Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. MARTES 27 DE MAYO DE 1930. E D I C I Ó N D E A N D A L U C Í A P A G C 10 NES Y TAURINAS NOTICIAS E n Sevilla. U n a corrida más... E n M a d r i d U n a cuadrilla d i s c i p l i nada. E n C ó r d o b a M á r q u e z habla c o n G u e r r i t a Otras corridas de toros y EN SEVILLA novillos dados, r e d o n d o s- -q u e no n a t u r a l e s- -d e pecho, molinetes, etc. fué a n i m a d a y b r i l l a n te. Cer quí s i m a siempre el torero, c o n a m bas r o d i l l a s en t i e r r a a c a r i c i a b a repetidamente, desde el pitón a l a cepa, las astas de su enemigo, adornándose c o n vistosos alardes que no son el toreo, pero que l o a m e n i z a n m u c h o L i g e r o y arqueando el b r a z o p a r a s a l v a r e l p e l i g r o hábilmente, dejó u n a estocada d e s p r e n d i d a que mató por sí sola. E l diestro cortó las dos orejas, y grandemente ovacionado, dio l a v u e l t a a l ruedo, a v a n z a n d o luego hasta el tercio p a r a saludar. C o n el capote- -bajito, afectado y desluc i d o- 110 existió. E n A r m i l l i t a c h i c o- -a q u i e n no conocíam o s- -l a n o t a que p r e d o m i n a es l a absoluta f a l t a de ángel. A d e m á s no suele ceñirse g r a n c o s a de suerte que, entre l a f r i a l d a d y el despego, sus l a n c e s- -a pesar de los a d o r- U n a corrida más... A l a undécima c o r r i d a de abono acudió poca g e n t e p o c a y p r e v i a m e n t e d e s a n i mada. S i a l menos, las figurillas de hoy s u p i e r a n entablar; en el r e d o n d e l el caliente d i á l o g o de l a competencia, el espectáculo- s i q u i e r a c o m o pálido remedo de lo que fué en mejores é p o c a s- -s e tonificaría a l v o l v e r a ser pasión. T a i- y c o m o l o h a n puesto los casuales toreros del día, esas sueltas i n d i v i d u a l i d a d e s carentes entre sí de u n n e x o de emulación y de a m o r p r o p i o que atenuase, c o n l a sensación de u n i d a d l a p o b r e z a del c u a d r o n o creemos que pueda interesar a nadie. E l p a r t i d o de fútbol de ayer, entre los eternos rivales, nos h a s u g e r i d o esa a ñ o r a n z a del p u g i l a t o t a u r i n o S e g u r a m e n t e l a p l a z a habríase defendido m u y b i e n del c a m p o s i h u b i e r a p o d i d o a n u n c i a r como éste, a l g o de r i v a l i d a d y de p u g n a l B u e n o- vamos al toro. L o s seis d e l marqués de V i l l a m a r t a t e r ciados, estaban gordos y b i e n p r o v i s t o s- -s i n e x c e s o- -d e defensas. E n cuanto a c o n d i c i o nes de l i d i a h u b o de todo en l a c o r r i d a mansos y de feo estilo los dos p r i m e r o s- -e l segundo, a d e m á s b r o n c o difícil y de s e n t i d o- e x c e l e n t e e l tercero, algo agotado en e l último t e r c i o p o r haber dejado l a p r e s i d e n c i a- -c a s o que este año v a siendo f r e c u e n t e- -q u e los v a r i l a r g u e r o s le z u r r a s e n d e m a s i a d o m u y bueno el c u a r t o- -c r e c i d o en l a p e l e a- cobarde ante los caballos, per o m u y manejable, e l quinto, y bueno el ú l timo. M a r c i a l L a l a n d a n o quiso a r r i m a r s e a s u p r i m e r e n e m i g o p a r a a h o r m a r l e y consent i r l e L a j u v e n i l maestría de ese l i d i a d o r- -c o m o e l arte o l a valentía de cualesquiera de sus c o m p a ñ e r o s- -s e y e e n c r i s i s total a n te l a d i f i c u l t a d m á s l i g e r a U n breve t r a s teo p o r delante, e n c o r v a d o distante y m o v i d o el t o r e r o precedió a u n a estocada caída, echándose f u e r a C o m o el t o r o c a y ó p r o n t o y patas a r r i b a h u b o m u c h a gente que a p l a u dió a l m a e s t r o j Así están las c o s a s! E n el c u a r t o a p a r t i r del t e r c i o de b a n d e r i l l a s t r a b a j a n d o m u c h o M a r c i a l entre ovaciones, l o g r ó e l desquite. C o n repetido d e r r o c h e de facultades colgó, de p o d e r a p o d e r tres pares p o r el l a d o derecho, g a n a n d o l a c a r a- -s o b r e todo en el ú l t i m o- -c o n a p u r a d a j u s t e z a que puso m u c h a emoción en el trance. L a faena de muleta, p o r a y u- Media yerSníca fie Mariano Rodríguez. A r m i l l i t a en u n g r a n p a r nos que p r o d i g a- -s o n de l o más tristón e i n sípido del m u n d o P a r a a b r i r boca, hubo de vérselas c o n e l m a r r a j o c o r r i d o en segundo l u g a r reservón, receloso y a l a defensiva. D e s p u é s de t r a s tear brevemente, con precauciones, pinchó al cuarteo, dejando l a m u l e t a en l a p e r c h a de los cuernos, y, después de dos medias estocadas a l a r g a n d o el b r a z o descabelló a l seg u n d o golpe. C o m o se t r a t a b a de u n t o r o de mitin, y el m u c h a c h o n o celebró el acto, sonaron en su h o n o r unas palmitas, m i e n t r a s el cadáver dei peligroso b i c h o era denostado en el a r r a s t r e E s t u v o m e j o r en el quinto, a l c u a l h i z o u n a faena que, con más g r a c i a y apreturas, habría sido grande. D e s c o l l a r o n en l a l a b o r dos series de pases redondos, c o n l a i z q u i e r da, que l a gente j a l e ó calurosamente, c o m o también unos floreos en los que sólo estuvo ausente el buen á n g e l de que antes h a b l a mos. D o s p i n c h a z o s s i n apartarse del buen c a m i n o dos veces, y por último, s i n a p r e t a r se, u n a estocada c o r t a que tumbó a l b i c h o sin p u n t i l l a H u b o ovación y v u e l t a a l ruedo. L o m e j o r del trabajo del j o v e n m e x i c a n o fué e l magnífico p a r de banderillas que de p r i m e r a s puso a su segundo a d v e r s a r i o E l m u c h a c h o llegando a l a c a r a c o m o los g r a n des artistas, alzó los brazos p a u s a d a m e n t e- -recreándose e n t a n agradable r e u n i ó n- -y clavó l o s palos, que quedaron u n i d o s enhiestos y vibrantes, en l o m ás alto. D e s p a r r a m a n d o y s i n fijarse, el t o r o h i z o l a r g a y t r a b a j o s a Ja p r e p a r a c i ó n p a r a el segundo p a r que fué simplemente bueno. E l p r i m e r o p o r l o m a g i s t r a l y b r i l l a n t e de su f a c t u r a v a l i ó a l m u c h a c h o u n a ovación grande y m e r e c i d a A M a r i a n o R o d r í g u e z le f a l t a n- -c o n pesar lo c o n s i g n a m o s- -á n i m o s c o n que m a n t e ner l a buena p o s i c i ó n e n que l o c o l o c a n eventualmente sus. esporádicos arrestos. P o r a u s e n c i a de coraje, e l notabilísimo a r t i s t a perdió ayer g r a n parte del t e r r e n o que en l a c o r r i d a de f e r i a r e c u p e r a r a y s í quitó de d e l a n t e- ¡s u p r e m a aspiración! sin haberles hecho faena, dos toros que, p o r br avos y sencillos, l a m e r e c i e r o n c u m p l i d a mente. E s t o q u e ó m u y b i e n a l p r i m e r o y m u y m a l a l que cerró p l a z a S i le a p l a u d i e r o n fué a l t o r e a r de capa, y no p o r q u e h u b i e r a en sus v e r ó n i c a s l a elegancia y l a pausa que otras veces, s i n o por l a v a l e n t í a- -e s a valentía que, i m p u l s a da p o r los n e r v i o s se a p a g a e n s e g u i d a- -con que aguantó e n los lances l a pujante acometida de las reses. L o s picadores p e g a r o n de firme y c a s i s i e m p r e en l o alto. S ó l o en el p r i m e r t o r o se picó trasero. C o m o el hecho es bastante sorprendente, queremos a n o t a r l o en h o n o r de los interesados, 3 s i n g u l a r m e n t e e n alab a n z a del G a l l e g o y M a n o s d u r a s R a f a e l i l l o R o s a l i t o de V a l e n c i a e l hertnano de L a l a n d a y los peones de A r m i l l i t a trabajaron a conciencia. Y a h o r a esta pequeña observación que un buen aficionado nos aconseja y que seguramente no será a t e n d i d a E n l a c o r r i d a de ayer, el tránsito de los hombres que ¡levaban a l a enfermería a l H u e r o- -l a s t i m a d o ess u n a c a í d a- -s e v i o ent o r p e c i d o en el callejón por esa afluencia de pelmazos que, s i n ser agentes del o r d e n púb l i c o n i s e r v i d o r e s de l a l i d i a se amontonan d u r a n t e cada fiesta entre l a puerta del P r í n c i p e y l a del a r r a s t r a d e r o E s t a m o s seg u r o s de que n o h a b r á entre los a l u d i d o s n i uno solo que n o ostente u n pase o invoque un m o t i v o P e r o también nos h a l l a m o s conven- J j a l a n d a a c a r i c i a n d o el pitón g u n d o toro, de S s e presidí el ingle q u e d i r i g e l a E m p r e s a d a O s e l i t o -A q u í estoy p e n s a n d o en e r t e r cio extranjero que n o s d a n er jueve. A r v o do R í o B a r d e r a y Solórzano. ¿l í o p o d í a