Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ACADEMIA LACLAUSTRA Farmacia, 2, esquina Fuencarrál, 60. MADRID Preparación para ingreso. Esta Academia ha ingresado más de 80 alumnos, y en distintas convocatorias, el número 1 en Ingenieros y en Infantería. MAGNIFICO INTERNADO. Curso en 1. de septiembre. GENERAL MILITAR Y ESCUELA NAVAL CURACIÓN MEDIANTE INYECCIONES Dr. M. ESPINOSA, Sagasta, 4, pral. tres a cinco. Teléf. 17900. (Frente salida Metro Glorieta Bibao. coaü GRANDES EXíSTErtCIAS Jétif MADRID SAN OPROPIQ! 4 LOTERÍA N. Remite provincias PELIGROS, MADRID Cruz Roja y Navidad. gestor 13 el mar económico? a g a r de gaAjUnq, CALVOS No existirán usando 5 c 6 ru: bora. PÁ ¿S daíaihj- ¿n J o t f c ü o ogenle jxAo consume. qtwolukí. CERCEDILLA (MADRID) PIIOSE V TOR llamado antes Médico director: A de Larrinaga. Pensión completa, incluida asistencia médica ¿de 30 a 50 pesetas. Oficinas en M a d r i d Alfonso X I I 44. Teléfono 16704. Puerta Sol, 14. Su admora, rem i t e billetes todos sorteos, Cruz Roja y Navidad, a provincias y extranjero. ABRÓTANO MACHO: MARCOS Detiene la caída ttel cabello desde la p r i m e r a l o c i ó n a en toda tas perfume riasy Droguerías di España Preparado por ERIA M A R C O S- C o r r e d e r a B a j a 19- -V a i i í d LOTERÍA N. 4 ampliaciones fotográficas de España. JIME N E Z FERIA. 143. SEVILLA LAS MEJORES la luz y las cocinas por gasolina son una necesidad. Catálogo gratis. CASA LAORDEN. Fuentes. 9. Madrid. PARA CASAS DE CAMPO M M M A 1 0 U T A Bí P A B L O dará Sos DOS MILLONES e n eS sorteo de la CRUZ ROJA Administración número 5, S A N B E R N A R D O 18, M A D R I D Tiene billetes para el sorteo de la C R U Z R O J A para el de N A V I D A D y para los sorteos corrientes, y envía a provincias y extranjero desde un décimo en adelante. 348 E. R O D R I G U E Z- S O L I S LOS G U E R R I L L E R O S D E 1808 345 extraordinario que, aprovechándose de las grandes ventajas que les proporciona el conocimiento del país y el odio implacable ele toda nación contra el tirano que intenta subyugarla por los medios más inicuos, son capaces de introducir el terror y la consternación en sus ejércitos. Para facilitarles el modo de conseguir tan noble objeto y proporcionarles los medios de enriquecerse honrosamente con el botín del enemigo e inmortalizar sus nombres con hechos heroicos dignos de eterna fama, se ha dignado Su Majestad crear una milicia de nueva especie, con las denominaciones de partidas y cuadrillas, bajo las reglas siguientes: I. Cada partida constará de cincuenta hombres de a caballo, poco más o menos, y de otros tantos a pie, que montarán a la grupa en caso necesario. II. L o s caballos deben ser útiles para e servicio a que se destinan, aunque por su talla o por otros defectos no sean a propósito para la caballería del ejército. III. A todo el que se presente a servir en la partida con caballo propio sin pedir su valor, se lereemplazará con otro siempre que lo pierda en acción de armas o por sus resultas. IV. A l que pida el valor del caballo con que se presente a servir, se le abonará, quedando como propiedad del Rey, y se le entregará otro para el servicio de la Real Hacienda, siempre que lo pierda en acción de guerra o inculpablemente por enfermedad u. otro accidente. V. Cada partida tendrá un jefe con el título de comandante, un segundo, dos subalternos más de a caballo y tres de a pie. VI. A l comandante se le dará, desde luego, l a graduación de alférez de Caballería, con el goce de 15 reales diarios, sin ración de paja ni cebada. VII. E l segundo comandante tendrá, desde luego, la graduación de sargento primero, y gozará de 13 reales diarios de sueMo, también sin ración de paja ni cebada. V I I I Los subalternos de a caballo serán un sa. rgento segundo con 12 reales diarios, y un cabo cotí 11. ambos sin ración de paja n i cebada. IX. L o s subalternos de a pie constarán de un- excitado con la. preferencia que de su ciudad había hecho la Junta Central. Para los sevillenos era esta una honra que no lvidarían jamás, una gloria de que se mostrabaD SE DESBORDABA AQUEL DÍA E N ONDAS D E A L E G R Í A justamente orgullosos, y si antes habían puesto su sangre y sus tesoros a disposición de la santa causa de la independencia, ahora, teniendo en su ciudad a la Junta Central, no habría sacrificio que no realizaran n i peligro que no estuviesen dispuestos a
 // Cambio Nodo4-Sevilla