Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
TAQUIGRAFÍA Oí AC M F lL A 7 A O Clase diaria de una hora, 16 pesetas mensuales. INSTITUTO R 3 EUS P R E C I A D O S 23; P U E R T A D E L SOL, 13, y M A Y O R 1, M A D R I D Libro: 6 pesetas. Ingenieros Industriales- Academia YELILLA Aduanas exclusivamente l ÍIM ELAft ISTH I N T E R N A D O M U Y VIGILADO! Magdalena, i Madrid. Telf. 13414. Fernanflor, 4. MADRID ACADEMIA C E L A T E X T O S PROPIOS Clases verano. Multitud casos positivos. Clases correspondencia. SAN B E R N A R D O 78. I N T E R N A D O M A D R E O Instíhrfo Arfar en Instrucción pública. E x á m e n e s en marzo. Instancias hasta el 30 de septiembre. Para el programa, contestaciones y p r e p a r a c i ó n diríjanse al INSTITUTO R E U S P R E CIADOS, 23, M A D R I D Ultimas oposiciones obtuvimos 25 plazas, cuyos nombres figuran en el prospecto que regalamos. U U n ái Ugl r I H a oficial, contestaciones y p r e p a r a c i ó n en- las clases o por í tcorreo, diríjanse al INS No se exige t u l o Para; el programa T I T U T O R E U S P R E C I A D O S 23; P U E R T A D E L S O L 13, y M A Y O R 1, M A D R I D E n las ú l t i m a s oposiciones obtuvimos plazas, entre ellas la n ú m e r o 1 de s e ñ o r i t a s y la n ú m e r o 2 de varones. Regalamos prospecto detallado. P l a z a S C O n 3 00 PtaS S e a d m i t e n senoritas OPOSICIONES A t o iÍADISTICA iom 1 E. R O D R I G U E Z- S O L I S ayudante, el luego general don Rafael del Riego, tan valiente como infortunado. Cerca: ya de San Vicente de la Barquera dispersó Soult las fuerzas segregadas de la división de Blake, las que fué aventando en su rápida correría hasta las llanuras de tierra de Campos. Reunido a Bonaparte el primer Cuerpo de su ejército, mandado por el mariscal Víctor, en substitución del de Soult; deseoso N apoleónde llegar a la vista de Madrid precedido de los títulos de humano y generoso, publicó un decreto de perdón general y amplia amnistía a todos los españoles que, un mes después de su entrada en la capital, depusieran las armas y acataran la soberanía de su hermano, exceptuando tan sólo al príncipe de Castel- Franco, a los duques fyt Infantado, Osuna, Híjar, Fernán- Núñez y Medínaceli; al marqués de Santa Cruz del Viso, al conde de Altarhira, al ministro don Pedro Ceballos y al obispo de Santander, cuyos bienes, dentro y fuera de España, debían ser confiscados, y sus duel o s si llegaban a, ser cogidos, entregados a una comisión militar para ser fusilados. ¿Deponer las armas, los españoles? ¿Aceptar un perdón de sus manos por el noble, delito de defender- la independencia patria? ¿Creer que iba a conquistarnos ni por el halago, ni por la piedad, ni por la amenaza? ¡No conocía Bonaparte a los hijos de esta noble tierra de España! Sabedor Napoleón de que el general inglés sir Jhon Moore había. llegado a Salamanca con partede las tropas inglesas que estaban en Portugal, ordenó a Lefevre que con 8.000 caballos se desparramase por las llanuras de Castilla, y que, en unión con las fuerzas del mariscal Soult, detuviesen a los que por aquella parte intentaran estorbar sus planes, y envió a Moncey y a Ney para entretener a las tropas de Palafox y Castaños e impedirles acudir en socorro de Madrid. Inútil precaución, una vez que nuestros ejércitos de la izquierda, centro y Extremadura habían sido aniquilados bajo sus poderosas legiones. Por encargo de la Junta Central acudió a guarnecer la cordillera de Somosierra el general dotí Benito S a n Juan con 32.000 hombres, reunidos esa T Esoa LOS GUERRILLEROS D E 1808 393 ejércitos el camino de Madrid y envolverlos en su posición. Castaños, indeciso Hasta entonces, resolvió levan- tar su campo de Calahorra y Cintruénie para replegarse a orillas del Cjueiles, entre Tarazona y Tudela, adonde acudió Palafox para celebrar uri coWsejo que no dio resultado alguno, pues, por extraño que parezca, no pudieron ponerse de acuerdo sobre si era más conveniente la defensa de Aragón, que ÍÍ 9 E S? S acababa de conquistar con el le