Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MISS BE. TTY ARNOID, QUE H A PINTADO LOS VIDRIOS D E SU V E N TANA PARA QUITARLES TRANSPARENCIA Y QUE NO L A PUEDAN VER DESDE L A C A L L E MISTRESS JOSEFINE FARRELLj D E WINTHROP, CON UNO DE LOS PREMIOS D E SU COLECCIÓN D E SELLOS 7 U N SILLÓN PRIMOROSAMENTE DECORADO CON LOS MISMOS JUEGOS tenido ya el honor de decir antes de ahora que se impone una clasificación de los hombres por especies, y por géneros, y por variedades. Porque hay muchos. Aún hay clases, ¡ya lo creo... Cada vez más... Y es un lío. No podemos nunca saber si todos somos unos, o si, por el contrario, hay que distinguir y separar para evitar contusiones ofensivas. E l hombre desciende del mono se dijo hace unos años. Y desde entonces vienen discutiendo acerca de si sí o de si no. Pascal, en cambio, decía que el hombre sobrepasa, supera, siempre al hombre que el hombre es el ser único que asciende sobre sí mismo. ¿Cómo se pueden decir- -con probabilidades de verdad- -dos cosas tan diferentes? Pues por ia sencilla razón de que hay dos clases de hombres: unos a los que viene a la medida la darviniana afirmación; otros a los que corresponde por derecho la afirmación pascaliana. Hay hombres que, no sólo proceden, -en efecto, de los monos, sino que descienden además, a tal extremo, que resulta ofensivo para el mono recordarle al infeliz que lia tenido una descendencia tan mediana. Hay hombres, en cambio, que no: ni hacen monerías, ni monadas; aspiran a queEMOS H D A MAS DE
 // Cambio Nodo4-Sevilla