Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. SÁBADO 19 D E S E P T I E M B R E D E 1931. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 39. EL CONFLICTO DE LA TELEFÓNICA Una nota de Jos representantes obreros en la Comisión mixta Se ha hecho público el siguiente documento A l Gobierno y a la opinión pública. -Justicia a secas. -La representación obrera en la Comisión mixta de Teléfonos ha venido dirigiéndose al Gobierno y a la opinión pública continuadamente, exponiéndoles en cada caso cuál era la actitud de la Compañía Telefónica Nacional de España aníe el conflicto de huelga que por parte del personal existía planteado, y también su conducta para con los empleados y obreros, a fin de dejar perfectamente dibujada la participación que en nuestro sentir ha tenido y tiene la Empresa en tal conflicto. Hipócritamente viene la Dirección de la Compañía mostrando público acatamiento a las órdenes e instrucciones del señor ministro de la Gobernación, concediendo plazos al personal en huelga para que solicite su readmisión al trabajo; pero todo ello no ha pasado de ahí, porque luego, una vez en su poder las solicitudes, que alcanzaron a gran número, no io admitía, y a esta fecha aún sigue sin admitir a la mayor parte del que se acogió a esos avisos. Es decir, aparenta que se somete a las decisiones del Gobierno, pero luego, en la práctica, las deja incumplidas, y con ello sigue manteniendo el desasosiego del personal y fomentando la huelga. Pero aún hay más: después de haber aceptado el arbitraje del señor ministro de Comunicaciones para resolver en Comisión mixta, con los representantes de las entidades obreras ajenas a la que planteó la huelga, las peticiones que comprendían las justas y legítimas reivindicaciones del personal de Teléfonos, y después de haberse convenido ante dicho señor ministro que esas representaciones quedaban rebajadas de todo servicio en la Empresa, a fin de que pudieran atender debidamente la labor a desarrollar en la Comisión mixta, tanto por aquellos empleados y obieros de Madrid como por los de provincias, cuando aún no se ha dado por conclusa su misión pretende la Compañía modificar ese convenio, y para dificultar la continuación de su trabajo suprime a dichos funcionarios la facultad que tenían y les ordena reintegrarse a sus puestos. Reclámase por los representantes obreros contra esta disposición de la Empresa, y resuelve el señor subsecretario de ComuActos de sabotage nicaciones, presidente- de la repetida ComiBilbao 18, 4 tarde. En Ortuella han sido sión mixta, en el sentido de que dichos fun- volados con dinamita seis postes de la Comcionarios habrán de seguir en la forma que pañía de Teléfonos. L a Guardia civil prachabía sido pactada. A l comunicar el señor tica diligencias. subsecretario esta resolución a la Empresa se produce el caso insólito y desmesurado de que sea rechazado en sus oficinas el ofiINFORMACIONES cio de dicha autoridad, alegando se hallaba ausente de Madrid el director de la ComMILITARES pañía. 1 Será preciso subrayar cuanto de desconsideración y despectivo- -por qué no deLa fiesta de la Substitución de la cirlo- -para con el Gobierno encierra esa acBandera titud de la Empresa telefónica? Pues aún faltaba más, algo apoteótico, y Valencia 18, 2 tarde. De acuerdo con la la Empresa lo ha servido hoy con todo des- autoridad superior el teniente general divicaro decretando la suspensión de empleo y sionario jefe de estas fuerzas ha dispuesto sueldo y formación de expediente a todos para mañana en ei paseo de la Alameda la los empleados y obreros que integran la Co- interesantísima fiesta llamada de la Substitumisión mixta y que se hallan en activo, im- ción de la Bandera, que consistirá en retirar putándoles desobediencia a sus órdenes (las la que actualmente se usa, substituyéndola contrarias e irrespetuosas con las decisio- por la de- la República. A l acto han sido innes ministeriales) vitadas las autoridades y es posible que al No desconoce la Empresa la indignación final pronuncie unas palabras el general R i que esta medida ha de producir entre el per- quelme. sonal que representan ios empleados y obreTerminará con un desfile militar de los ros afectados; tiene bien advertida la reac- regimientos ante la nueva bandea y desción posible que ello puede provocar, y no pués ante el general Riquelme. obstante lo realiza; ¿adonde va la Compañía con esta actitud? Ya no cabe dudar (nosotros desde el primer momento lo teníamos descontado) la Compañía no tiene más obsesión que la de provocar y producir el conflicto y agravarlo, induciendo al personal. a que lo secunde, y para ello siembra entre él el descontento y la indignación con sus arbitrariedades y atropellos. EÍ Gobierno tiene ya elementos de juicio bastantes para saber por qué y para qué a. la Compañía le conviene fomentar esa situación y sus consiguientes dificultades, que va colocando a su paso, y el Gobierno tiene el deber de impedir con toda energía que prospere tal propósito. Esta, Empresa telefónica actúa influida por la visión desconsoladora que le ofrece el próximo final de un contrato leonino, que sólo la venalidad de un Gobierno, de Dictadura pudo brindarle, y contra ese final que la República ha de ponerle lucha y se revuelve, utilizando como medio al personal inconsciente. Sin duda no quiere perder la Empresa el hábito que adquirió manejando a los ministros del pasado régimen con el influjo de sus operación financieras o con la exhibición de tutelas. E l señor ministro de la Gobernación, que ha venido reprimiendo con tanta energía y decisión las coacciones y actos de sabotage que durante la huelga se realizaron, que ordenó detenciones y represiones con todo aquel personal que se saliera fuera de la ley en este conflicto, tiene ahora la palabra; la Dirección de la Empresa sabotea a la Comisión mixta de Teléfonos, desobedece las órdenes del señor ministro de Comunicaciones, coacciona, en fin, a las organizaciones obreras, que dentro de la ley, y con el ma yor respeto para ella y para las disposiciones gubernamentales, han venido procediendo para llegar al logro de lo que son justas reivindicaciones del personal. En la cárcel hay celdas aún calientes por la presencia en ellas de empleados y obreros telefónicos supuestos coaccionadores en la huelga; esperamos que no se enfriarán por la presencia en ellas de los directores de a Telefónica, autores de los actos que denun- ciamos. Para la ley y ante la autoridad no puede haber diferencias; lo demás no sería justicia. Por la Comisión mixta, Silvestre Condearena, Salvador Bertwl, Víctor de Buen, Ángel Raes, Eleuterio Gómez, Ambrosio Gutierres, Manu- el Sánchez Giúrao, Rafael Medel. LAS FIESTAS PRIMA VERALES D E SEVILLA Concurso de carteles 1- Por acuerdo del Ayuntamiento se convqs. ca un concurso, al que podrán concurrir cuantos artistas lo deseen, sea cual fuere su nacionalidad o residencia, para la adquisición del cartel anunciador de las fiestas primaverales de esta ciudad, que habrán de celebrarse en esta capital en el próximo año de 1932, con sujeción a las bases siguientes: Primera. E l plazo para la admisión de originales empezará a contarse desde la fecha de publicación de estas bases y terminará el día 15 de octubre próximo, a las doce horas en punto. Segunda. Las dimensiones del cartel serán un metro por un metro cincuenta centímetros, superficie pintada, forma vertical y, cinco centímetros de margen en blanco, destinándose al desarrollo del asunto el espacio de un metro por uno veinte centímetros y los treinta centímetros restantes para la inscripción Sevilla. Fiestas de Primavera. Semana Santa y Feria, 1932 Tercera. No se establece limitación alguna en el número de los colores empleados, ni en el procedimiento pictórico, que podrá ser al óleo o cualquiera otro conocido, siempre que sea adaptable a la litografía. Cuarta. Será requisito indispensable para que sean admitidas las obras, que éstas se presenten fijadas sobre marcos de madera, a fin de que, si así se dispusiera, puedan exponerse al público, y aquellos que sean pintados sobre papel, habrán de estar adheridos al lienzo. Quinta. Los concursantes quedan en completa libertad para la manera de desarro, llar el asunto, pero teniendo en cuenta la índole de las fiestas que el Ayuntamiento trata de anunciar. Sexta. E l Jurado lo constituirán el señor alcalde presidente, el señor presidente de la Academia Sevillana de Bellas Artes o el señor académico designado por éste, el señor presidente de la Sección de Bellas Artes del Ateneo o la persona que designe, el señor teniente de alcalde, presidente de la comisión de Ferias y Festejos y dos señores capitulares designados por la Alcaldía. Séptima. E l Ayuntamiento concede un premio de tres mil pesetas como remuneración al trabajo que el Jurado considere digno de obtenerlo. E 1 original premiado quedará de la propiedad del Ayuntamiento, con el consiguiente derecho de reproducción. Octava. Los autores conservarán su incógnito, absteniéndose de firmar los originales, que designarán únicamente con un lema de su libre elección. En sobre cerrado que ostentará el misino lema de cada trabajo, deberá ser contenido el nombre y apellidos del autor, punto de residencia. y domicilio. Novena. E l Jurado a que se refiere la base sexta, podrá declarar desierto el concurse caso de considerar que ninguno de los trabajos presentados al mismo reúnan méritos suficientes, para optar al premio que se anuncia. Décima. Los originales admitidos al concurso, aun cuando no fueren premiados, podrán ser expuestos al público, caso de que así lo acuerde el Jurado. Undécima. Los originales se entreearán en días y horas hábiles de oficina, en el Negociado de Ferias y Festejos de la Secretaría municipal, en la forma y condiciones consignadas anteriormente en estas b e a s Duodécima. Transcurrido el plazo de un mes, a partir de la fecha de adjudicación del concurso, sm que los autores de los trabajos no premiados los hayan recogido se en tenderá que renuncian a los mismos, v el r
 // Cambio Nodo4-Sevilla