Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. MIÉRCOLES 29 D E E N E R O D E 1930. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 26. Raza me paseaban, ahora era conducido yo entre carabineros hacia una cárcel. E s a tarde sentía el dolor de llevar enroscada en el alma un áspid venenoso con sus ponzoñas Sevilla enero 26, 1930. bien enterradas. Poco tiempo después quédeSeñor director de A C. me sólo, como un muerto, tras el enrcjillado M u y distinguido señor m í o Sus conocide una antigua celda. ¿Para qué describir dos sentimientos de buen español me aliencuáles fueron mis sensaciones en tan infertan a solicitar de usted benévola acogida nal sitio, si nadie que no haya corrido Igual para estas líneas en las columnas de su diainfortunio me va a entender? Tuve la suerte rio ilustrado, ya que por circulación munde que ésta fuera una cárcel de España, dial podrá expresar en ellas a mis hermanos donde, tan lejos de m i patria, encontré amide América, que no hayan tenido la gloria gos tan fieles como los que había dejado en de pisar esta tierra, las sensaciones y emoaquellas playas. ciones que se experimentan en este bello L a Justicia española, representada por su rincón del mundo, España, hoy tan cerca a M a r i n a de Guerra, analizó los hechos fríanuestro continente americano, gracias al bu- mente, y, en un Consejo de Guerra que me que de vapor. celebraran, pronunció la palabra AbsoluCuando niño, mis abuelos me narraban ción que era más que mi honor, el honor cuentos de Hadas de una tierra encantada de m i patria. más allá del horizonte, y de reyes poderoMás que compensado me siento por todas sos, y de princesitas bellas, y me hicieron las calamidades de la mar y mi calvario de pensar en esa tierra como un paraíso oculto la prisión, con las bondades de los españoles, en las aguas tempestuosas de los mares, i m bondades que no son un privilegio para mí, posible de llegar a ella. Ahí empezaron mis ya que son iguales para todos los extranjeros deseos de ver a España. A esas leyendas de que pisan esta tierra. mis abuelos es que debo, que, poco a poco, Eres tú, España, la tierra privilegiada que se fueran infiltrando en m i alma el ideal camás haya gozado de glorias en sus pasadas balleroso del Quijote, ideal que más tarde se conquistas, la nación que se ha inmortalizaplasmara en la arriesgada aventura del do en el mundo entero, la madre generosa Mary. A decir verdad, señor director, no que nos ha donado todo un hemisferio más dependió de m i voluntad m i viaje a esta E s allá del Atlántico, y con ese legado de tierras paña. Fué esta tierra que, cual un misteriotambién nos do su religión, sus costumbres i so imán me llamara; esa misma ente mistey el dulce idioma con que nos expresaremos riosa, inexplicable, es la que hace que gereternamente. Para tí, madre patria, guardamine, inconscientemente, en el corazón ele ré hasta que muera, admiración, respeto y todos los de allende los mares, el deseo de cariño que transmitiré en forma de cuentos ver ésta, l a cuna de nuestros antepasados. de Hadas a mis descendientes, ya que esta Ese mismo amor por España hizo que mis manera de enseñar de mis abuelos es la que compatriotas, al quedarse en tierra eu Puerllega al alma. to Rico, derramaran lágrimas y me despiA mis hermanos de América, por doquiedieran con frases ahogadas que venían del ra que ei Destino me lleve, guiado por m i alma, con las emocionantes frases de V i v a inquieto espíritu de aventurero, diré cómo el Rey de España Recuerdos a la Madre España progresa bajo una forma de goP a t r i a Esas fueron las últimas frases que bierno muy al gusto de su pueblo, cómo su vibraban en el éter cuando. el Mary, lentaRey y su jefe de Gobierno son casi venemente, se alejaba de las playas de San rados por las multitudes, cómo hay respeto Juan. y orden tanto en las aldeas como en las ca ¡A h! Qué de emociones jamás olvidadas pitales, cómo las carreteras de España, si no me hizo experimentar el Atlántico con sus superan las de América, por lo menos las furias infernales, sus tormentas implacables, igualan, cómo se extasía al alma del viajansus rayos resonantes y sus fieros habitante ante h contemplación de panoramas tan tes! Todas esas emociones sólo servían para bellos, y cómo se nos trata de una manera tan avivar el deseo de llegar a España. Jamás amable, que nos hace creer estar en la patria se apoderó de mí el miedo, porque éste sólo que. dejamos más allá de los mares. Se me hace víctimas en aquellos que no tienen la hace imposible callar lo antes expuesto, pordicha de sentir en sus almas el aliento de que a tener una sola virtud el hombre, esa los ideales. M e gustaban las tormentas, pordebe ser la gratitud para los que nos tratan que hinchado a lo máximo el velamen de tan generosamente y mucho más cuando a la barca la empujaban con más bríos a estas España le debemos los americanos la tierra playas. en que vivimos, el idioma en que nos expresarlos, la religión que nos enaltece ante Ahora, queridos hermanos de América emDios y nuestras costumbres civilizadas. -piezan mis emociones más vivas de España. Dr. Franceschi Caballero. -Yate Mary. U n a noche, estando rendido de cansancio, v i en lontananza una luz, que era el faro de Cádiz. ¿Cómo describir las sensaciones de ese mornento? Basta decir que mis lágrimas rodaron, y ese fué m i primer saludo a esta patria, como también sería el postrer adiós de mis antepasados. ¡Que las lágrimas son el lenguaje mudo que mucho habla; ya que ellas son el lenguaje del alma! M u y de mañana un día, subimos por el Guadalquivir hacia Bonanza, y allí pisamos tierra. M i s hermanos de Raza, con el. mismo idioma con que m i madre, cuando niño me arrullara, y en aquella misma lengua con que eternamente me expresar me saludaron en el nombre de la madre patria. F u i llevaMARSELLA- LISBOA- NEW YORK do y traído como un héroe, como es costumbre aquí tratar a los que muestran afecto Saldrá, respectivamente, los días 31 enero y 3 por España. de febrero, la lujosa m n do 24.000 toneladas ¡i de septiembre! Fecha para mí, más que memorable. ¿Quién me iba a decir lo Agencia general en E s p a ñ a BAIXAS que el Destino me reservaba? Hubo ese día Kbla. Sta. M é n i c a 2. Barcelona. una tragedia sobre la cubierta de aquella d i Madrid- Sevilla- Valcnt- la- to Oorufla minuta barca que, heroicamente, supo batirse con las furias de los elementos por llegar 1 a España. Por las mismas calles que la tarde l anterior, con tanto orgullo, mis hermanos de UNA CARTA D E L DOCTOR FRANCESCH 1 E L PRÓXIMO C O N G R E SO D E L A R E A L S O C I E D A D D E FÍSICA Y Q U Í MICA Del i al 3 de mayo se celebrará en Sevilla el Congreso de la Sociedad de Física y Química. Por su carácter y organización, así como por los hombres de ciencias que integran esta sociedad, será ciertamente este Congreso de un lucimiento extraordinario y de una fecundísima labor. Mas, independientemente de los trabajos de investigación, base de toda ciencia, este Congreso debe tener un carácter eminentemente práctico; por eso la Sociedad de F í sica y Química hará un llamamiento a todos los industriales, para que se asocien y colaboren a los trabajos de este Congreso. L a industria no es, ni debe ser, sino una continuación de la Universidad, un gran l a boratorio de producción, donde de continuo se estudien y resuelvan los problemas de producir mejor y con mayores garantías: entre la Universidad y la industria debe existir verdadera compenetración, de tal suerte, que los trabajos del laboratorio tengan una realidad efectiva en el adelanto de la industria, y ésta, a su vez, sienta, como propia, la necesidad de estos trabajos. Las naciones cuyas industrias son más florecientes, cuya producción puede competir con el mercado con éxito abrumador, las que imponen sus sistemas, las que inundan el mundo con sus productos y sus patentes, son ciertamente las que más trabajan en sus laboratorios, las que están í á s com. penetradas con sus hombres de ciencias, las que, siempre atentas a la idea fundamental del adelanto, luchan y trabe. jan para no ser arrastradas por la ola arrolladora de la civilización y el progreso. Los químicos españoles darían ciertamente a la ciencia mayor rendimiento de sus trabajos si contasen con mejores medios, y darían mayor impulso a la industria, si contasen con su apoyo. Los industriales ceben cooperar a la l a bor de este Congreso y a los trabajos prácticos que del mismo se deriven, por egoísmo propio, por amor a la ciencia y al progreso, contribuyendo con sus iniciativas y trabajos a que España ocupe industrialmente el lugar que le corresponde por sus riquezas. -Manuel Lobato Lagos. -Químico y farmacéutico. E x alumno de la Facultad de Ciencias de Sevilla. 1 N FOR M A C I O N E S DE MARINA E n comisión H a sido destinado a la Fábrica Nacional de Productos Químicos de Alfonso X I I I el capitán de Artillería D Fernando E l vira. C u e r p o Genera Se nombra comandante del guardacostas Uad- Quert a D Ramiro Núñez de la Puente, en relevo del oficial de igual empleo don Alvaro Guitián, que queda a las órdenes de! jefe del Departamento de Cádiz. Los alféreces de navio D Manuel Scharfhansen Kebbon, D Manuel Esteban C i r i quian y D Luis Jaúdenes Junco, son destinados a la escuadra. COSÜUCH LÍNE SATU RN 8 A Sanidad M i l i t a r Terminada la licencia del médico segundo D Luis Suárez y López- Altamirano, pasa destinado al Hospital M i l i t a r de M a rina, de Cádiz.