Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. JUEVES 23 DE OCTUBRE DE 1930. EDICIÓN DE ANDALUCÍA. PAG. 22. LA FAMILIA REAL Y LA CORTE El viaje del Rey a Burgos Visitas a Rivadeíago y a T o r o Zamora 22, 2 tarde. A las ocho de la mañavia, el Monarca montó en automóvil, con dirección a Burgos. L e acompañaban las autoridades hasta el límite de la provincia. Antes de partir, ei Rey habló con el alcalde de la capital, quien le entregó un pliego con las aspiraciones de la población. E l Rey le hizo entrega de 1.000 pesetas para los pobres y 500 para los ordenanzas de la Diputación, donde se alojó estos días. Ayer, el Monarca, durante su excursión a Puebla de Sanabria, se detuvo en el pueblo de Rivadeíago, misérrimo. Las gentes se arrodillaban a su paso pidiendo la construcción de un puente. E l Monarca se interesó acerca de la Diputación, prometiendo la construcción inmediata. A las ocho y media de la mañana de hoy, S u Majestad el Rey llegó a la ciudad de Toro. E l recibimiento que se le tributó fué imponente. A c u dieron los vecindarios de varios pueblos l i mítrofes, que le aclamaron con entusiasmo. Señoritas ataviadas con trajes regionales soltaron numerosas palomas. Directamente marchó a la Colegiata, donde entró bajo palio, cantándose un solemne Te- Deum por el arzobispo de Valladolid. A la salida, en el sitio denominado E l E s polón, se le explicó el lugar donde combatieron el Rey Católico Alfonso V de Portugal y el príncipe LV Juan, el lugar de la lucha ¡entre el arzobispo de Toledo y el gran cardenal de España y el sitio donde fué hecho prisionero e l conde de A l b a de Aliste. Después estuvo en el Ayuntamiento, donde fué obsequiado con un lunch. E l alcalde le hizo entrega de un documento, donde se recogen las aspiraciones de la ciudad, y a las nueve y cuarto reanudó su viaje con dirección a Burgos. La llegada Burgos 22, 1 tarde. Mucho antes de la hora anunciada para la llegada del Rey, el vecindario se lanzó a la calle, invadiendo los lugares que había de cruzar el M o narca. L a mayoría de las casas del trayecto l u cían colgaduras, así como los centros oficiales. A las once y media se personaron en el fielato de la carretera de Valladolid el capitán general, gobernador civil, alcalde, el ayudante del Rey D Pedro Obregón, juez de instrucción, numerosas entidades, representaciones diversas, el general Saro y varios concejales. A las doce y siete minutos llegó el Rey, con el duque de Miranda, jefe del cuarto militar; comandante general de Alabarderos, inspector de los Reales Palacios, señor Asúa, y un ayudante. E l Monarca se apeó del coche y cambió breves frases con las autoridades. Su presencia fué acogida con clamorosos vivas. Las campanas del Real Monasterio de las Huelgas fueron echadas a vuelo. L a comitiva se puso en marcha y cruzó el puente de Maíatos, Avenida de la Isla, paseo E l Espolón y calle de la Victoria, en la que esperaban las alumnas y profesoras de la Escuela Normal de Maestras. E l Rey paró el coche y la directora de dicho centro saludó al Monarca y le rogó que l a nueva Normal se construya en la calle de San Pablo, que hoy lleva el nombre de Alfonso X I I I E l Soberano prometió complacerla. comitiva a los terrenos donde se levanta la barriada para militares que se ya a inauEn estos momentos Heg ¿i el Rey y la gurar. Dicha barriada está situada en los A la una y media regresó el Rey a Burterrenos llamados del Dos de Mayo, que tiegos, asistiendo al banquete que se le ofreció nen forma triangular, corriendo uno de los en el Palacio Arzobispal. lados paralelamente a la carretera de F r a n Asistieron el arzobispo, capitanes genecia. Todas sus calles son amplias y cuenta rales de Burgos y Valladolid, gobernadores la barriada con 84 viviendas, clasificadas civil y militar, duque de Miranda, jefe de en tres grupos. la Casa M i l i t a r del Rey, presidente y fisPertenecen al primero 14 hotelitos unical de la Audiencia, alcalde, delegado de familiares, con dos plantas y jardín, destiHacienda, presidente de la Diputación, ge- nados a generales y jefes; al segundo, 42, eral V e l l a y dt i n y provisor del obispado también unifamiliares, para oficiales, y al tercer grupo 24. para suboficiales y sarE l R e y sale p a r a M a d r i d gentos. Todos disponen de calefacción. A las cuatro menos cuarto marchó el Rey Eos generales pagarán 135 pesetas mena Madrid, tributándosele una entusiasta dessuales; los jefes, 125; los capitanes, 9 0 los pedida. tenientes y alféreces, 67,50, y los suboficiales y sargentos, 45. E l capital empleado por el Estado para En Madrid construir la barriada asciende a 2.240.000 A las seis y cincuenta de la tarde llegó pesetas. ayer a Madrid, en automóvil, de regreso de E n l a barriada se ha levantado una igleZamora y Burgos, S u Majestad el Rey, sia un garage, un depósito de agua capaz acompañado del duque de Miranda, del gepara 50.000 litros y una casa destinada al neral López Pozas y de su ayudante tenienadministrador y más adelante se construirá te coronel de Infantería D Pablo Martín una escuela y. un campo de deportes. Alonso. E l viaje desde Burgos lo efectuó el Soberano sin novedad. E n Palacio reciEstancia en B u r g o s biéronle el mayor general de Alabarderos, y los jefes de servicio. Burgos 22, 5 tarde. Entre constantes Su Majestad el Rey, que regresa satisaclamaciones llegó el Rey a los terenos del fechísimo de su excursión, pasó inmediataDos de Mayo, cuya entrada principal la cemente a sus habitaciones particulares. rraba una cinta con los colores nacionales, hallándose en la parte derecha los generales, jefes y oficiales de la guarnición. El príncipe de Gales recibirá a la Esperaban al Monarca el Cabildo CateReina de España dral, presidente de la Audiencia, director Londres 22, 10 noche. E n nombre del del Instituto, gobernador militar, general Rey Jorge acudirán a l a estación de VictoSaro; arzobispo, y otras personalidades y ria, para recibir a la Reina de España, el Comisiones. príncipe de Gales y el duque de Y o r k L a S u Majestad el Rey saludó a todos y Re a es esperada el viernes por la noche, y conversó con el general Saro; estrechó la según se anuncia, permanecerá dos o tres semano a los generales y primeros jefes m i manas con sus augustas hijas en el domicilitares, besó el anillo del arzobispo y relio de su madre, la princesa Beatriz. -Univistó la compañía del regimiento de la Lealted Press. tad, que rindió honores. Luego subió a una tribuna, acompañado del duque de M i r a n da, capitán general de la región, Fernández DEL MOVIMIENTO REPérez, y del general Saro, quien leyó unas cuartillas agradeciendo la presencia del M o VOLUCIONARIO EN EL narca. Describió la barriada de que es iniciador el R e y también citó distintas poblaBRASIL ciones donde se inaugurarán en breve otros grupos de casas para resolver el problema L o s r e v o l u c i o n a r i o s han c o m e n z a d o una de la vivienda. Rogó al Rey continúe prestando su apoyó a esta obra, con l a misma ofensiva general confianza que hasta ahora lo ha venido haLondres 22, 2 tarde. Telegrafían de Perciendo. nambuco al Post que el general E l Monarca visitó una casa de cada gruSanta Cruz y su Estado Mayor han salida po, admirando las condiciones que reúnen de Bahía, con dirección al SJir, embarcando y el arzobispo bendijo las viviendas y rezó en el acorazado guardacostas! Floriano Peien la capilla un responso por los soldados xoto. muertos en África. Todo parece indicar que Bahía caerá E n el garage de la barriada se obsequió pronto en poder de los revolucionarios manal Rey con un refrigerio, que ofreció el cadados por el general Soares Tavora, que pitán general con breves palabras, sintiénavanzan rápidamente. dose orgulloso de verse al lado del SoberaLos revolucionarios han comenzado una no. Terminó con entusiastas vivas al Rey. ofensiva general, penetrando en el Estado de Este agradece el recibimiento que le han Sao Paulo, donde ganan terreno. dispensado y se muestra satisfecho del impulso que se ha dado a las habitaciones, reL a ofensiva d e los rebeldes solviendo así el problema de la vivienda. Río Grande del Sur 22, 6 tarde. L a s Dice a los militares que no se les debe sofuerzas rebeldes que acaudilla el general lamente obligar a trabajar para que las Miguel Costa anuncian un importante avanfuerzas a sus órdenes estén disciplinadas, ce para invadir el Estado de San Pablo por sino que es necesario también dar tranquitres puntos distintos. Según dicen, se han lidad a su espíritu, para que generales, jefes apoderado de las comunicaciones ferroviay oficiales puedan dedicarse a estudios, que rias, interrumpiéndolas entre Río de Janeise traduzcan en enseñanzas para las genero y San Pablo. También ensalzan los reraciones futuras. beldes su victoria de Cruzeiro, y dicen que N o olvidéis- -dice- -que si sólo permael general Y S entró, aclamado por l a nezco a vuestro lado unos momentos, estoy población, en Cuditiva. Añaden que los fea vuestro lado con el corazón. Procurad derales bombardearon el continente, cerca! cumplir con vuestro deber como yo he prode Florianópolis, hiriendo a varias persocurado cumplir con el mío. M i copa por nas, entre ellas a mujeres y niños. A l paEspaña. ¡V i v a España! recer, el grueso de las fuerzas revolucionaU n a ovación clamorosa acogió las palarias está concentrándose sobre el Estado dé bras del Soberano. San Pablo para una ofensiva general, que Luego habló con algunas personas de se espera dentro de unos días. -Unitei asuntos que afectan a Burgos, Después v i Press. sitó la casa de un suboficial. ar as
 // Cambio Nodo4-Sevilla