Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Á B C. M A R T E S 13 D E O C T U B R E D E 1931. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 19. la especialidad de cada una de las carreras de ingenieros civiles. Cree que l a República española con las americanas deben formar una Asociación de Naciones. Llevándose eso a la práctica seríamos dueños de nuestra independencia y de la economía mundial. P o r último habla de! espíritu y templé de la raza, aludiendo a l a próxima excursión del capitán Iglesias y a la que organiza el orador a una parte del Brasil, para el año 1932. Con el tema Pas y trabajo confía en el triunfo. E l orador fué muy aplaudido. que para recoger tanta riqueza. de sentimientos se complacía en ceder la palabra, en nombre del Gobierno al que es orazón e inteligencia, a D Femando de los Ríos. y TEMAS VARI OS E n l a lamentación del Sr. Alcalá Zamora por la acogida que su discurso ha tenido en los periódicos monárquicos, no está incluído A B C, porque A B C consignó, con especial relieve, cómo el jefe del Gobierno no había dejado por rebatir n i uno sólo de los falsos argumentos de la tesis demagógica, con lo cual quedaba señalada l a importancia doctrinal de su discurso. L o que no podíamos hacer, sin faltar a nuestro convencimiento y a l a misma realidad, era fiar en el efecto de ese discurso, conocido por adelantado el prejuicio irreductible con que lo escucharon las izquierdas de l a Cámara. Y ya se ha visto en la doble respuesta de los radicales- socialistas en el mitin del domingo y del acuerdo de l a minoría socialista en. su reunión de ayer. D i s c u r s o del ministro de Justicia D Fernando- de los Ríos comenzó diciendo que, por el respeto que merece la salud del jefe del Gobierno, se ve obligado a aceptar el requerimiento del Sr. Alcalá Zamora para dirigir la palabra. P o r ello, en nombre del Gobierno, dice que va a pronunciar unas frases triviales. Se complace hondamente al ver cómo en estos momentos se subraya la razón científica en su aspecto técnico. E n nuestra historia, dice que juega un gran papel la técnica científica. Alude a l a primera escuela de niños que se levantó en Méjico. Habla de la Universidad Náutica de Sevilla. Tiene un recuerdo para los sabios que en otras épocas pusieron tan alto el nombre de la Patria, y dice que estamos obligados, no a censurar la obra de aquellos hombres, sino a acrecentarla. Manifiesta que después de haber cambiado impresiones con el Sr. Alcalá Zamora, el Gobierno acogerá con satisfacción los anhelos y aspiraciones de la ingeniería española. Tiene palabras de alta estima y consideración para l a obra de la Unión de Ingeniería Iberoamericana. Habla de la función administrativa del Estado, diciendo que mientras no haya una organización científica, una administración técnica, el Estado no puede llenar cumplidamente su función. Manifiesta que el mundo necesitará siempre de la Ciencia, que tiene espíritu y razón. Espíritu que no hay que menospreciarle, y a sea el A r t e la Filosofía, hay que cultivarlo, porque dentro de él está la reflexión, de donde sale el mundo de la técnica. Termina diciendo que hay que captar l a técnica y el espíritu, y familiarizarse con el trabajo y el sacrificio. E l ministro de Justicia fué muy aplaudido. L a banda de Ingenieros interpretó en los intermedios escogidas piezas de su repertorio. D i s c u r s o del señor T o r r e s Q u e vedo A l dirigirse a la tribuna D Leonardo T o rres Quevedo, el público le hace objeto de una gran ovación. E l sabio ingeniero leyó unas cuartillas, agradeciendo al Gobierno su asistencia al acto. Habla de la excursión científica del año 1910, a Buenos Aires, con motivo de l a i n dependencia de ese país. Allí, dice que él, con elementos muy valiosos de aquella República, iniciaron el estudio de un proyecto para i n tercambio con. aquella República en el ramo de ingeniería. Aquellos proyectos tropezaron, como toda obra al principio, con dificultadesj allanadas éstas, quedó constituida poco después la, Unión de Ingeniería Iberoamericana. Tiene palabras de afecto y consideración para aquellos que cooperaron a su obra, y dice que ahora se prepara una intensa propaganda por aquellas Repúblicas. Dice que también se piensa hacer una Guia de la Enseñanza, en la que consten el número de escuelas y colegios, para facilitar la labor de aquellos que quieran venir a estudiar a nuestra patria. P o r último, manifiesta que tiene el deseo de organizar en América una o varias ex- r posiciones de ingeniería. E l l o afirma que sería, además de una exposición legítima de todos, un medio de acrecentar la íntima unión que siempre debemos tener con aquellos países. A l finalizar el S r Torres Quevedo fué calurosamente aplaudido. V E L A D A E N LA UNIVERSIDAD CENTRAL M a d r i d 13. Solemnísima resultó ayer la velada que, organizada por l a Unión de I n genieros Iberoamericana, se celebró en- el paraninfo de la Universidad Central para conmemorar l a Fiesta de l a Raza. E l amplio salón aparecía completamente lleno de distinguido y selecto público. E n el estrado tomaron asiento representantes del Cuerpo diplomático. Las paredes las cubrían banderas de las Repúblicas sudamericanas. A las seis, hora marcada para la velada, hizo su aparición en el paraninfo, a los acordes, del H i m n o de Riego, el jefe del Gobierno, Sr. Alcalá Zamora, a quien acompañaban el ministro de Justicia, Sr. de los R í o s el embajador de Chile, D Leonardo Torres Quevedo, y el ingeniero de Minas D José de Gorostiza. Ocuparon seguidamente l a primera fila de butacas para presenciar unas películas. L a primera que se proyectó fué una de l a República de Cuba, sobre construcción y conservación de carreteras. U n a del Uruguay, sobre arquitectura, construcción de puentes, etc. P o r último, se proyectó oha película muy interesante y que satisfizo mucho, dedicada a España. L a Escuela de Ingenieros de C a minos, con sus prácticas de laboratorios agrónomos, con su clase de botánica y prácticas de la misma. Y Escuela de Ingenieros de Minas, con su clase de dibujo y un pabellón de maquinaria. L a última parte de esta película iba dedicarla a las fábricas de industrias. A l terminar la proyección el público prorrumpió en grandes aplausos. U n a vez ocupada la mesa presidencial por el jefe del Gobierno y personas que le acompañaban, el Sr. Alcalá Zamora concedió la palabra al ingeniero industrial D Carlos Montañés, que lo hizo en nombre del Instituto de Igenierqs Civiles. Sus primeras palabras fueron dedicadas a la fecha histórica del 12 de octubre. D i j o que algunos llaman a España, vieja y caduca, siendo vigorosa y teniendo recursos, que sólo poseen las naciones grandes. Reconoce la gravedad de la crisis del momento, que, no sólo alcanza a España, sino al mundo entero, y aconseja reaccionar contra aquellos que organizan un movimiento de destrucción, que sólo pretenden aniquilar las fuentes de riqueza del país. P o r ello es necesario actuar sin desmayo alguno, enérgicamente, para arrollar de modo definitivo a aquellos que nos arrastran al ataque. Tiene un recuerdo para los descubridores de América, diciendo que ante aquellas figuras debemos descubrirnos, imitándoles en temple y en patriotismo. H a b l a del contraste que existe entre la política y la ingeniería. Se extiende en consideraciomes sobre la economía de los países en Comida en h o n o r de los d i p l o- D i s c u r s o del embajador de C h i l e E l embajador de Chile, D Enrique Bermúdez, dice que l a fiesta que se celebra es para poner en contacto países hermanos, esa gran patria hispanoamericana, que es una, por la lengua, por su religión y por sus costumbres: Ensalza esa fraternidad espiritual, y dice que se complace en dar gracias rendidas a la Unión de Ingeniería Iberoamericana, ya. que bajo sus auspicios se organizó la fiesta. Dedica grandes elogios a los fundadores de dicha entidad, augurándoles grandes éxitos en sus empresas, acreditando con ello lo que ya es público de competencia y capacidad técnica de los ingenieros españoles. Dedica un fervoroso recuerdo a l a memoria de Isabel la Católica, Cristóbal Colón, Vasco Núñez de Balboa, Pizarro, etc. T i e ne un cálido elogio para España, hablando de las figuras gigantes de Cervantes, Calderón y Velázquez y termina diciendo que venerar la memoria de aquellos que con sus hazañas dieron lustre a la Patria, es obligación ineludible. Muchos aplausos recibió el Sr. Bermúdez, al terminar su discurso. Seguidamente él Sr. Alcalá Zamora dijo máticos iberoamericanos E n el hotel Ritz se celebró anoche la comida que con motivo de l a Fiesta de la R a za organizó el Ayuntamiento, en honor del Cuerpo diplomático iberoamericano. Asistieron el presidente del Gobierno provisional, Sr. Alcalá Z a m o r a el alcalde de Madrid, D. Pedro R i c o el subsecretario de la Presidencia, D Rafael Sánchez G u e r r a el presidente de la Audiencia, D Félix A l varez Santullano; el secretario del Ayuntamiento, Sr. Berdejo; el promotor de la Fiesta de la Raza, y ex teniente alcalde, don Flilario Crespo, y los concejales señores García M o r o Layus, Pelegrín, Salazar Alonso, Coca, Cámara, Regúlez, Alvarez y H e r r e r o introductor de embajadores, Sr. L a g o el m i nistro de la Argentina, Sr. García M a n s i l l a el Sr. Casas, ministro de Colombia; el de N i caragua, D Raúl Contreras; el Sr. CrespoOrdóñez, ministro del Ecuador; el Sr. G a r cía K o h l y ministro de C u b a el Sr. Lasso de l a Vega, ministro de Panamá; el de Méjico, Sr. P a u s el Sr. Mello Barreto, embajador da Portugal; el ministro de Chile, Sr. Bermúdez; el decano del Cuerpo consular, Sr. T r a u man; los señores Giral, Puga, Barbeytp, Lázaro, (D. Ángel) Senquier, Trotorída y Pérez Camarero. A los postres brindaron en términos de gran elocuencia el alcalde de Madrid, quien ofreció el banquete, en nombre del Ayuntamiento; el ministro de Chile y el presidente del Gobirno provisional. Todos fueron aplaudidísimos. se v e n d e en t o d a E s p a ñ a a l p r e c i o de ISÜÍA PESETA
 // Cambio Nodo4-Sevilla