Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. V I E R N E S 16 D E MAYO DE 1930. E D I C I Ó N D E ANDALUCÍA. P A G 27. j INFORMACIONES Y NOTICIAS TAURINAS E n M a d r i d L o s tres toreros vestían de azul. E n Tetuán: C o n valor, se puede transformar a un manso en t o r o de lidia. EN MADRID a p r o v e c h a b a n u n t o r o que salía rebotando de u n par, p a r a meterle otro. R a p i d e z A h o r a no. Y así c a m b i a n tanto los toros en el segundo tercio, y cuando salen resentidos, como ayer, los a g o t a n y los d e r r i b a n a c a potazos. E n r e s u m e n que no los l i d i a n los capean. S ó l o recuerdo que después de dos excelentes pares de b a n d e r i l l a s R a f a e l i l l o le corrió el t o r o a M a r c i a l a p u n t a de capote. E l q u i n t o t o r o se retiró al c o r r a l porque ¡izo e x t r a ñ o s de s a l i d a en los capotes y decían que n o veía. P r o n t o l o v i e r o n Confieso que a mí n o me dio tiempo. E s o s e x t r a ñ o s los h a c e n m u c h a s veces los mansos y los abantos. M á s se e x t r a ñ ó el que le s u s t i t u y ó también pedían e c h a r l e a l c o r r a l y cuando le r e c o g i ó M a r c i a l el t o r o s i n ser bueno, embistió. L a v e r d a d es que M a r c i a l no i n tentó s i q u i e r a t o r e a r a l t o r o r e t i r a d o hasta creemos que c o n su a c t i t u d c o n t r i b u y ó a ello. E l sobrero e r a de D G a b r i e l G o n z á l e z D e los toros y su l i d i a creo que n o falte p o r d e c i r de t o r e r o s m u c h o menos puede decirse. C h i c u e l o salió a m a t a r él p r i m e r o en c o n diciones b i e n d e s a i r a d a s c o n el t o r o en el suelo. A pesar de ello, se le pudo t o r e a r m u y b i e n a este t o r o pero C h i c u e l o n o le toreó b i e n P r e c i s a m e n t e en los muletazos dados se v i o c o m o estaba el toro, que n o e r a n i m u c h o menos, p a r a aquella faena m o v i d a M a t ó a l a r g a n d o el b r a z o E n el o t r o que pasó el p r i m e r t e r c i o con dos v a ras y doscientos capotazos, estuvo C h i c u e l o m a l pinchó m u c h o y de m a l a m a n e r a L a protesta del público fué constante. M a l se le presenta M a d r i d s i no v a r í a M a r c i a l L a l a n d a estuvo descuidadísimo en l a l i d i a de sus toros. P a r a mí fué lo más lamentable. P o r q u e si M a r c i a l L a l a n d a no se c u i d a del t o r o y se nos presenta sólo con su estilo deslucido, ¿qué es lo que queda de M a r c i a l? B a n d e r i l l e ó v u l g a r y m o n ó t o n o con l a m u l e t a le a c o s a r o n los toros, no los dominó, que es l o suyo, y, como no los dominó, e l p r i m e r o le dio g u e r r a p a r a estoquear. P r e c i s a m e n t e L a l a n d a lo que m e j o r hace es d o m i n a r estos t o r o s y ayer n o pudo. F u é L a l a n d a c o n todos sus defectos y n i n g u n o de sus rasgos de maestro j o v e n P a b l o L a l a n d a el que suelen l l a m a r L a l a n d a el m a l o fué a y e r L a l a n d a el bueno. P o r lo menos en u n t o r o e n su p r i m e r o a l que obligó, p o r q u e le halló m u y quedado, y le l i g ó m u y buenos pases con l a m a n o der e c h a c o n v i r t i e n d o a l t o r o pasándoselo, en fin, t o r e á n d o l e E l t o r o aunque agotado, acabó t o m a n d o m u y b i e n l a m u l e t a U n a estocada c o r t a u n p i n c h a z o hondo, y, p o r no e n t r a r más, deslucióse descabellando. E n el último t o r o c o d i l l e r o y poco d e c i dido, n o supo qué h a c e r estuvo pesado y poco hábil. P o r cierto que este t o r o- -e l t o r o b r a v o y m a n s o es s i e m p r e interesante, y el que se a f i c i o n a a m i r a r l e y a s e g u i r su l i dia, a u n en tardes a b u r r i d a s e n c u e n t r a m o tivos de a f i c i o n a d o- este t o r o decimos, t u v o u n detalle a d m i r a b l e F l a b i a m e t i d o los ríñones en dos v a r a s s i g n o de c o d i c i a y en u n quite le quedó p r e n d i d o en u n c u e r n o el capote de u n b a n d e r i l l e r o el t o r o estuvo con el capote colgando, s i n i n t e n t a r quitárselo de u n derrote, m u c h o t i e m p o hasta que se le cayó. E s t e t o r o no podía s. er b r a v o aunque lo p a r e c i e r a en u n puyazo. E f e c t i vamente, d u r a n t e l a faena de m u l e t a saltó l i m p i a m e n t e desesperadamente, l a b a r r e r a y se refugió j u n t o a u n b u r l a d e r o y se deje coger p o r los cuernos. U n detalle de acob a r d a m i e n t o del t o r o y a m a r c a d o en l o de capote. Y así fué l a pesada c o r r i d a del día de S a n I s i d r o en u n a tarde también f r í a y pesada, c o m o si las nubes se a p o y a r a n en nos otros. L o s tres toreros s a l i e r o n al ruedo vestidos de a z u l A z u l M a n o l o A z u l M a r c i a l P a- blo, a z u l T e n g o u n a muñeca v e s t i d a d e a z u l N o vistas de a z u l a tu muñeca, niña, que se v a a parecer a M a n o l o o. a M a r c i a l o a P a b l o y no quiero a c o r d a r m e más de l a c o r r i d a de a y e r -G Corrocliano. L o s tres toreros vestían de azul M a d r i d 15, 12 noche. E n l a r u t a de S a l a m a n c a a C i u d a d R o d r i g o a l a a l t u r a de V i l l a r de los A l a m o s el v i a j e r o suele v e r a l a i z q u i e r d a unos toros n e g r o s que pacen en unos cerrados que se l l a m a n de S a n F e r nando. E s frecuente que ande entre los toros u n jinete. E s t e j i n e t e n o tiene f a c h a de char r o M u e r t o J u a n i t o el de C a r r e r o s posiblemente no quede otro ganadero de c h a r r a estampa, que S a n t i a g o e l de T e r r o n e s E l que a n d a entre los toros de S a n F e r n a n d o tiene p i n t a a n d a l u z a l a j a c a el s o m b r e r o l a g a r r o c h a E s el a m o D A n t o n i o que v a v i e n e y v i g i l a y a p a r t a y e n r e d a c o n el g a nado. D A n t o n i o apartaría l a c o r r i d a de M a d r i d l a e n c e r r a r í a él m i s m o en el encer r a d e r o del V i l l a r A l l í se despide m u c h a s veops el duelo. P e r o D A n t o n i o n o a c o s t u m b r a a despedirse allí de sus toros, s i n o que v i e n e a M a d r i d los c o n t e m p l a en los c o r r a les de l a p l a z a y p o r último, cuando los e n c h i q u e r a n ve l o que hacen a l pasar p o r las puertas. A y e r posiblemente los v e r í a Y o no sé lo que h i c i e r o n los toros de D A n t o n i o a l p a s a r p o r las puertas. P e r o sí l o que h i c i e r o n e n l a p l a z a ¿U s t e d los v i o en l a p l a za, D A n t o n i o? P u e s si los vio, no tengo n a d a que d e c i r l e S i no los vio, le diré que a mí n o me g u s t a r o n L o s toros s a l i e r o n resentidos, blandos de pezuña, a r r a s t r a n d o las manos hasta h o c i c a r en el s u e l o u n o se c a y ó y costó t r a b a j o el l e v a n t a r l e c o m o acontece con Jos becerros de t i e n t a y n o es que me p a r e c i e r a n becerros, sino que me r e c o n T el t o r o caído los incidentes de a q u e l l a faena. ¿P o r que se c a y e r o n los toros? ¿H a empezado l a g r i p p e? D e l c e r r a d o- a l encer r a d e r o n o p u d i e r o n reblandecerse. L a r i b e r a e n c h a r c a d a no creo que t e n g a t a n t a i n f l u e n c i a L o e x a c t o es que s a l i e r o n m u y m a l Y fué lamentable, p o r q u e ese p r i m e r t o r o que se c a y ó fué u n t o r o que h u b i e r a l u c i d o y a l gunos r e c a r g a r o n en los caballos, y m á s h u b i e s e n apretado de tener en qué apoyarse. E l estilo no me g u s t ó f u e r a p o r lo que fuese, los encontré faltos de c a s t a se acab a r o n e n s e g u i d a no p a s a b a n a l g u n o s con dos p u y a z o s parecía que habían hecho u n a l a r g a y d u r a pelea en v a r a s N o me gustar o n A esto h a y que a ñ a d i r el e x c e s i v o c a poteo a dos manos. ¿P a r a cuándo se queda el t i r a r de los toros a p u n t a de capote, no d e j a r l o s e n g a n c h a r no cruzarse y n o r e c o r tarlos? S i e n s e g u i d a los toros a c u s a r o n su f a l t a de poder y su lesión, ¿p o r qué esa l i d i a? Y no culpo solamente a los peones, que y a deben saber m i r a r u n toro, s i n o a M a r c i a l L a l a n d a que tan b i e n conoce el toreo, le acuso de t o l e r a n c i a que en l a t a r de de ayer fué desconocimiento. A los toros baldados de D A n t o n i o P é r e z los l i d i a r o n i g u a l que a u n a c o r r i d a d u r a y difícil. C o n ello m a r c a r o n más los defectos de los toros c i m p a c i e n t a r o n al público, que lo vio unánimemente. V e n g o observando en v a r i a s c o r r i d a s y a h o r a viene a los puntos de l a p l u m a que los b a n d e r i l l e r o s necesitan que les p r e p a r e n el toro con l a m i s m a e s c r u p u l o s i d a d que u n m a t a d o r que h a de l u c i r s e E s t o m u l t i p l i c a los capotazos. E n el b a n d e r i l l e a r lo esencial es l a p r o n t i t u d es el buscar el t o r o donde esté, a p r o v e c h a r todo p a r a ahor r a r capotazos y salidas en falso. A ú n me acuerdo de aquellos b a n d e r i l l e r o s no del t i e m p o a n t i g u o sino de ayer, que EN TETUÁN C o n valor se puede transformar a un manso en toro de lidia M a d r i d 16, I m a d r u g a d a L o s a f i c i o n a- dos que l l e n a r o n ayer esta p l a z a p u d i e r o n convencerse con el ejemplo que b r i n d a r a C a r n i c e r i t o de M é j i c o de cómo, p o r l a i n fluencia del arte, reforzr. do p o r el v a l o r puede t r a n s f o r m a r s e u n b i c h o m a n s o y h u i d o e n un toro de l i d i a E l cartel excelente o f r e c i d o por l a t e r n a de B a l d e r a s C h i q u i t o de l a A u d i e n c i a y C a r n i c e r i t o de M é j i c o había c o n g r e g a d o público hasta a g o t a r las l o c a lidades. L a e x p e c t a c i ó n era enorme, pues se contaba p o r a n t i c i p a d o c o n ouc l a n o v i l l a d a había de ser brillantísima. T a n- b u e n c a r t e l quedó en g r a n parte n e u t r a l i z a d o ante las malas condiciones de los n o v i l l o s e n v i a dos p o r D J u l i á n S á n z H e r n a n d o E x c e p t o el l i d i a d o en tercer l u g a r que fué b r a v o los restantes r e s u l t a r o n m a n s o s t o m a r o n r e b r i n c a n d o las v a r a s h i c i e r o n toda l a pelea sueltos, s a l t a r o n numerosas v c e s al calle- i j ó n y l l e g a r o n avisadísimos a l último t e r c i o 1 C o n d i c h o ganado trr. nscurrió l a c o r r i d a lenta y monótonamente, pues los diestro t u v i e r o n pue entablar pugilato de r e s i s t e n c i a p e r s i g u i e n d o a los b i c h o s que en todo m o mento Querían o r i e n t a r s e h a c i a l a ganadería P e r o llegó el sexto, y C a r n i c e r i t o de M é j i c o- -q u e y a había b a n d e r i l l e a d o con su p e c u l i a r estilo al tercero, al que despachó, pre- i vía apretadísima y v i s t o s a faena, u n a estocada, u n p i n c h a z o y u n d e s c a b e l l o- -e m p e z ó a hacer con el a n i m a l i t o que estab- en f r a n ca fuga, u n a faena s a t u r a d a de arte, emoción, y v a l o r p i s a n d o los terrenos del b i c h o o b l i gándole a pasar, h a s t a que l o g r ó apoderarse de él y c u a j a r u n a faena g r a n d e con pases ¡de pecho, naturales y molinetes, que l e v a n t a r o n u n c l a m o r de entusiasmo. Y el m e j i cano, después del c u r s o d e m o s t r a t i v o de c ó m o se t r a n s f o r m a u n m a n s o en t o r o licuable, re cetó u n a soberana estocada, que unió todas; las manos en imponente ovación, c o n c e d i é n í dose las dos orejas a l valeroso diestro, qu j salió de l a p l a z a en h o m b r o s de v a r i o s e n tusiastas. Y esto fué el temple de l a c o r r i d a que es t u v o a punto de c o n s t i t u i r u n festejo f r í o y, desmayado, p o r c u l p a e x c l u s i v a m e n t e d e l ganado. ¡B a l d e r a s en los momentos que se l o per m i t i e r o n las reses, buscó el l u c i m i e n t o en lasj v e r ó n i c a s y en los quites, y c o n l a m u l e t a ejecutó, si no faenas b r i l l a n t e s inteligentes y eficaces. A su segundo le recetó u n a buena estocada, oyéndose pahuas. C h i q u i t o de l a A u d i e n c i a t u v o que luchar, con dos n o v i l l o s de pésimas condiciones, y) no obstante, lució su toreo estilista y de t e m ple en v a r i a s magníficas v e r ó n i c a s C o m o m u l e t e r o estuvo a d o r n a d o y eficaz, s i b i e n con el estoque t u v o que e n t r a r v a r i a s- veces, a h e r i r a sus b i c h o s que estaban h u i d o s y, dificilísimos p a r a i g u a l a r Se la a p l a u d i e r o n su competencia y buena v o l u n t a d ¡B r e g a r o n y c l a v a r o n buenos pares, V a l d é s C h i c o y C h o c o l a t e Carmona. BLANCO Y TO MO revistas; E a l a m á s h e r m o s a de l a s
 // Cambio Nodo4-Sevilla