Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. MIÉRCOLES 19 D E N O V I E M B R E D E 1930. E D I C I Ó N DE ANDALUCÍA. PAG. bemos no obstante, que su impresión es favorable a una rápida solución del conflicto. E n la Jefatura Superior de Policía nos han confirmado que, como ayer anticipamos, han sido puestos en libertad muchos de los detenidos en el Sindicato Único de la calle Nueva de San Francisco. Quedan aproximadamente un centenar, la mayor parte de ellos pertenecientes al Sindicato de las Artes Gráficas. M á s heridos. Detenciones Barcelona 18, 4 tarde. E n relación con los sucesos que se han producido esta mañana hemos comprobado la lista de los heridos, que son, además de aquellos cuyos nombres hemos transmitido, Alfredo Bolín, de cincuenta y un años, impresor, y Joaquín Cieves García, albañil, los cuales fueron asís- tidos en el dispensario de la plaza de Sepúlveda de heridas leves de bala, sufridas- al disparar la Guardia civil sobre los grupos que apedreaban a un agente de vigilancia. También resultó herido en este mismo suceso Francisco N i n repartidor, de veintitrés años. Fué trasladado directamente al hospital clínico, y su estado es gravísimo. José Ortiz Ilarreta, de veintitrés años, impresor, herido gravemente en la región infraescapular y en la región glútea, durante las colisiones frente al local del Sindicato Libre. Fué también directamente al hospital clínico. Guillermo Budién, sin oficio y habitante en la calle de la Cadena, herido gravemente cuando corría por el paralelo, con motivo de los disparos que hizo la Guardia civil, persiguiendo por el puerto y aquellos alrededores a los que habían participado en la colisión de que antes hablamos. A l reanudar el trabajo en algunos establecimientos situados en las calles poco v i giladas se han producido esta mañana pequeños incidentes. U n grupo apedreó un garage en la calle de Rosellón, rompiendo los cristales. Fueron detenidos cinco de los que formaban el grupo, entre ellos un estudiante. J u e z e s p e c i a l S e intensifican los servicios LA HUELGA DE CANTE ALI- de tranvías Se ha nombrado juez especial para instruir los sumarios con motivo de l a huelga 3 sus derivaciones al que lo es del distrito de la Audiencia, Sr. Erice. E l primer sumario que le ha correspondido es contra Francisco Vallmitjana, que ayer tarde se i n solentó contra los guardias en la plaza de Cataluña, tratando, según parece, de agredir a un guardia de Seguridad. A primera hora de la tarde se ha intensificado el servicio de tranvías por l a línea de Gracia, y las. terrazas de los cafés aparecen de nuevo ocupadas por el público, lo que da aire de mayor normalidad a la población. H a n abierto casi todos los comercios de la Rambla. S e reanuda el servicio d e autobuses Barcelona 18, 5 tarde. Esta tarde ha comenzado a funcionar una de las líneas de autobuses, la que hace el recorrido desde la Diagonal hasta la estación de Francia. Los autobuses, así como los tranvías que circulan por la línea de Gracia, van abarrotados. H a n continuado abriendo muchos establecimientos, entre ellos E l Siglo y algún otro importante. Esta noche se publicarán ya los periódicos. U n a de las molestias mayores de la huelga es la falta del servicio de limpieza. E n las calles se ven montones de basuras. L a Guardia civil, en la plaza de Cataluña, Universidad y Sepúlveda, obliga a circular al público, impidiendo la formación de grupos. H o y ha funcionado la estación emisora de radio, que ayer se sumó también al paro. Alicante 18, 1 tarde. Anoche se presentó en la Casa del Pueblo un delegado del Gobierno, prohibiendo que el delegado que los obreros habían enviado a Madrid para enterarse de los sucesos ocurridos diera cuenta a sus compañeros de las impresiones recogidas en la Corte. Esto causó algún malestar entre los obreros, y esta mañana, en las primeras horas, se formó un nutridísimo grupo en la calle de Alfonso el Sabio, en la que se están efectuando las obras del palacio de la Diputación. Del grupo partieron gritos de a la huelga y los obreros de dichas obras abandonaron el trabajó uniéndose a los levantiscos. L a huelga, según los grupos, se efectuaba como solidaridad con los movimientos ocurridos en M a d r i d y Barcelona. A l mismo tiempo, otro grupo se dirigía al lugar denominado Portazgo, donde está situado el paso a nivel de la línea férrea de Madrid, y en el cual se efectúan las obras de un puente. También los huelguistas lograron éxito en este lugar, consiguiendo que los 200 obreros que trabajaban en dicho puente secundaran el paro. Todos unidos, siguiendo la vía, se encaminaron a los depósitos de máquinas de la compañía de M Z A consiguiendo que los obreros en ella empleados paralizarán también los trabajos. A l tiempo que esto sucedía, otro grupo recorría la ciudad, logrando, sin esfuerzo, que los obreros de d i versas obras, talleres y obradores, abandonaran los trabajos. Los estudiantes, desde los primeros momentos declararon la huelga, y ayudados por algunos obreros recorrieron las vías céntricas, obligando al comercio a cerrar. A ias diez de la mañana comenzaron a retirarse los servicios de taxis y toda clase de vehículos. Algunos trataron de oponerse, acudiendo la Guardia civil, que era acogida con pitos. E l l o dio lugar a que se produjeran incidentes que, afortunadamente, no tenían graves consecuencias. E n la plaza de la Constitución, donde parece ser que se encontraba el núcleo del movimiento, la fuerza pública dio una carga, dando con el sable de plano. Esta actitud de prudencia evitó que se registraran desgracias. E n la calle del Diluvio se formó una manifestación, saliéndole al encuentro fuerzas de la Benemérita y de Seguridad, consiguiendo que no avanzara por el centro de la población. También fueron retirados los tranvías. L a ciudad presenta un triste aspecto, Los establecimientos están cerrados. L a circulación de vehículos es nula, y por las calles sólo se ven numerosos grupos de obreros. U n a de las manifestaciones consiguió llegar al puerto y en el acto hicieron sonar las sirenas. Todos los obreros dedicados a la carga y descarga abandonaron el trabajo. Algunos obreros del Sindicato se negaron a cesar en las faenas, produciéndose i n cidentes que dieron lugar a que la fuerza pública cargara. Los grupos se situaron en la puerta de los muelles, de donde fueron desalojados, sin que en las cargas resultara herido a l guno. Los capitanes de los vapores Antiva Mendi y Portugal pidieron a los huelguistas que les permitieran la carga, por tener que salir inmediatamente. L o s huelguistas les autorizaron. Se han situado numerosos retenes de fuerza pública en los Bancos y en todos los centros oficiales, especialmente en las Centrales de Correos y Telégrafos Donde se han extremado las precauciones ha sido en los alrededores del Gobierno civil que está totalmente rodeado de fuerzas, sin permitir que nadie se detenga en aquellos alrededores, Esta tarde no se publicarán los periódicos. Algunos han puesto una pizarra anunciando que no sólo dejan de salir por la carencia de medios por virtud de la huelga, sino que lo hacen gustosos, por solidaridad con los huelguistas. L a huelga sólo afecta a los tipógrafos por veinticuatro horas. E n la población, el inusitado movimiento huelguístico ha causado sorpresa y natural alarma, formándose, inmediatamente, colas en las tahonas y tiendas de comestibles, tratando de abastecerse de los artículos de p r i mera necesidad. Parece que la Casa del Pueblo había recibido órdenes de M a d r i d en el sentido do que no se- secundase ningún movimiento, puesto que la protesta de los obreros es taba localizada en Madrid. P o r esto, se creeque más bien parece movimiento promovido por los comunistas, aprovechando el desasosiego que reina entre el elemento trabajador, por yjrtud de los sucesos ocu rridos en Madrid. Realmente se ignora el origen de la huelga, que carece de dirección. V a r i a s cargas y algunos h e r i d o s T r a n v í a s apedreados Alicante 18, 5 tarde. (Urgente. Después de realizar las coacciones a la entrada de las operarías en i a Fábrica de Tabacos, se formó una manifestación, que se dirigió al- centro de la población por las principales calles. A l ¡legar a la de Calderón de la Barca cortó el paso a los manifestantes una sección de la Guardia civil y otra de Seguridad, que cargaron con los sables. Los huelguistas contestaron a pedradas. A consecuencia del choque resultó herido de piedra en la cabeza el director del periódico El Día, don Juan Sansano, y fué asistido en el hospital provincial. Luego la muchedumbre se dirigió contra un tranvía de l a línea de San Vicente, casi destrozándole a pedradas. Él conductor, en vista de la airada actitud del público, colocó el cartel de a encerrar pero entonces fuerzas de la Guardia civil y de Seguridad subieron al coche, protegiéndole contra los revoltosos. Esto aumentó las protestas entre el público, que arreció en los apedreamientos, destrozando los ciistales. También fué apedreado un tranvía en laj línea de las Carolinas. E n la Avenida de Z o r r i l l a se hallaba un retén de fuerzas de Seguridad en las obras del Telégrafo. A l llegar allí la manifestación salieron guardias para cortarles el paso, repartiendo sablazos. A consecuencia de esta colisión resultaron varios contusos. E l cabo de Seguridad que mandaba el p i quete disparó, arreciando enormemente l a protesta de los manifestantes y causando gran alarma. Como el incidente tuvo lugar frente a la casa de socorro, en ella se asistió a Luciano Hernández, de lesiones en un brazo; Eduardo Planelles, taquígrafo del periódico El Luchador, que sufre un balazo, que le atraviesa la pierna izquierda; José López García, de piedra; otros, con sablazos en la cabeza y una niña de trece años, llamada Luisa G u i jarro. Igualmente resultó herida en la espalda, por rebote de bala, una sirvienta. E l presidente de la Diputación ha enviado a la familia de esta mujer 100 pesetas como donativo. L a indignación que se produjo en este último encuentro fué enorme y seguramente hubiera habido que lamentar incidentes de mayor importancia de no haber intervenido un sargento del batallón de Cazadores, F r a n cisco García, que contuvo al cabo del piquete, evitando que siguiera disparando. Esta tarde se ha formado una manifestó-
 // Cambio Nodo4-Sevilla