Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. J U E V E S 24 D E A B R I L DE 1930. E D I C I Ó N D E ANDALUCÍA. P A G 26. INFORMACIONES Y NOTICIAS VARIAS D E L A REGIÓN A N D A L U Z A A B C en H u e l v a E l nuevo capitán genera! del Departamento de Cádiz. L o s auxiliares eventuales de O b r a s públicas. A B C en H u e l v a restauración, actualmente paralizadas, sigan su curso, porque sería tristísimo que a esa cimera nobiliaria de la empresa simpática se le cayera el airón glorioso de su romanticismo y quedara sin concluir una obra tan llena de ideas y de cultura. Seguramente no responde la paralización actual a l a voluntad de los donantes, que y a tienen suficientemente probado su proceder dadivoso. Cualquiera que sea la d i ficultad y donde quiera que esté el obstáculo impediente hay que removerlo y hacerlo desaparecer. -M. Sncrot. Marchena, número 1, posee doña Luisa M o ratín Morales, apoderándose de 40 pesetas en metálico y de tabaco por valor de 75 pesetas. L o s autores del latrocinio no han sido detenidos. Huelva 23, 10 mañana. Ante la Guardia civil de la mina de L a Poderosa se presentó Juan Martín García, que habita en la Venta de l a Llana, denunciando que al regresar a su casa observó que le faltaba del cajón del mostrador l a cantidad de 50 pesetas en plata y prendas de vestir, por valor de 70 pesetas. Como autor del hecho fué detenido, en Galaroza, tras activas pesquisas, el criado del repetido Juan, Manuel Be jarano Rueda, de diecisiete años de edad. Este manifestó que el robo lo había perpetrado con otro joven, de quince años, llamado Andrés. Ambos, para consumar el hecho, escalaron las tapias de la venta. E n favor de N i e b l a L a carretera de Sevilla a Huelva toca en k s murallas de la interesantísima ciudad de Niebla. H e pasado ayer por allí, y como siempre aquellos muros han suscitado en mí l a sugestión de las edades viejas. Y l i p l a Elepla, Lebla, Niebla. D e este modo rodó en los labios de la gente el nombre histórico desde los tiempos de Scipión hasta estos días nuestros. Y o pienso al pasar por allí en aquel P r e lado iliplense que asiste al tercer concilio toledano; veo a Niebla, más tarde, cabeza ele reino taifa; asisto mentalmente a la destrucción que l a horda almohade realiza en la ciudad del T i n t o siento la bienandanza de sus moradores en los días de la liberación que realiza el gran D Rodrigo Jiménez de R a d a y vuelto al poder musulmán, respira finalmente el aire santo de l a l i bertad y de la patria por el esfuerzo de los hombres de aquel rey que asombró a las generaciones con Las Partidas y Las Tablas Astronómicas. E n el castillo de Niebla vivieron días felices D Beatriz, l a hija de D Enrique el de las Mercedes, y D Juan Alonso de Guzmán; y después, de m i l vicisitudes de la Edad Moderna, en los ámbitos de la vieja fortaleza han sonado las espuelas de los soldados de Napoleón. Siglo x i x abandono, incuria, olvido... Las chozas y las viviendas pobres se pegan á los muros como parásitos de la necesidad nueva sobre l a piel de la vieja civilización... U n a mujer, D Elena Wishaw, se asienta en la ciudad, i a ama con singular veneración, habla, gestiona, se multiplica y además de l a creación de su precioso, museo, que pueden visitar hoy los turistas, interesa a unos señores ingleses amantes de l a arqueología y de la leyenda en la restauración de Ylipla. M r Butter no es un inglés de números, negocios, tanto por ciento, dividendos y nacionalismo exclusivista. Este señor tiene los nervios preparados para vibrar en la generosidad universal como los tenían Byron, Gladstone y tantos otros hombres ilustres del gran país. M r Butter arranca con doña Elena los parásitos vivientes de los muros, y lo hacen en forma cristiana, pues para destruir los nidales humanos han construido antes l i m pias casitas donde recoger a los desahuciados de la gloriosa ruina. H a empezado l a restauración del Castillo de Niebla. E s obra lenta, pero segura. T r o neras, fosos, muros y contrafuertes empiezan a surgir de l a ingente ruina. Hasta ahora el dinero empleado en esto parece que es sólo de l a procedencia dicha. H a y que reconocer que en estos tiempos, el hecho de venir de Inglaterra a un país extraño a restaurar ruinosos castillos medievales es algo que no anda en la ponderación corriente de los egoísmos triunfantes. Se necesita tener un mar de romanticismo en el alma para lanzarse a esa empresa idealista. Y o -o tengo el honor de conocer al i n glés generoso, pero no paso una vez por allí sin que le dedique m i modesta admiración, así como a la ilustre doña Elena, que tanto trabaja por la Niebla de sus amores. Esta crónica tiene por objeto aplaudir y suplicar. E l aplauso ya está hecho. L a súplica es para conseguir que esas obras de a 1 H u e l g a de metalúrgicos Huelva 23, g mañana. H o y se han declarado en huelga los obreros de los talleres metalúrgicos de Matías López, secundando esta actitud los que trabajan en los de L o s Aliados y Gutiérrez. Obedece esta decisión a haber sido despedidos de los talleres de Matías López cinco obreros, que pertenecen, por otra parte, a la directiva del gremio de metalúrgicos. Esta huelga crea una penosa situación, pues son más de doscientos los obreros que se encuentran en paro. Nos aseguran que otro de los móviles de esta huelga es no haberse concedido a los trabajadores e! aumento de salario que tenían solicitado. 57 Cae p o r u n terraplén y se hiere gravemente Huelva 23, 12 mañana. Cuando la Guardia civil del puesto de Calañas hacía servicio de extramuros, al llegar al paso a nivel de la carretera de Valverde del. Camino, en el sitio Pozo Nuevo se encontró con un hombre gravemente herido. Auxiliada l a Benemérita por varios vecinos, trasladaron al herido a la casa de socorro de Calañas, donde los facultativos procedieron a su curación, diagnosticando que padecía la fractura completa la pierna izquierda, por su tercio superior, conmoción cerebral y hematoma de los- párpados del ojo izquierdo, pronóstico grave. Cuando el lesionado volvió en sí, manifestó llamarse Juan López Martinez, de cincuenta años de edad, y dijo que dichas lesiones se las había causado al caer por un terraplén durante la noche, en estado de embriaguez. D o s pequeños robos Huelva 23, 9 mañana. Unos cacos penetraron en el estanco que en l a calle Padre Almería Colocación de una primera piedra Almería 23, 2 tarde. E n Huerta Cámara (Quemadero) frente el Convento de las Adoratrices, colocóse, con carácter privado, la primera piedra para la iglesia que se va a construir, dedicada a San Agustín. L a s obras se harán a expensas del obispo de la diócesis y el culto se encomendará a los padres franciscanos. rieana GRAN CUERPO DE BAILE ANDALUZ FLAMENCO Y CANTE PLAlfACIii CABARET COSMOPOLITA cuatro Todas las noches, de once a iiiadrnstada, ATRACCIONES Varias noticias Almería 23, 2 tarde. E n viaje por A n dalucía llegó, en automóvil, el ministro francés del Interior, V o r Geat. Visitó los sitios pintorescos de l a ciudad y salió para Granada. L a Cámara Uvera, que no pudo reunirse por falta de vocales, telegrafió al ministro de Economía, Sr. W a i s anunciándole la suspensión de las elecciones de vocales anunciadas para los días 25, 26 y 27. HAFAíi DÍAZ EMPRESA DE AOTO MÓVILES Servicio diario de automóviles de Sevilla a Herrera y Puente Geni! por Puebla de Cazalla y Osuna. Salida de Sevilla, a las siete de la manaría (Puerta de la Carne) Llegada a Puente Genil, a las once y cuarenta y cinco minutos. Salida de Puente Geni a las tres y treinta de la tarde. Llegada a Sevilla, a las ocho de la noche. Empresa. Automovilista Internacional VENTA DE Blfcl BTES Administración: C. Barcelona, 1. Telefono 22272. y en. as principales Agencias de Turismo. Cádiz El nuevo capitán general del Departamento SEVILLA- LISBOA Cádiz 23, 4 tarde. D e Melilla llegó el hidro Dornicr número 2, militar, amarando sin novedad. Salió para Canarias el vapor Isla Crisña, en el que van varios aviadores condestino a Cabo Juby. Con motivo de haber tomado hoy posesión el nuevo capitán general del Departamento Marítimo, almirante González, se le han dirigido numerosos telegramas de felicitación y saludo por el personal de M a rina residente en Cádiz.
 // Cambio Nodo4-Sevilla