Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C MIÉRCOLES 5 D E N O V I E M B R E D E 1930. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 6 Como ciudadano, sobre todas las cosas humanas, es e l bien de mi Patria lo que me interesa; como liberal, me importa sobremanera esto: que no se repita en Españ a el bochorno de la Dictadura. H e aqui y a una convicción: de haber estado organizada corporativamente en Asociación cultur a l la Judicatura española, cuando fué victima de un atropello el dignísimo juez señ o r Prendes Pardo, no hubiera podido llegarse a la destitución de D Buenaventura M u ñ o z E l poder faccioso hubiérase estrellado contra el muro impalpable de una colierente, indeclinable, solidaridad. N o hay Gobierno, ni siquiera ilegítimo, montado como Estado de fuerza posible sin l a Administración de Justicia. E n ocasiones, el ariete colectivo m á s eficaz es un a d e m á n de parálisis. Frente al gesto hiérático del m á s alto poder sin armas- -la Justicia- -el poder oriundo de las armas se hubiera derrumbado. A l posesionarse de la presidencia del Tribunal Supremo D A n d r é s Tornos, con cuya amistad me honraba, l e escribí diciéndole que de él esperaba mucho, porque en él veía al símbolo del Poder civil. Y, con todo, nada se pudo hacer. F a l taba el instrumento corporativo. L a doctrina política racionalista se aquiet a en la teoría de la división de poderes. D e l a Constitución inglesa a Montesquieu y de K a n t a las modernas concepciones alemanas, el imperio de l a Justicia queda asegurado con la separación de los tres clásicos poderes -ahora se dice derechos formales de, la s o b e r a n í a el legislativo, el ejecutivo y el judicial. A s í las funciones del Estado, según esta visión mecánica, o truco equilibrista, escapan al peligro de la i n- terferencia; singularmente si a este dispot sitivo se. agrega un alto control, imaginado por Benjamín Constant: ¿Intitulado Poder moderador que no siempre resulta a r m ó nico Empero la experiencia- -incluso la m á s reciente- -sugiere otra doctrina, que prefiero nominar pragmática. L a que se atiene a los resultados Esta nos instruye de que las cosas, en la práctica, ocurren por modo diverso. E l origen del poder inside en la voluntad general según Rousseau. M á s al pueblo ¿le es lícito exhibir; su voluntad siempre? No. Y así, empíricamente, quiébrase el ideal teórico de la soberanía. P o r que sucede que, en la dinámica social, quien dispone de un tipo de fuerza, de poder- -material, espiritual o mixto- -se. alza con él, atribuyéndose el Derecho. Vérnosle pronto organizar las funciones del Estado, desde el Gobierno. E s un Gobierno faccioso se dice, con razón. S í pero puede darse. P o r donde los auténticos poderes del Estado en la hipótesis histórica de asalto al Estado, de usurpación por un solo poder de la sociedad, resultan delegaciones del único, del ejecutivo. cada una de esas colectividades es un efectivo poder poder material (el Ejército) poder espiritual (la Iglesia) y, poder mixto (la Justicia) Basta de teorías. Descendamos, lector, a la arena de los hechos. Cuando ocurre que, una de esas potestades asalta la fortaleza política, por obra de un golpe de Estado; si unOide los poderes de l a sociedad, por modo violento, usurpa las funciones del E s tado, uno de los otros. puede- -y a ú n debe- montar la resistencia. Seamos enemigos jurados del usurpador. Sólo así se realiza, pragmáticamente el ideal jurídico del equilibrio de los poderes. E l resultado de esa oposición automática es una equivalencia eficaz: la equipotencia política. Y en núestros días, el capacitado para situarse frente a eventuales prominencias del poder m i litar es el poder j u d i c i a l el organismo oficial autónomo de l a Administración de Justicia. P o r su doble carácter, de poder espiritual, que declara el Derecho, y de poder material, que le ejecuta; qué dicta la ley del caso, en la sentencia, y gobierna l a vida j u rídica- -esto es, el determinismo de. la vida social- -por la continuidad y coherencia de su actuación, e l poder judicial encierra una síntesis de Jas funciones del Estado. S i en alguna parte inside el símbolo, la eucaristía, del Poder civil, es en la Justicia. E l l a sola puede asumir la representación corporativa de la sociedad. E n ella se, encarna el espíritu del pueblo, que de justicia sólo padece hambre y sed. A s í m i voto- -desnudo de autoridad- -va por la corporación de los jueces, a fin de que un día puedan ser en E s paña el instrumento, del. Poder c i v i l Acaso fuera interesante el renovar la clásica división tripartita. Pero, dotándola de un triple contenido real. E n la vida de los Estados, bajo este régimen, destacan tres poderes: el militar, el eclesiástico y el judicial. P o r orden inverso, dominaron a la Humanidad en la Historia. L a antigüedad nos ofrece el ejemplo de pueblos gobernados por jueces. E n la Edad Media impone la Iglesia- -frente al Estado- -su poderío formidable. Ahora en la moderna y contemporánea, a veces, sobre l a sociedad monta su horcajada el Ejército. Dueños de las armas, de las conciencias o de los bienes jurídicos, Q. SALDAÑA CHARLAS DE F L O R A L I A ¿RUBIA 0 MORENA? -Estaba en un conflicto espantoso. Estaba enamorado de igual modo de dos mujeres a la vez: una rubia y otra morena. -Conozco la historia. Te refieres al Don Hilarión de í La verbena de la Paloma -Estoy hablando en serio, y todo lo que vas a oír es tan verdad como que arquea y engrosa las pestañas sin temor a picores PASTIM E L al Humo do Sándalo (1) ¡Perdona! -L a s conoció en u n a quinta hermosísima de San Juan de Luz. Eran hijas únicas, hermanas gemelas. Su padre, un rico comerciante retirado, viudo y jugador de ajedrez. Paquito comenzó a frecuentar la casa, atraído por las dos beldades; se peinaba correctísimamente con el fijador de fama mundial G O M I NA ARGENTINA (2) acompañaba a su candidato a suegro en su afición, y, a fuer (1) Caja coii espejo y cepillo, 3,50. (2) El fijador de lujo: Precio. 2 j tas. 2,50, 3,40 y; 5 ptas. En envase corriente, 3 tas, En envase de lujo, 4,50. Especial- -más vivo c e color- -yara artistas, 5 rtas. U finura y discreción es inimitable. No prod u c e nunca empastes ni resecamientos y mantiene frescos los labios y con fragancia de pétalos. Producto a base vegetal. de chico listo, que conoce él medio de llegar, dejábase ganar casi todos los días... De tales visitas nació el amor, un amor que crecía de hora, en hora, hacia las dos muchachas. Cuando platicaba con la rubia, imaginábase que ella era la preferida; mas cuando le tocaba el turno a la morena, rectificaba al minuto. En tal situación, ¿qué hacer... Si una tarde llevaba un frasco de COLONIA ACAOI A S MADRILEÑAS (1) a la blonda, ya. se sabe: al siguiente día era una caja del supremo JABÓN FLORES D E L CAMPO 2) para la trigueña. Y así por espacio do dos años. ¿E l padre no se impacientaba? ¡Claro que se impacientó, al extremo de pescarle a solas una noche y soltarle sin rodeos: Pollo, hay qué decidirse. ¿La rubia o la morena... P a q u i t o prometió contestar lo antes posible, echándolo a cara y cruz en su cerebro, porque si bien era verdad que la morena, tenía más vivo el genio, la rubia, en cambio, poseía Una dulzura... Total, que, tras una lucha erótica, se casó. ¿Con la morena o con la rubia? -Con una castaña que conoció en Irún y que en una sola se fundía el color de ambas. F LO S, A, Méjico (1) Precio: 1,40, 2,50, 4,50 y 10 ptas. (2) Precio de la pastilla: 0,35, 0,75 y 1,25.
 // Cambio Nodo4-Sevilla