a veces luce la gama de todos los colores del i r i s Y o cronista de sociedad desde hace bastante tiempo, a los ojos de los demás arrastro conmigo un salón. E s t a idea de los otros, a fuerza de salirme al paso, ha acabado por formar parte. del conjunto de mis propias ideas. ¡Todo un salón... ¡Fuerza del destino... Desde ahora no les extrañará a ustedes si de cuando en cuando me detengo y toso. -Gil de Escalante. E n el magnífico coto de Torralba, que en el término de Palma del Río poseen los marqueses de Montesión, terminó ayer la montería regia que en él tuvo lugar. H a n asistido, además de S. M el Rey y S. A R. el infante D Alfonso de Borbón, la duquesa de Almazán, señoras y señoritas de Sojo, Calvo de León y V a n Vollen H o fen; embajador de Alemania, conde de Wellczek; duques de Fernán Núñez, H o r nachuelos, Almazán y E x t r e m e r a marqueses de Albentos, Valdesevilla, Viana, L a Guardia, Portago y Luca de T e n a condes de San Antonio, Villada, Villagonzalo, Maceda y A l t a m i r a barón de Fuente. de Quinto; señores D Eduardo Sotomayor, D José Gamero Cívico, D Juan Calvo de León, D R a fael Guerra, D Leopoldo Parias, D E m i l i o Torres, D. Joaquín Nateras, D L u i s Gamero Cívico, D Eduardo Travesedo, don Fernando Parias, D Carlos Pickman, don J u l i o S o j o D. A l v a r o Urzáiz, D. Federico García, D Pascual Sáinz de Vicuña, don Mauricio V a n Vollen Hofen y D Manuel Gamero Cívico. Durante dos días se ha monteado en el hermoso coto. Entre los cazadores hubo la mayor animación. L o s marqueses de Montesión atendieron con exquisita cortesía a sus invitados. L a condesa de Santa Babío se encuentra muy mejorada de la dolencia que padece. E n París, y con feliz éxito, ha sido sometida a nueva operación quirúrgica la señora de D. Guillermo W Solans. E l conde de Gavia ha regresado de A l a n ge a Madrid. H a regresado de Cerresse. a la Corte el marqués de Camarasa. iun corzo; D José y D Manuel G Cívico, una peseta los días laborables y un real los D Joaquín Naiera, D Fernando Parias y domingos, hasta el próximo Carnaval. D Rafael Guerra Rodríguez, cada uno un Luego, el Sr. Cruz Conde se extendió so; venado, y el último, además, un corzo. Los bre algunas peticiones de subvenciones, acori perros remataron 3 jabalíes y 13 venados. dándose subvencionar al T i r o de Pichón E n total se cobraron en ambas manchas con 50.000 pesetas. E l Sr. Caravaca interI 78 reses. viene para pedir que esa subvención se saIntervinieron en las monterías rehalas de tisfaga a medias entre el Comité y el A y u n V i a n a Parias, Guerrita, Gamero Cívico, N a tamiento. tera y Sotomayor, siendo abundante el núE l marqués de las Torres de la Pressa mero de reses. pide una subvención para la carrera pedesí E n la batida de Los Morenos tomaron tre que organiza La Unión, con el fin de ¡parte, sin hacer blanco: Arión. Albentos, que tenga el debido realce, con la aporta Maceda, Welcsek, Monte Sión, Hornachueción de corredores profesionales de Cata los, Villabrágima, L a Guardia, Almazán, luña y Vizcaya. Se. faculta al marqués para ¡Urzáiz, Quiñones, Caro, D E m i l i o Torres, que subvenciones con cinco m i l pesetas. i D L u i s G Cívico, D Juan Calvo, D LeoSe pasa a tratar luego del próximo CarIpoldo Parias, García Travesedo y duque de naval. Extremera. E l Sr. C r u z Conde expone que se le debe prestar gran atención, pues es deseo del Comité que se celebre en el recinto de l a Exposición y con gran brillantez. Se trata de organizar una magnífica cabalgata, que sea l a exposición histórica del Carnaval, desde sus principios hasta nuesCine para Jos niños tros días. La concejal señorita P i l a r de T a v i r a haSe concederán importantísimos premios a bía solicitado del delegado de los Estados carrozas y a máscaras de a pie, y se celeUnidos, Sr. Campbell, que una de las funbrarán grandes bailes en el Casino Seviciones de cine en el pabellón de su país fuella, para los que será preciso traje. de etise dedicada en obsequio de los niños de las queta. escuelas del Ayuntamiento. E l S r Campbell, E l Sr. Caravaca pide que los coches, en con suma galantería, acogió tal ruego, en Carnaval, paguen cinco pesetas de entrada virtud del cual, en fecha próxima, aún no en la Exposición, y así se acuerda, excepdeterminada, se celebrará en el pabellón de tuando los abonos. los Estados Unidos, una sección de cine en Como quiera que el Comité tiene un dehonor de dichos niños. cidido empeño en la brillantez del Carnaval, se hará una gran propaganda fuera de, Del pabellón argentino Sevilla, y se estudiará detenidamente el Con motivo de las pasadas fiestas de Pasmagnífico programa a ofrecer. cuas, A ñ o Nuevo y Reyes, D Alberto N o Finalmente hubo un cambio de impresioceti, en nombre de la delegación argentina, nes con el alcalde, Sr. Díaz Molero, acerca distribuyó entre diversas instituciones benéde la herencia del Certamen y del auxilio ficas de Sevilla, algunos productos dé su económico a solicitar del Estado. país. El Sr. Cruz Conde invitó al alcalde al Entre las instituciones dedicadas a la enpróximo pleno. S i n nada más, se levantó señanza fué asimismo beneficiada l a Sociela sesión. dad Económica de Amigos del País, a l a que se le obsequió, con destino a ser distribuidas entre los alumnos de la Sección de MúDE SOCIEDAD sica, con varios centenares de composiciones musicales de autores argentinos. ECOS DIVERSOS Asimismo el Ateneo recibió un envío de productos para que fueran distribuidos entre Fuerza del destino los asilados de esta ciudad, que han sido agaCierta persona intelectual y aguda, en las sajados en las recientes fiestas de Reyes. Este acto caritativo del delegado argen- contadas ocasiones que se tropieza conmigo, me pregunta siempre, así como otras persotino ha sido muy elogiado. nas preguntan a uno por la familia; ¿Y el salón... ¿Cómo va el salón... Reunión de la Comisión permaEsta pregunta, bien meditada, me ha llenente vado a una consecuencia: Cada cual en la A y e r tarde se reunió la Comisión Permavida arrastra tras de sí su condición o su nente de la Exposición Iberoamericana, asisoficio como si fuera su propia sombra, y así, tiendo los señores Cruz Conde, Caravaca, detrás de un abogado conocido uno de sus Sampedro, marqués de Valdeíñigo, marqués pleitos, igual que cuando cada año pasa por de las Torres de la Pressa, Traver y Molano. escena la figura de D o n Juan, se presiente También asiste a la Comisión el alcalde, setodo el desfile de sus víctimas amorosas. ñor Díaz Molero. Y o cronista de salones desde hace bastanAprobada el acta y el estado de cuentas, te tiempo, a los ojos de los demás arrastro se resolvió sobre un informe de la Jefatura un salón conmigo. U n salón con todas las de Servicios Técnicos de Explotación, sobre personas y los muebles necesarios a él; un escrito presentado por el concesionario con sus cuadros y sus butacas, su cronista del Parque de Atracciones, Sr. Gancedo. y sus parejas que giran, sus enamorados que Terminado el orden del día, el alcalde dio se miran a los ojos, y su dueña de casa que, las gracias al Comité, por las facilidades como toda dueña de casa cuando se celebra otorgadas a los alumnos de escuelas nacioen ella una fiesta, tiene que disimular los nales para visitar la Exposición. bostezos por que se aburre a perecer. Esta idea de tirar del salón como si tirara de un Rogó, asimismo, que aprovechando la carro, no sólo me atormenta sino que me época, y antes de que Sevilla se vea inunfatiga. Y o no puedo salir ya a la calle n i dada de forasteros por la primavera, se estasubir una escalera, sin pensar que llevo debleciesen unos precios populares de entrada trás de mí todo un salón. ¿Y el salón... a la Exposición, para satisfacción de las ¿Cómo va el salón... M u y bien- -siento tenclases no pudientes. taciones de responder a la pregunta- -pero E l Sr. Cruz Conde contestó al alcalde, d i tenga usted cuidado de no colocarse inmeciendo que darían órdenes para que en lo diatamente detrás de mí porque me lo pusucesivo bastase una firma del alcalde, para diera usted pisar. que las escuelas y otras entidades análogas visitasen gratis la Exposición, siempre en E l salón me persigue como m i propia colectividad. Asimismo accedió a la reducsombra, sí yo me paro se detiene. Cuándo ción de los precios de entrada, estipulándose acometo una franca huida, él corre tras de LA EXPOSICIÓN IBEROAMERICANA