Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. JUEVES is PE MAYO DS 1930. E D I C I Ó N D E ANDALUCÍA. PA 18. L a Reina y las infantas fueron, también, obsequiadas con ramos de flores. E n el hall del Palacio de Exposiciones ocuparon sillones las Reales personas, para asistir a la ceremonia de inauguración. Esta fué sencillísima, limitándose el ministro de Instrucción Pública a exclamar r -E n nombre de Sí M el Rey, queda inaugurada la Exposición Nacional de Bellas Artes de 1930. A c t o seguido comenzó l a visita a las diecisiete salas de pintura del pabellón primero. P o r cierto que al ir a pasar del escalón segundo, el Rey, llamando a uno de los porteros que en ese lugar prestan servicio, le dijo: -O y e porterp, toma m i bastón y mi sombrero y tenmelos ahí hasta luego. S i no, no hay manos. L a infanta doña Isabel no siguió a sus augustos parientes en su detenida visita a las salas. Prefirió i r a esperarlos al Palacio de Cristal, para cuando llegasen allí, y se marchó diciendo: -Vendré a ver todas estas salas con más tiempo y calma. Soy vieja y son mucho dos Exposiciones de esta importancia en un sólo día. L o s Reyes siguieron l a visita, guiados por el catálogo y acompañados, principalmente, el Monarca, por el Sr. Santa María, y la Soberana, por el Sr. Francés. L o s demás miembros del Jurado fueron con los infantes la mayor parte del tiempo. E n l a sala novena l a Reina llamó la atención de su augusto esposo acerca de un retrato de la señora de V i d a l pintado por Nelly Harvey. E n la parte de escultura hay, en la sala ¿ndécima, un busto del Rey, en madera, obra de Ballester Balduch. Se visitaron después las tres salas de A r t e jpcorativo, en las que se exponen, entre otros muchos objetos, un oratorio de madera y bronce y preciosos cueros repujados. Del Palacio de Exposiciones, la Real F a milia se trasladó al de Cristal, denominado pabellón segundo de la Exposición. Desde la escalinata del primero, presenciaron el desfile de l a compañía del Inmemorial, felicitando después el Soberano al coronel Castillo, allí presente. E l público tributó fervorosas aclamaciones a S S M M que continuaron, mientras dirigíanse al segundo pabellón, por entre las dos filas que formaba el gentío. E n las cuatro salas del Palacio de Cristal se exhiben obras de pintura, escultura, grabado y arquitectura. E n total, figuran en la Exposición más de I.IOO obras. L a concurrencia de artistas americanos h a sido menor que otros años. Sólo presentan instalaciones unos cinco o seis. E n cambio, predominan en el C e r t a men los catalanes. E n una tienda de campaña, contigua a l Palacio de Cristal, se sirvió un lunch las Reales personas. Í SS D Rafael León Priego, colocar u n lápida en el salón capitular, con el nombre del glorioso artista. T e s t i m o n i o s de duelo Córdoba 14, 12 noche. U n a comisión del Cabildo Catedral, presidida por el deán, estuvo en el domicilio de la familia de Romero de Torres, para testimoniar el pésame por la muerte del artista cordobés, recordando que gran parte del actual artesonado del primer templo de Córdoba fué pintado por R a fael y por Julio Romero de Torres, reproduciendo fielmente los dibujos y el colorido del primitivo artesonado. Continúan recibiéndose telegramas y cablegramas de pésame, entre otros del gobernador de Teruel, Sr. García Guerrero; del cronista de Albacete, del catedrático Fernando de los Ríos, y del Instituto Español de Nueva Y o r k Puede decirse que todos los artistas españoles, y gran parte de los de América del Sur, han enviado telegramas de pésame. DESPUÉS D E L F A L L E CIMIENTO DE ROMERO D E T O R R E S U n a lápida conmemorativa Córdoba 14, 12 noche. E n la sesión del Ayuntamiento, el alcalde, Sr. Jiménez Ruiz, propuso que la Corporación acordase perpetuar la memoria de Julio Romero de Torres, en forma altamente honrosa para Córdoba, para lo cual se presentará una moción en tal sentido. E n principio se acordó, a propuesta de Pésame del gobernador civil de Huelva Huelva 14, 4 tarde. E l gobernador c i v i l ha dirigido al de Córdoba un expresivo telegrama, enviándole el pésame, -en- nombre de esta provincia, por el fallecimiento del insigne artista cordobés Julio Romero de Torres. Rogaba el Sr. Monge Bernal al Sr. A t i e n za transmitiera esta expresión de pesar a la familia del ilustre pintor. H o y nuestra primera autoridad civil ha recibido un cariñoso telegrama de. ¿su compañero, agradeciéndole el pésame en nombre de aquella familia y suyo particular, por semejante exteriorización de condolencia, j Debido a sus instalaciones modé. rri; á. s. elásticos sanies y. resis Madrid Barcelona