Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. V I E R N E S 14 D E F E B R E R O D E 1930. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 27. MAC JONES DEL I Y OTJCJAS Boletín del día. Banquete de despedida a M a e z t u P a r a la inauguración de Ja Casa de la Prensa de M a d r i d P a r a la visita del R e y de España. U n discurso del embajador de España. BOLETÍN D E L DÍA L a crisis del partido conservador ¿Quién es el responsable de la derrota sufrida por el partido conservador inglés en las últimas elecciones generales? Según lord Rothermere, lord Beaverbrook y otros, el principal responsable es el mismo jefe del partido, Stanley Baldvoin. he reprochan jaita de energía, indolencia, jaita de ideas y pusilanimidad. Según los dos lores, que disponen de numerosos periódicos de gran circulación, el escaso valor político de Baldzvin fué evidente desde su primera presidencia (y aún después, cuando a principios de 1023 firmó con los Estados Unidos el oneroso acuerdo financiero) y si no le sustituyeron en la jefatura del partido fué únicamente por falta de una personalidad prestigiosa. Según D a i l y M a i l principal órgano de lord Rothermere, el nuevo jefe ha surgido ya en la persona de lord de Beaverbrook, uno de los reyes de la Prensa británica y heraldo del Empire Free- Trade, grandioso concepto político y económico, del cual hablamos ya en diversas ocasiones. Beaverbrook quiere unir el Imperio británico en una gigantesca unidad aduanera o cuando menos dar preferencia a las mercancías, procedentes de los dominios, a cambio de reciprocidad. Esta política implica desde luego el abandono del librecambio, que, en t calidad, ha sido ya abandonado, aunque de fí modo subrepticio y por el ministro liberal Mac Kenna. Sin embargo, el principio librecambista sigue en vigor, sobre todo en lo que se refiere a los víveres. En Inglaterra se cree todavía que los derechos aduaneros sobre víveres encarecen la vida, y la campaña de Beaverbrook trata especialmente de demostrar que, a pesar del librecambio, los víveres son en la Gran Bretaña más caros que en otros países proteccionistas, sin que el Gobierno disponga de medios de proteger la agricultura inglesa y concertar tratados de comercio sobre la base de D o ut des. En su último discurso, Baldwin- -aun mostrándose favorable hasta cierto punto a la política proteccionista- -se pronunció en pro de la libre entrada de los víveres. (I am not pvopesing to tax food. Por el contrario, su ex ministro de Colonias Amery, en otro discurso, se adhirió al concepto de Beaverbrook. El partido está amenazado por una escisión, que- -según el Daily M a i l- -existe ya y por la formación de otro partido conservador, bajo la jefatura de Beaverbrook, que seguirá la política imperial de losé Chamberlain. Banquete de despedida a M a e z t u Buenos A i r e s 13, 10 mañana. Con motivo de la próxima partida para España del embajador D Ramiro de Maeztu, las Sociedades españolas de toda la República le ofrecerán un grandioso banquete de despedida. E l banquete se celebrará el día 19 del corriente en la Asociación Patriótica Española de esta capital. -Associated Press. Para la inauguración de la Casa de la Prensa de M a d r i d Buenos Aires 13, 11 mañana. L a A s o ciación de la Prensa de Buenos A i r e s ha designado a D José R. Lence para asistir a la inauguración de la Casa de la Prensa de Madrid, que se celebrará el día 27 de abril. E l Sr. Lence lleva una placa de bronce, con una cariñosa dedicatoria, que los periodistas argentinos dedican a sus colegas de Madrid, y que será colocada en el edificio social. -Associated Press. CHINA V e i n t i d ó s malhechores ejecutados en Pekín Pekín 13, 10 mañana. A y e r han sido fusiladas 22 personas, afiliadas a una organización dedicada al asesinato, al robo y al secuestro, entre las que se hallaban varias mujeres. Fueron paseadas por las calles, antes de la ejecución, en coches especiales, presenciando; el fusilamiento numeroso público. FRANCIA Grandezas y miserias de u n a victoria de CJemenceau París 13, 6 tarde. (Crónica telegráfica. L Illustration ha adquirido los derechos de publicación de Grandezas y miserias de una victoria, libro que CJemenceau terminó la víspera de su muerte y que ha sido revisado por su hija. Pero La Nación, de Buenos Aires, ha conseguido idéntico privilegio, y ya ha comenzado a publicar un índice del libro bastante completo, que permite formar juicio acerca de lo que será. Y a se dijo en su día que Clemenceau comenzó a escribir este libró al siguiente día de la muerte del mariscal Foch. L o s ata- qu. es del Tigre se suceden unos a otros, no respetando a nadie. A l primero que pone en la picota es a Vivfar ii, que, era presidente del, Consejo de ministros en julio de 1914, quién, para demostrar la actitud pacífica de- Fráncia, cometió la tontería de hacer retroceder a las fuerzas francesas que guarnecían ias fronteras, ventaja que supieron aprovechar los alemanes E n este primer ataque Ciernenceau no tiene razón, pues bien saL. dp es que V i viani ordenó la retirada antes de la declaración de la guerra y precisamente para c i t a r incidentes de frontera muy posibles, así como para forzar a Italia ai casus fcederis, es decir, a que saliera de su neutralidad. Clemenceau se lanza nuevamente al ataque contra Poincaré, relatando sus diferen- tes puntos de vista durante la guerra, sobra todo en las vísperas del armisticio y durante las negociaciones del Tratado de V e r salles. A l citarle por primera vez Clemenceau advierte a sus lectores que le citará las menos veces posible. Embiste después el Tigre contra todos loú políticos, que, poco a poco, han destruido los Tratados de paz. Y, por último, le toca el turno al mariscal Foch. Clemenceau, para defenderse, hace afirmaciones injustas. Profundamente sectario, todo le parece bien para justificarse. Así llega a! acusar a F o c h de insubordinación, aunque le rinde un férvido homenaje y reconoce que fué uno de los elementos que contribuyeron a la victoria. N o tiene inconveniente el Tigre en contradecirse cuando declara que F o c h era un mediano estratega. Y precisamente sus cualidades técnicas han sido ensalzadas, no sólo por los aliados, sino hasta por los mismos; alemanes. Relata después Clemenceau los procedimientos de que tuvo que valerse para sostenerle y defenderle en la reunión secreta de la Cámara, cuando, después de la victoriosa ofensiva alemana en el Camino de las Damas, en mayo de 1918, se pedía la destitución de Foch, como antes se había pedido la de Nivelle. ¿Dónde estaríais- -exclama- pobre mariscal, si no hubiera expuesto mi pecho entre usted y sus jueces? E l libro crece en interés en cada página que se lee, pues descubre ciertos hechos que hasta ahora eran secretos. Así, por ejemplo, asegura que en el momento en que se desarrollaba la más formidable arremetida de los ejércitos alemanes, el mariscal Pershing, comandante en jefe de las fuerzas norteamericanas, solicitaba para sus ejércitos el honor de intervenir. Clemenceau rechazó el ofrecimiento de Pershing, pero le instó a que preparara sus soldados a toda prisa, para que entraran en liza con el mayor entrenamiento posible. E n estas páginas, el Tigre pone todo su patetismo, y en ellas queda grabada la angustia que pasó, hasta ver preparadas las fuerzas norteamericanas. De no menor interés es el capítulo dedicado a las negociaciones de paz. E n él asegura tranquilamente que está convencido de que la revolución alemana ha sido una farsa y que ahí está en pie la Alemania de 1914. Arremete contra sus magnates, sus filósofos, sus sabios y su aristocracia, y ensalza al pueblo francés, sediento de paz e. ideal E n esta última parte del libro aparece l a desilusión del autor, y combate a W i l s o n que creó una ideología ficticia en una E u ropa sangrada y arruinada. Se comprende esta gran desilusión del gran patriota que contribuyó a que Francia ganara la guerra. E l volumen termina ¡cómo iba a faltar! con una crítica despiadada de la política de Briand, su adversario de toda la vida. E l gran defecto del libro es que Clemenceau es que él era el menos autorizado para hablar de la guerra, porque nunca se puede ser juez y parte. -Ccria. ARGENTINA L i b e r t a n a u n anarquista criminal Rosario 13, 9 mañana. Siete desconocidos han entrado ayer en el hospital, donde se hallaba en calidad de detenido el anarquista que colocó estos últimos días una bomba en un tranvía, y amenazando consus pistolas al personal, se llevaron al de ¿tenido. Todos ellos subieron a un automóv i l parado a la puerta, huyendo, sin dej, ár rastro. INGLATERRA Un discurso del embajador España de Londres 13, 9 noche. (Crónica telegráfica. E l embajador de España, señor marones de M e r r y del V a l ha sido ayer objeto de un cordial homenaje en Leeds, importante centro fabril y comercial, organizado por Press Publicity Club, entidad integrada por los principales elementos comerciales de varias regiones de Inglaterra. A los postres del banquete que se le ofreció, ei embajador de España pronunció un elocuente
 // Cambio Nodo4-Sevilla