Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. JUEVES 13 DE MARZO DE 1930. E D I C I Ó N D E A N D A L U C Í A P A G 18, La politica en provincias Cambó y M a g a z E L M O V I M I E N T O D E AFIRMACIÓN MONÁRQUICA L o s monárquicos cordobeses. E l gobernador y el bloque monárquico. L a actitud del vizconde de la Palma del C o n d a d o L o s monárquicos cordobeses Córdoba 12, 10 mañana. E n el domicilio del ex diputado a Cortes D Manuel Enríquez Barrios se ha. celebrado una reunión de elementos conservadores de la provincia, para constituir un bloque monárquico, in- clüso con elementos liberales e independientes de la casa social católica. Se redactará un manifiesto. ha dirigido a los jefes, locales de la expresada agrupación la siguiente carta circular, en la que define su actitud, con motivo de las circunstancias actuales M i querido amigo: De todos mis amigos son bien conocidos, y por. lo recientes, por ninguno habrán sido olvidados, los motivos y desinteresados estímulos que me llevaron a actuar en la vida pública, a raíz del ya famoso 13 de septiembre. Solicitado insistentemente por requerimientos que yo no podía desatender, porque se sumaban a los dictados de mi conciencia, acepté la alcaldía de L a Palma, procurando poner al servicio de tan Horiroso cargo el modesto caudal de mi inteligencia y; toda mi buena voluntad. Circunstancias posteriores, que más l a menté que busqué, me llevaron a la jefatura provincial de la agrupación de ciudadanos, que noble y honradamente apoyó la benemérita labor del general Primo de R i vera, y aunque la nueva esfera dé acción en que entonces tuve que desarrollar mi actividad era, por demás, desproporcionada a mis posibilidades y a mis méritos, procuré suplir con mi buen deseo los muchos palmes que a mi talla faltaban para ocupar puesto tan preeminente y de tantas responsabilidades. A todos procuré servir, y a nadie quise ofender; y si el acierto no acompañó siempre a mis actos y alguien sufrió molestias o se consideró vejado en algunos momentos de mi actuación, tenga la seguridad de que mis intenciones fueron rectas y que solamente en la falibilidad humana han de buscarse las causas de mis equivocaciones. Aturdido un poco por el hervidero de pasiones, despertado por la llamada vuelta a la normalidad, y por el estruendo que formaron las aguas turbias al romper el d i que que las contenía, sentí nostalgias de mi pasado apolítico y un deseo vehemente de volver a lo que fui antes del 13 de septiembre de 1923. Y después de una detenida y. madura consideración del alcance y responsabilidad de mis actos, tomé la firme resolución de apartarme de toda intervención en la política y de retirarme a la vida privada. Pero ante los injustificados ataques, que en estos momentos sufre la Monarquía por parte de los mismos que fueron, por sus desaciertos, los únicos causantes del advenimiento de la Dictadura, he pensado quees un deber de conciencia para todos los ciudadanos que vemos en la Corona la más firme salvaguardia para nuestros más caros ideales: Religión, familia y orden el cooperar en su defensa del modo más decidido y eficaz, poniendo cada cual al servicio de tan noble causa todos cuantos elementos lícitos de lucha estén a su alcance. P o r esto, y aun constituyendo para mí un nuevo sacrificio, he resuelto sumar m i modesta significación personal al bloque de defensa de la Monarquía, que en la actualidad se está formando en toda España y que en plazo breve será, con toda seguridad, organizado en esta provincia por la persona a quien, por su autoridad y prestigios, corresponde la iniciativa. Bien entendido que en dicha agrupación he de figurar como un simple soldado de fila, y sin perjuicio de volver a mi primer propósito ele retirarme de un modo absoluto de toda actuación pública una vez que hayan pasado los actuales críticos momentos. Creo interpretar, fielmente el deseo del ilustre jefe nacional de la Unión Patriótica al aconsejar a todos los elementos yaliosí- Barcelona 13, 1 madrugada. H a n llegado a esta capital, procedentes de Francia, D. Francisco Cambó y el marqués de Magaz. E l marqués de Magaz se hospeda en el domicilio de su pariente el marqués de Casa Pinzón. Una carta del señor Sánchez Guerra Barcelona 13, 1 madrugada. U n ex d i putado por un distrito de Cataluña ha recibido la siguiente carta del Sr. Sánchez Guerra: M i querido amigo: Recibí su carta del día 1 y la contesto con mucho gusto. Tengo ya dicho, y lo consigno en mi discurso, que no me retiro de la política. N o creo tener derecho de hacerlo. L o que hay es que cierta gente no comprende que haya otro móvil para el hombre público que el de gobernar y de recoger el Gobierno, pero yo he creído siempre que un hombre público, que por razones de todo género y a costa de sacrificios ha conquistado alguna autoridad, puede prestar a su país grandes servicios, manteniéndose en un Parlamento solo, sin la preocupación ni el cuidado de su séquito, no teniendo más soberanos que España ni más inspiración que el de su propio deber. -Suyo afectísimo, amigo, J. Sánchez Guerra. Córdoba 12, 3 tarde. H a llegado D José Cruz Conde, que reunirá a sus amigos, para constituir una organización política, dando después una nota a l a Prensa. E n la sesión municipal se acordó que una comisión visite al gobernador, para pedirle que deje al Ayuntamiento en libertad de nombrar alcalde. E l consejero D. Francisco Salinas denunció que en el Negociado de Arbitrios existían más de 200.000 pesetas sin cobrar, lo que debía pasar a l a agencia ejecutiva. Añadió que habían sido ejecutados modestos contribuyentes por deudas de 15 y 20 pesetas, y en cambio no se había hecho nada contra otros que adeudaban muchos miles. Propuso que se concediera un plazo de 20 días a los deudores para que pagasen, acordándose así. E l consejero Sr. Hierro se lamentó de que no esté nombrada la comisión para los festejos de Mayo, siendo necesario intensificar la propaganda. E l alcalde interino manifestó que el nombrarf nto lo haría el alcalde propietario. Valladolid 12, 7 tarde. Bajo la presidencia del gobernador civil, ha celebrado sesión extraordinaria el Ayuntamiento, para dar posesión al alcalde nombrado de Real orden, D. Federico Santander. E l gobernador hizo un caluroso elogio del nuevo alcalde, y dijo que el Gobierno delegaba en el Ayuntamiento la facultad de elegir los tenientes de alcalde. E l alcalde lamentó la ausencia de los concejales socialistas, y ratificó su significación de monárquico albista, reiterando su adhesión al Gobierno. E l concejal D Juan Leonardo pidió que fuera quitada la lápida que el anterior A y u n tamiento mandó colocar en la fachada de la Casa Consistorial dando a la plaza Mayor el nombre de general Primo de Rivera. E l gobernador y el bloque m o nárquico Córdoba 12, 2 tarde. E l gobernador civil de esta provincia, D. Graciano Atienza, hablando esta mañana con los periodistas, dijo que estaba satisfechísimo por la forma en que han respondido los cordobeses para constituir el bloque monárquico, tanto en la capital como en los pueblos. N o pasa un día- -agregó- -sin que reciba, adhesiones de todas las clases sociales, demostrándolo por cartas, telegramas, tarjetas, pliegos enteros que llegan de los pueblos, y visitas de aquellas personas qué simpatizan con la idea. Verdaderamente esperaba este movimiento en provincia de tan arraigados sentimientos monárquicos; pero ha superado en mucho, ya que no hay pueblo n i aldea cuyos vecinos no hayan hecho patentes sus manifestaciones de adhesión al Rey. Esta expresión y estos sentimientos hacia el Monarca- -añadió el Sr. Atienza- -reflejan el entusiasmo con que ha sido acogida la idea de constituir el referido bloque. Por mi parte- -terminó diciendo el gobernador- -he comunicado al Gobierno tan gratas impresiones, y no hay que dudar de que una vez terminados los trabajos de organización del bloque monárquico en Córdoba y su provincia, se demostrará el, cariño que los cordobeses sienten hacia el Rey. E s tas impresiones las comunicaré personalmente al jefe del Gobierno en mi próximo viaje a Madrid, que efectuaré en la presente semana, el cual aprovecharé también para ocuparme, con todo interés, del asunto del ferrocarril de Córdoba a Puertollano, cuyo primitivo trazado tanto beneficia a los pueblos de la sierra cordobesa y a esta capital; Valencia 12, 4 tarde. E l gobernador c i vil continúa celebrando conferencias de carácter político. H o y ha tenido una con el Sr. Izquierdo y con el Sr. Gómez Igual. Respecto al problema político en la provincia se habla en determinados círculos de orobables proyectos de formación de una inteligencia entre conservadores y liberales democráticos, que sería dirigida por un d i rectorio. E l partido conservador ha celebrado una asamblea extraordinaria para conocer la renuncia del que era su jefe provincial y cqn firmar la designación hecha por el Comité directivo a favor del ex senador D Juan Bautista Valdecabres. E n la misma sesión se acordó elegir presidente del Círculo al ex diputado provincial D Alfredo Navarro, de tan decisiva influencia en el partido. La actitud del vizconde de L a Palma del C o n d a d o E l jefe provincial de la Unión Patriótica de Huelva, D Ignacio de Cepeda y Soldán,
 // Cambio Nodo4-Sevilla