Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. SÁBADO 2 DE AGOSTO DE 1930. EDICIÓN DE ANDALUCÍA; PAG. 14 Pero cuando el Estado con su poderoso auxilio y la sociedad entera con su salvadora cooperación hayan acudido a l urgente remedio de las, desventuras que se comentan no se habrá l. -scho todo lo preciso, porque a ello deberá seguir inmediatamente, con i n dispensable previsión, el planteamiento de medidas y resoluciones que, con l a aplicación de procedimientos científicos, i m p i d a n o aminoren, el estrago del pedrisco, y con organizaciones. económicas atenúen, en todo caso, sus dolorosos efectos. B i e n se alcanza que, respecto de estas últimas, me refiero- a l a inmediata implantación del seguro forzoso de las cosechas, que es el objeto de estos renglones. Aunque de bien dolorosa oportunidad, no tiene el pensamiento novedad alguna. N i para los labradores ni. para los hombres de gobierno que se preocupan celosamente de los altos intereses nacionales ha. pasado i n advertida la fuerza milagrosa de l a cooperación, que no suma, sino que multiplica los esfuerzos y el beneficio. Moret, siendo ministro de la Gobernación, -presentó hace m u chos años un proyecto de ley estableciendo el seguro obligatorio de las cosechas, y a l gún diputado de los más modestos, pero de los más identificados, por amor a su tierra natal, con los hondos problemas de Castil l a sobre, ellos reclamó, en el Congreso r e i teradamente la atención de los Gobiernos, requiriéndoles, a que sometieran al examen, de las Cortes un, proyectoede l e y o r g a n i zando el. seguro: obligatorio de las cosechas. ¿Qué procedimiento debería- adoptarse r Acaso, el más sencillo fuese l a creación del seguro sin prima previa, que se limita aindemnizar a los perjudicados por un sinies- tro, técnicamente justipreciado por personal competente, con el importe de la. cuota, a prorrata establecida entre todos los l a 1 bradores en relación con, la cuantía del ries- porque, la enorme difusión que con ¡ella se go qué a cada uno se asegura y que habría obtiene reduce a cantidad insignificante l a de ser previamente valorado en los meses prima cooperativa, sino porque: así, se sale de febrero y. marzo, con diversidad de époal paso de la desidia, sipeli. seguro fuese cas, según las zonas de producción más o voluntario. menos adelantadas. U n a Junta central y N o l a habrá tampoco, ciertamente, en Juntas municipales, competentemente ase- apreciar la enorme trascendencia del segusoradas, serían las; encargadas de practicar r o forzoso de lascosechas- enfel robustecilas operaciones previas para establecer e l miento del crédito agrícola, auxiliar podecálculo del riesgo que ¡a cada labrador se. rosísimo en la industria d e l cultivo de l a asegurase y para justipreciar, en su caso, el tierra, -en l a que no suelen ser abundandaño sufrido, eliminando. desde- -luego de tes los capitales ¡de explotación. Cuando el toda indemnización el- quebranto que no a l prestamista se- percate y d e q u e con cosecanzase el 15 ó el 20 por 100 del riesgo com- ¡cha abundante. o sin cosecha; elMabrádor poprendido en l a póliza correspondiente. See suficiente solvencia, pbr ¿el- seguro gaLos gastos que la organización indispen- rantizada, se: habrá ensanchaddj. de modo i n sable exigiesen- Junta- central y personal calculable el campo del crédito agrícola, que tan poderosa y eficazmente- influye, en el técnico: -serían abonados por el Estado, que próspero desenvolvimiento de la- agriculde esta suerte daría provechosa y eficaz aplicación a las cantidades en otras épocas t u r a consignadas en presupuestos para calamida- -La gravedad del mal ue se. trata de redes públicas; y si la incomprensión del a g u- mediar y lo sugestivo de los temas enundo problema que se trata de resolver no lleciados invitan a esclarecimientos y desarrovase tan lejos el desprendimiento oficial, un llos que sobrepasan nuestro propósito de levísimo recargo de la cuota cooperativa hoy, limitado a solicitar la atención genebastaría a cubrir holgadamente el importe ral, y singularmente la del Gobierno, sobre de los gastos de l a organización adminisuna catástrofe q u e deja asolada una cotrativa. marca española y sobreHa necesidad de acu. Otro procedimiento no más complejo que dir al remedio de desventuras de esta nae l enunciado puede, asimismo, adoptarse. t u r a l e z a con medidas y con soluciones para Consiste en hacer, pura y simplemente, a l ahora y para luego. Estado el asegurador de las cosechas, n u Y nadie habrá de seguro que, conocido triendo el fondo indispensable para aten- el mal, vuelva, la espalda al daño sin preder a los riesgos. con el producto de un l i- ocuparse del remedio. L o s hombres- de ímegerísimo recargo de l a contribución territo- na voluntad lo abordarán, ciertamente, morial, en el caso de aue no se estimase que, vidos unos por bien plausibles sentimientos por la elevada misión social que con e l l o de. caridad- cristiana: otros por poseer cerse cumple deba- pechar el Estado con e l tera visión de los problemas nacionales y riesgo entero. de las obligaciones que incumbe r. l EstaE n lo que seguramente no hay por par- do. todos por inexcusables deberes de. solite de nadie discrepancia alguna es en se- daridad social. ñ a l a r l a obligatoriedad del seguro, no sólo WENCESLAO D E L G A D O 5 r 4 1 v MI 6 G 3 CI KA i A 4 A 4 Ó f No puede usted n i ima ginársela porque uso la; N o se tiene más edad que! a que se representa, y usted aparentara tener diez anos menos s i transforma el color de sus cabellos aclarándolos hasta. el tono que mejor vaya á su rostro. Para ello, nada; tan recomendable como la C a m o m i l a I n t e a que no es tinte, sino una loción de Manzanilla especial, absolutamente inofensiva, que aclara el pelo gradualmente á la tonalidad que se desee, desde el color castaño hasta el rubio pálido. Además, l a C a m o m i l a se usa con una facilidad sorprendente: basta echarla ert el agua con que se aclara la cabeza ó mezclarla con Agua de Colonia para darse una fricción, y el cabello comienza á ponerse claro en forma tan gradual que apenas se nota la transformación. E s el producto más indicado por su perfecta inocuidad para conservar el pelo rubio en los niños. S e utiliza también para disimular el vello sin necesidad de depilarlo. Frasco! ptas. 6, -en toda España. (timbre incluido) G r a t i s s e e n v t a c a t á l o g o ilustra do pára la belleza, él cuál contiene: J u g o d e L o t o I n t e a p a r a poner morena l a piel y e x t i r p a r de e l l a l a s p e c a s a r r u g a s m a n c h a s v g r a n i t o s C a m o m i l a I n t e a para dar a los cabellos prec i o s a s tonalidades c l a r a s N o g a l i a y H e n n é I n t e a para la inofensiva eliminación de las canas; L o c i ó n d e A z u f r e B e r r y para v i g o r i z a r y evitar la caída del pelo; D e p i l a t o r i o R a p i d o r para s u p r i m i r el vello supérfluo; B i i l l a n i t i n a i n t e a para embellecer los cabellos, etc. etc. Pídase a I N T E A A p a r t a d o 82; S a n t a n d e r
 // Cambio Nodo4-Sevilla