Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
lustrosos y largos, los negros cabellos, trecuadrando el r o s t r o m o r e n o y rasurado, donde los ojos, vivísimos e inteligentes, se entornan bajo los párpados algo caídos, que a tal amparo disimulan su fuego mientras sobre la boca cerrada y prudente, que apenas sonríe, l a nariz es antecesora del naso dominador que ha de mostrarse al m u n d o en el fací es adusto de D. Fernando de Toledo, tercero y gran duque de Alba. Junto al grupo del arc á n g e l y de l a V i r gen, que son c o m o flores de un jardín de ensueño, el conde de Alba es en este cuadro evocación de la vida real de entonces, áspera, ruda, de combatir continuo y angustia inacabada, contra todo lo c u a l era p r e c i s o defenderse E l divino angélico no semeja, como el conde de Alba, conocer tales zozobras. Su pintura es celeste, serena en todo instante, plácida y de tan exc e l s a ingenuidad que se piensa fué realizada por las manos de PERUGINO. SANTA FAMILIA luz de algún spáritu puro, que van poco a poco vivificando y l i brando de sus rígidas cárceles las pinijuras anteriores, cautivas en las inmóviles efigies de los iconos bizantinos. Algo de esa quietud conserva aún la V i r gen de la Granada, a la que amparan con. un velo de oro, ricamente festoneado y ornado, 4o s ángeles serenos y adolescentes, vestidos con túnicas de suaves matices. A l refugio de espléndido veio, María oírece los rubíes del fruto a la maneota infantil y graciosa de Jesús niño. Las manos de la V i r gen son también admirables, finas, tersas, largas, blanquísimas. Una sostiene l a granada; la otra, rematando el brazo que sostiene al Hijo Divino, es como una alba maravillosa flor, pendiente sobre la seda del manto, que sube en pliegues amplios hasta prenderse algo más abajo de la pura garganta con un broche de oro cincelado y subir luego hasta recuadrar el purísimo óvalo, algo inexpresivo, donde todas las belle- ESCUELA ESPAÑOLA. L A VIRGEN ENTRE SAN BENITO Y SANTO DOMINGO D E SILES
 // Cambio Nodo4-Sevilla