Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MARRUECOS. EN LA REGIÓN D E L ATLAS UNA NUBE D E LANGOSTA E N LAS CERCANÍAS D E T I Z I- T U C H K A OTO V I D A L) do en sus nubes sutiles, tejidas por hilos de esperanza y amor, los anhelos familiares confundidos con las creencias religiosas. i Nochebuena! Fiesta de F e y de Hogar. De Fe, porque evoca el divino advenimiento del Hombre, H i j o de Dios, que había de ofrendar su humana existencia en holocausto a la salvación de todos los mortales, y en su vida y martirio nos mostró la senda que conduce hasta E l De Hogar, porque en los nuestros rendimos culto a la Sagrada Familia, espejo, faro y escudo de todas las demás cristianas de la tierra. L a de este año, que y a se habrá ido cuando estas líneas se lean en España, se quiso aquí que fuese, pues por algo y- p a r a algo nos llamamos hermanos, de Caridad también. Candad de la más excelsa para los que padecen, porque hasta el suspirado pan nuestro de cada día les falta, y porque los menesterosos a que aludo n i son hombres aún; acaso, muchos de ellos, n i siquiera llegarán a ser hombres! E l corresponsal de A B C invitado a presidir la fiesta, hubo entonces de referirse, concretamente, a los millares de criaturas que en Puerto R i c o- C u b a y Puerto Rico son de un pájaro las dos alas -sufren de hambre y languidecen, raquíticas y exhaustas, como los últimos supervivientes de una raza que creímos, ¡ingenuos! inmortal. Teodoro Roosevelt, el quijotesco gobernador de Puerto Rico, cuyo solo nombre ya es para los norteamericanos algo que a mucho obliga, no vaciló ahora en apresurarse a proclamar su pena ante el horrible espectáculo del- hambre en esos niños, que, de sobrevivir, han tíe ser los padres de los hom ¡Bres de mañana... Y el diario español La Prensa (oue en esta ocasión, como en otras análogas, mereció el aplauso y el apoyo de todos) recogiendo las palabras oficiales, a todos nos invitó, pobres y ricos, para se: cundar su iniciativa de dar de comer a los grandes esperanzas consoladoras. ¿Vida nuehambrientos. Poco se nos pidió, para que. ni va? ¡Qué más quisieran ellos! N i vida prouno dejase de contribuir: 25 centavos por pia tienen. Su vida es la ajena. ¡Su muerte persona. Cada moneda dará de comer a un es lo único suyo! niño; cada moneda bastará para salvar, moPero ni aun eso. Los Estados Unidos no mentáneamente, la vida de un niño. han de dejarles morir. Y he aquí la más cristiana conmemoración M I G U E L DE Z A R R A G A con que pudimos celebrar esta fiesta, evocadora del nacimiento del Divino N i ñ o Nueva Y o r k diciembre, 1929. ¡que esos otros infelices niños portorriqueños, hijos de Dios también, no desfalleciesen de hambre en estas Pascuas! NOTAS CIENTÍFICAS Aunque claro es que no ha de reducirse todo al personal esfuerzo de unos cuantos hispanos. Sobre Puerto Rico está izada la Ha muerto un gran físico bandera de la nación que a sí misma se considera la más potente del mundo, la más o H a muerto Michelson. Mucho sentirán rica, la más generosa... Cuando las palabras tan duras y tan crueles del gobernador norte- esta desaparición las personas familiarizaamericano de Puerto Rico lleguen a la Casa das con los nombres de los grandes invesBlanca, donde hoy se aloja el mismo hidal- tigadores modernos de la Física y de la gp americano que salvó del hambre a los Mecánica: Thomson. Abraham, M i n k o w s niños de Bélgica, ¿cómo este hombre, todo- ki, Lorentz, Poincaré, Einstein, M i c h e l poderoso presidente de estos altruistas E s- son... t i l de Michelson va estrechamente tados Unidos de la América del Norte, no unido a los hallazgos decisivos sobre la ha de conmoverse y de tender su mano a teoría de Einsíein. Michelson fué quien, con sus famosos experimentos sobre la velos niños hambrientos de Puerto Rico? Pero no se vea en esto una humillante pe- locidad de la luz, corrigió las conclusiones tición de limosna. N o N o es una limosni- de Fizeau, descubriendo el principio de isota por el amor de D i o s lo que solicitamos. topía, es decir, el principio de la velocidad Es otra cosa muy distinta y mucho más alta. constante de propagación del rayo luminoEs- -dicho sea con todos los respetos- ¡un so en todas las direcciones del espacio. L a historia es interesante. L o s sabios i n poco de justicia, en nombre del H i j o de tentaban por entonces demostrar el moviDios... miento absoluto, el movimiento de la tierra Así sonaron las voces hispanas en la fies- sin acudir a puntos de referencia extrata de Astor. ¿Las oirá Hoover? E l Hambre planetarios. Esto llevaba en sí el estudio amenaza hoy a Puerto Rico, como nunca. de la propagación de la luz, y, por tanto, Roosevelt ha confesado que los niños de las el estudio del éter, problema delicadísimo escuelas públicas llegan a las aulas sin ha- que carecía de solución satisfactoria. ¿Se ber comido y sin que el Gobierno de la isla mueve el éter con la tierra, como la atpueda apagar su hambre... ¿De qué les sir- mósfera, o permanece en reposo? E n este vió ampararse en la bandera norteamerica- último caso debiera manifestarse, al paso na, si ahora les falta hasta el pan? de la tierra, un viento de éter, contrario a E l año nuevo no trae para Puerto Rico nuestro movimiento planetario, del mismo
 // Cambio Nodo4-Sevilla