Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A -B C. V I E R N E S 24 D E E N E R O D E 1930. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 27. A CONFERENCIA LONDRES dades del Imperio británico. L DE L a primera sesión plenaria de trabajo. M a c D o n a l d expone las necesiL o s deseos de Francia e Italia. L a j o r nada del miércoles. Jacques Bainviüe, uno de los observadores más finos y más penetrantes de la política internacional, enumera los problemas navales que la Conferencia de Londres descuida, pero que existen, sin embargo, y que temprano o tarde van a surgir. Faltan de Londres, además de España, sin la cual no puede haber ningún acuerdo mediterráneo, Alemania, Rusia, los Estados escandinavos, Turquía y Polonia. Bainviüe olvida mencionar a España y Polonia. Sin embargo, el problema de los Dardanelos sigue siendo importante y Rusia no ha renunciado al deseo de poder hacer pasar libremente su flota del Mar Negro al Mediterráneo. La Rusia bolchevique comprendió en seguida la importancia del momento nacionalista de Mv. siafaK. emal y le ayudó contra los aliados. Las relaciones entre Moscú y Angora (que se llama Ankera) siguen siendo cordiales (aunque Mustafá Kemal quebrante enérgicamente cualquier propaganda comunista) y hace pocos días dos buques de guerra soviéticos pasaron cerca de los Dardanelos para advertir a la Conferencia de Londres la existencia de un problema que no se puede descuidar. Ahora bien: la aparición de buques de guerra rusos en el Mediterráneo romperá el equilibrio que ¡a Conferencia pretende establecer. En cuanto al Mar Báltico, surgen en él otros problemas no menos importantes. Alemania ha construido ya un crucero grande (Ersatz- Preussen) y va a construir cinco más, que por ser de fecha tan reciente, y por ser los astilleros del Reich técnicamente muy adelantados, serían los cruceros más modernos y de mayor fuerza combativa, de 10.000 toneladas cada uno, y provistos de cañones de once pulgadas. Francia muestra inquietud ante el nacimiento de la nueva armada alemana y para contrabalancear su eficacia quiere construir nuevos acorazados- -o cruceros gigantes- -por- ío menos de 15.000 toneladas, llevando cañones da doce pulgadas. Además, escribe Bainviüe- -las fuersais navales de Alemania y Rusia reunidas podrían bloquear fácilmente a. Polonia y los países bálticos. Y eso en un momento en que Dinamarca, bajo la influencia de su Gobierno socialista, ha dedicido desarmar, por completo, y dejar de defender los estrechos de Sund y de Belt. Las cinco principales potencias pretenden imponer porcentaje a los demás países; pero ¿puede arrogarse la Conferencia de Londres el papel de un tribunal internacional inapelable? Al mismo tiempo deja de un lado unos, problemas sin cuya solución no se puede hablar del arreglo de los problemas navales. t nen por el mar; apenas la cuarta parte de las mercancías importadas vienen a Italia a través de los puertos de los Alpes. L a densidad de su población, su configuración montañosa, exigen para ella el mar, que es nuestra vida, porque nuestras necesidades son muchas. Es casi seguro que hasta la semana próxima, no se celebrará nueva sesión plenaria. Los trabajos de la Conferencia. L a jornada del miércoles cifras se establezca un estado de las. necesidades marítimas de cada país representado en la Conferencia; teniendo en cuenta la necesidad de garantizar la seguridad y la integridad del litoral metropolitano y de ultramar, las líneas de comunicación necesarias y de garantizar la libre disposición de las rutas marítimas y colonias. Nuestro país- -dijo MacDonald- -no es más que una pequeña isla y. nuestra flota ha llegado a ser para nosotros un problema concreto y una cuestión vital. E l l a debe abastecernos de mercancías y permitirnos mantener agrupados los dominios, miembros de una misma familia. Está constituida en tres grupos, siendo imposible réunirlos en uno solo. E l mar es nuestro territorio, y el mantenimiento de nuestra flota es para nosotros del más vital interés. Londres 23, 8 noche. (Crónica telegráfica. L a actividad de las delegaciones en el día de ayer se redujo a cambios de i m presiones entre ellas sobre los principales problemas que ha de resolver la Conferencia Naval. L a delegación francesa fué informada con toda amplitud del alcance del acuerdo adoptado cu Washington, entre el presidente Koover y el primer ministro i n glés, Sr. MacDonald. Tardieu y Briand expresaron a sus compañeros ingleses y americanos su opinión sobre los importantes aspectos de la política naval que sustentan la Gran Bretaña y Norteamérica. Las construcciones n a v a l e s España de Los deseos de Francia e Italia Todos los delegados hicieron uso de la palabra por orden alfabético. Los delegados de los Estados Unidos y Dominios no hicieron ninguna exposición especial. Tardieu dijo: E n suma, se tendrán, en cuenta las necesidades peculiares de cada país, calculándose en proporción a sus riesgos. Esto es lo que pide Francia E l Sr. Grandi, al exponer el punto; de vista italiano, dijo: Deseamos tener una flota reducida, pero no inferior a la de cualquier otra potencia continental. Italia es una península; -cuyos principales recursos y materias primas Vie: i. PA. PTIlLA. r H GARGANTA Jil Daily Telcgraph publica hoy una amplia información sobre el proyecto de construcciones navales en España, en el que dice se incluyen unidades de más de cinco mil toneladas, provistas de cañones de doce pulgadas, cuando Inglaterra propone una restricción en las grandes unidades con la aquiescencia de los otros países. L a noticia ha sido objeto de los más diversos comentarios e interpretaciones, siendo no pocos los que ven en ello una maniobra para dar entrada a España en la Conferencia, ante el temor de que quede excluida de las deliberaciones de la cuestión mediterránea. E n realidad, los planes navales a que alude en dicha información, estaban ya acordados y eran conocidos antes de la convocatoria de la Conferencia y, por lo tanto, no constituyen ninguna novedad que afecte a las proposiciones del Gobierno británico, ni es probable que puedan alterar el equilibrio que se trata de establecer, aceptando las grandes potencias marítimas el standar en las construcciones de los armamentos navales. L a sesión plenaria de ayer Londres 23, 9 noche. L a sesión plenaria de esta mañana ha sido breve y parca en asuntos. Fué designado el secretario general y los delegados expresaron las necesidades navales de los respectivos países. L a organización de los trabajos por las secciones se llevan con gran cuidado, interviniendo en ellos personalmente MacDonald. Hasta la próxima semana en que se reanudarán los plenos, todo ePtrabajo abrumador pesará sobre las delegaciones, que habrán de preparar una extensa labor y celebrar entre ellas frecuentes cambios de impresiones. -Báldasano. L a primera sesión plenaria de trajo. M a c D o n a l d expone las nebaj cesidades del Imperio británico Londres 23, 1 tarde. L a Conferencia naval ha celebrado esta mañana su primera sesión de. trabajo, reuniéndose, a las diez, en el antiguo palacio de Saint James, bajo la presidencia del Sr. MacDonald. E l primer ministro británico expuso el punto de vista de Inglaterra, en lo que concierne a. la cuestión del desarme naval, y de completo acuerdo con él, se acordó que antes dé abordarse la discusión de las. Recepción y banquete en honor de las delegaciones Londres 23, 11 noche. Esta noche, se. ha celebrado en el Ayuntamiento de Londres una recepción, seguida de un gran baile, en honor de los miembros de las delegaciones que participan en la Conferencia para la reducción de los armamentos navales. La seguridad d e l Estrecho de Gibrallar E n los círculos franceses se exterioriza cierta ansiedad respecto a la seguridad del Estrecho de Gibraltar en caso de guerra,
 // Cambio Nodo4-Sevilla