Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. D O M I N G O 6 DE J U L I O DE 1930. E D I C I Ó N D E ANDALUCÍA. P A G 29. LAS ASOCIACIONES CATÓLICAS Y LAS ASOCIACIONES NEUTRAS E l cardenal primado publica, en el Boletín de su archidiócesis, un documento sobre las normas de relación de Asociaciones católicas con entidades neutras. Reproduce la respuesta de la Sagrada Congregación del Concilio, resolviendo negativamente sobre! a propuesta de ingreso de las Confederaciones de Estudiantes Católicos en la Federación Internacional Neutra. Y recogiendo este criterio, establece los siguientes postulados: 1 Las obras católicas, si quieren con. servar su verdadero carácter católico y para, conseguir sus únicos fines y su completa adhesión a las normas directivas de la Santa Sede, deben de abstenerse de afiliarse a Asociaciones neutras. 2. L a Iglesia ha manifestado ya terminantemente su doctrina sobre este punto: conformidad con este principio, las obras de los católicos deben permanecer ajenas a toda forma de anticonfesionalismo y a toda organización en organizaciones neutras, aconfesionales o protestantes. L a Iglesia, pues, no sólo se opone a que las Asociaciones católicas se unan con Asociaciones que son positivamente enemigas de la Religión, llámense éstas laicas, naturalistas, etc. sino también a que se unan con aquellas otras que sin ser positivamente hostiles al Catolicismo no son católicas, ya se llamen neutras, aconfesionales, libres o con otros nombres análogos. 3. E n el caso en que se estimara conveniente una colaboración individual, se observarán en cada país, según las circunstancias, las normas directivas del episcopado. 4. Como, respecto de España, las orientaciones emanadas de esta Dirección Pontificia no autorizan las tales uniones. con carácter general y permanente, no puede proclamarse como admisible en España la. doctrina que la. defienda. 5. A u n respecto de uniones generales, deberá observarse la doctrina que concretamente deja establecida la Sagrada Congregación en su respuesta dada, en l a sesión plenaria de 12 de pasado abril, a la consulta elevada por la Confederación Nacional de Estudiantes Católicos de E s p a ñ a y que anteriormente queda expuesta. 0 No aprueba las Asociaciones neutras. Y en do de filtración es harto conocido y se puede practicar hasta en los hospitales. E n manos de la Sinagoga o de otro designio sectario, todos los teatros serían un instrumento valiosísimo, sin que lograsen interceptar las semillas las previas y posteriores censuras a cada estreno. E n materia política incluso, en momentos culminantes de la vida nacional, no es menester muchas veces la campaña activa; basta con las omisiones estudiadas y diestras. N o queremos razonar m á s ampliamente sobre este aspecto; es suficiente el considerarlo unos segundos para medir la magnitud de límites de un monopolio semejante. Ello bastaría y basta para que ni remotamente se piense en otorgarlo. Se levantaría airada toda la opinión sensata y patriota. Pero, además, hay otro aspecto que es el del estado de la sociedad. Se trata de un gran tributo del progreso que debe ir completamente, en el doble dominio directo y espiritual, al patrimonio nacional. Qué se diría si el Estado concediese el privilegio de explotación del telégrafo? ¿N o se está reprochando la concesión de la red telefónica, interurbana? Pues mucho más que el telégrafo y que el teléfono son las comunicaciones por radio, en las cuales la circulación fulminante de una noticia, menos todavía, de un sugenmiento de una leve insinuación, puede ocasionas efectos enormes. Aparte de que ya no es una hipótesis de novela científica el despacho radiográfico y la conferencia particular radiada. Por donde se mire, no hay más que motivos y motivos fundamentales para pedir y esperar que el Gobierno no convierta la materia en privilegio, el cual. no sería sólo i n dustria! sino también político y social. Y lo que nos sorprende, es que no protesten contra la probabilidad de una tal concesión todos los periódicos, sin excepción alguna. Por nuestra parte, acompañados o solos, nos disponemos a insistir con absoluta intransigencia. convencieron, finalmente, de que el fenómeno había existido. Corta intensidad. Escasa duración. N o hubo, por tanto, que lamentar daño ni en las casas ni en las personas. Los asustadizos reaccionaron pronto y la vida nocturna siguió normalmente. Él tema de todas las conversaciones en la noche del sábado fué el temblor de tierra. Evocando recuerdos de otros movimientos sísmicos les amaneció el día a muchos. Por fortuna, la capa de tierra que pisamos está bien asentada y lleva a gusto nuestro peso, sin que se le antoje protestar con trágicos estremecimientos. De cuando en cuando- -pasados muchos años- -un leve temblorcillo. Acaso lo ocurrido no fuera otra cosa que un t i r i tón de la sufrida tierra, provocado por el fresco de la noche. Esperemos, en tanto, a que personas autorizadas y graves nos expliquen el fenómeno y nos digan, medidas puntualmente, cuál fué su intensidad y a l cance. E n Constantina Constantina 5, 1 noche. A las once y 2 quince minutos se ha senido intenso temblor de tierra, que ha durado unos diez segundos. Dicho fenómeno se ha notado también en Ecija, Carmona, Córdoba y L o ra del Río. E n Córdoba Córdoba 5, 1 noche. A las once y quin 2 ce- se ha sentido un temblor de tierra, de unos cinco segundos de duración. Algunas personas que se hallaban en los paseos cayeron al suelo y el vecindario, alarmado, se lanzó a la calle. No se tiene noticia de haber ocurrido desgracias. E n Aguijar de la Frontera Aguilar de la Frontera 5, 1 noche. A 2 las once y catorce ha tenido lugar un movimiento sísmico que ha durado unos tres segundos, aproximadamente. E n el teatro Alfonso X I I I que estaba completamente Heno de público, se dio el grito de alarma y la gente corrió buscando la salida. Algunas edificaciones han sufrido grandes desperfectos. Se ha incendiado una casa. E l vecindario está todo en la calle, con l a alarma consiguiente. Hasta ahora no se sabe si han ocurrido desgracias personales. EL T E M B L O R D E T 3 ERRA D E A N O C H E (V iiu) M EL MONOPOLIO D E LA RADIO NO PUEDE CONCEDERSE H a y más que indicios para sospechar que se pretende un monopolio en el asunto de la radio; es decir, que venga a ser un p r i vilegio de explotación. N o constituyen ciertamente secreto aspiraciones y planes de los que se habló, ya como cosa segura; con m á s indiscreción que veracidad, queremos creer. Nuestro criterio- -es bien sabido- -se opone siempre al monopolio. Juzgamos éste como una remora para la economía y como un medio, no siempre leal, de impedir la competencia; y siempre en daño del consumidor. Y si pensamos así en cualquier privilegio de explotación de un orden material, ¿qué no diríamos en este caso si se otorgasen exclusivas que implicarían valo- res inestimables en el orden espiritual? L a i radiodifusión supera a la Prensa y a todos los otros medios comunicativos y propagadores. Puede empapar, saturar a millones de personas en cada instante de un modo directo y eficaz. E l control oficial no sería nunca bastante para tamizar una orientación sistemática y- ladeada, indiscreta y sutil. Cualquier ejemplo en que se piense, lo con. firma; no es preciso mencionarlo. E l méto- Próximamente a las once y quince de la noche anterior se sintieron en Sevilla, los efectos de un temblor de tierra. E l fenómeno fué de poca intensidad y. duración, pero, como decimos, sus efectos se notaron suficientemente. Muchas personas notaron el movimiento, pero, al pronto, no creyeron en la realidad del temblor de tierra, atribuyéndolo a la trepidación de algún motor, las que viven o se hallaban en calles frecuentadas por el paso de vehículos, pero todos se En E l Carpió E l Carpió 5, 1 noche. A las once y cuar 2 to, y por espacio de seis segundos, se ha sentido un temblor de tierra. E l vecindario, atemorizado, se ha lanzado a la calle. En Madrid Dirección cíe Hacienda Esta D i r e c c i ó n avisa a las personas qas tienen constituidas Fianzas o D e p ó s i t o s en las Cajas de la E x p o s i c i ó n Iberoamericana, la conveniencia de que, previos los t r á m i t e s reglamentarios, procedan a retirarlos, para la debida marcha administrativa de dicha dependencia, y para evitar tener que ingresarlos en la Caja- General de D e p ó s i t o s Sevilla, 4 de julio de 1930. D E L I C I O S O VERANEO Gran Hotel Amaya, Zumaya (G u i p ú z c o a) Todo confort moderno. B a ñ o s independientes. A diez minutos de Cestona y a cuarenta, y cinco de San S e b a s t i á n Punto de reunión de la colonia veraniega de la provincia. a la hora del te. P e n s i ó n desde 16 pesetas. Preciosa playa. A las once y minutos de la noche de ayer corrió por Madrid la noticia de que en un sector de ia capital había habido movimiento sísmico. E l repórter se puso inmediatamente en averiguación de lo sucedido, y su información dio por resultado que, según indicación de los vecinos comprendidos de la Gran V í a hasta la calle de Serrano, han sentido algún movimiento en sus domicilios, que ha movido hasta cuadros y muebles de. las habitaciones. E l fenómeno ha durado breves instantes. E n el Observatorio Astronómico; donde pedimos información, nos manifestaron que no tienen aparato allí para poder sentir el movimiento en Madrid y, en cambio, tenían noticias de que en Sevilla había habido movimiento de intensidad. E l movimiento que se haya podido producir en Madrid ha debido ser registrado por aparatos de T o ledo. Afortunadamente, no se registró accidente alguno.