Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. J U E V E S i s DE PCTUBRE D E 1931. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G a l EL ATENTADO CONTRA LA ENSEÑANZA U n a de las primeras consecuencias que tendrá la aplicación del artículo constitucional aprobado ayer, será dejar sin medios de enseñanza a las legiones de niños que la recibían en escuelas y colegios religiosos. ¡Aquí en M a d r i d suman esos niños, entre P r i m e r a y Segunda Enseñanza unos 13.000, y son más de 60.000 ios de provincias. D e ellos, sólo una ínfima proporción podrán costearse profesorado particular, p r i vándose del método y de los elementos pedagógicos de los buenos colegios religiosos. Pero, ¿y la gran masa de la clase media y pobre? ¿Y los miles de niños pobres? P o r que no hay que olvidar que la enseñanza primaria sobre todo, es completamente- gratuita en los colegios de las Comunidades. N i el Estado tiene medios para organizar los Centros que suplan esa clausura, n i puede imponer el laicismo a las familias que libérrimamente elegían para sus hijos la educación e instrucción cristiana. Y lo menos que se podía esperar de un régimen que dice inspirarse en la libertad, y que no debía desconocer el derecho de gentes, era que se respetase el arbitrio para elegir. E s que además no habrá ahora, n i opción n i nada. E l Sr. Domingo pretende abrir muchas escuelas de primeras letras; pero, ¿cómo improvisará los colegios? N i puede, con el apremio que se desea en la ejecución del precepto que prohibe la enseñanza a las Ordenes, n i puede hacerlo tampoco la iniciativa particular. Claro que lo hará; claro que l a España católica no ha de abandonar a sus hijos a la imposición de un laicismo que es anticatolicismo. Pero se necesita algún tiempo, un plazo razonable. Y n i siquiera esto quiere conceder la intransigencia de la demagogia. L a responsabilidad se acusa con indiscutible rudeza cuando dentro de pocos meses el Estado tenga forzosamente que enterarse de que millares de alumnos primarios y del bachillerato carecen de enseñanza de la Cámara. Y el interpelado le señaló hacia un señor, diciéndole: Vea usted a ese señor. ¿No es verdad que parece un vendedor de acuarelas? Y, los dos se rieron a carcajadas. Nosotros no lo entendimos REPLICA D E L SEÑOR B O F A R U L L A L SEÑOR MARQUES D E VILLABRAGIMA 13 octubre 1931. Excelentísimo señor marqués de V i l l a brágima. M i querido amigo: ¿E s que vamos a prolongar nuestra conversación periódica? P o r mí, muy complacido, dada l a convicción que tengo de l a razón que asiste a Acción N a cional y lo grato que par mí es departir con usted. Pero, ¿cree usted que puede i n teresar a la opinión en los momentos actuales un episodio en rigor reducido, desgraciado, y pasado ya, y cuyas resultancias no pueden enmendarse por el dime y te diré en las columnas de la Prensa? ¿Y no cree usted que es usar demasiado de la acogida amable dispensada por el director de A 33 C y de sus lectores, atentos a cuestiones más actuales y algunas de mucha más trascendencia? Y vamos a lo que realmente interesa, ¿Quées lo que ahora importa? ¿L a unión; de los elementos antirrevolucionarios? ¿L a lucha contra los antisociales? ¿El bien de España? Pues vamos a ello. Con sinceridad recojamos lo que sea útil del resultado de la elección y lección pasada- -que bien claro predije- y pongámoslo en práctica, alta l a frente y con generosidad en el corazón, para evitar lamentaciones inútiles y no frustrar posibilidades de urgente y salvadora acción. De usted afectísimo amigo, q. 1. e. I. m. M. de Bofarull. Por la consideración personal que guardamos, tanto al señor marqués de Villabrágima como a los Sres. Bofarull y Arauz de Robles, y por espíritu de imparcialidad, he, mos acogido gustosos en las columnas de A B C las cartas cruzadas entre dichos señores sobre las recientes elecciones en la provincia de Guadalajara; pero, lamentándolo mucho, por falta absoluta de espacio, nos vemos obligados a dar por terminado, con la publicación de la precedente carta, el asunto en cuestión, y en lo sucesivo no insertaremos ninguna carta más, así del señor marqués de Villabrágima n i de los señores Bofarull y A r a u z Robles. DE LA ESTAFA A L PA- Y rectifico. M i anterior carta no se publicó en A B C aí siguiente día de recibir yo la de usted por exceso de original, y por unas líneas que le escribí, y que me consta que recibió oportunamente, sabía usted que le contestaba. E n mi anterior afirmo, y mantengo, que A R. A de Guadalajara, como los distintos Centros provinciales adheridos- -no hablemos ya de las varias organizaciones afines- son entidades autónomas en su organización y funcionamiento, que tienen de común con Acción Nacional los principios fundamentales que defienden y se enlazan con ella por relaciones de coordinación, no de dependencia, que sus reglamentos y nuestros Estatutos determinan. Nada PUNTO Y APARTE más. ¿Que eso no lo cree o lo desfigura el apasionamiento político? Está bien. Pero Para informarse de cómo se recibe fuera aquélla y no otra es la realidad. Y como a de España a la República, un periodista, que ella me atengo, soy yo quien no puede no debe de estar muy bien enterado, ha tenido que preguntárselo a D. Salvador de creer las lindezas que el acaloramiento natural producido por la contienda electoral Madariaga. Y dice: El cerebro claro de última atribuye a A R. A Y claro es que D. Salvador de Madariaga, el hombre todo no he dicho, es usted quien lo afirma, que serenidad, inteligente, que sabe de las horas está secuazmente adherida a Acción N a de todos los países... cional. N i tampoco puede usted con razón Pero, hombre, si eso lo saben hasta los ujieres del Congreso, don- de hay un magní- afirmar que yo escamoteo al conocimiento del público cuanto se refiere a los dirigenfico reloj, que, da todas las horas, menos las tes de la entidad provincial aludida, pues bobas. es bien claro, notorio y publicable. Desde el 14 de abril se habla mucho de los Efectivamente, Usted propuso, y lo agracambios de casaca de algunas gentes, de los decí, que fuera el candidato presentado por camaleones, de los acomodaticios. Sin emA R. A sustituido por el Sr. A r i z c u n bargo, no siempre son verdad estas murmupero usted sabe, y de ello hablamos, que, raciones. Por ejemplo, D. Luis Montiel, qu- e con sentimiento, no podíamos en Acción toda su vida fué ciervista, ahora es maurisNacional recabarlo. Porque el Sr. Arizcun, ta. ¡Y luego dirán que si... Calumnias. que contaba con toda nuestra simpatía y goza de merecido prestigio en la provincia, El lunes se conmemoró la Fiesta de la por sus cualidades eminentes, no podía ser Rasa, que, si mal no recordamos, tiene su en esta última elección candidato. Desemraíz en la hazaña de Colón, un hombre lleno peña cargo oficial en la provincia y se exde fe, que ostentaba las pruebas de ella en ponía a un traslado fulminante. D e ahí que los estandartes que presidían sus carabelas. habiendo sido candidato en las elecciones Uno de ellos fué clavado en la tierra para generales, y entonces sí de Acción NacioEspaña descubierta. Esperemos las nuevas nal, hubieron de prescindir de él sus amigos hazañas de los aventureros laicos. de Guadalajara. Un obrero fontanero quiere soldar, con Nada, pues, de levíticas hipocresías n i soldar, consolidar un injerto en una cañería, de falta de sinceridad, que amablemente y ¡en lugar de dirigir la llama del soplete haadvierte usted en Acción Nacional, moticia el estaño, la dirige hacia sus narices, y, varon la persistencia de la candidatura del naturalmente, se quema y la cañería se cae. Sr. Arauz, sino la realidad de las circunsNo nos lo explicamos. tancias, después de fracasar las gestiones practicadas por A R. A cerca de usted y Dígame usted algo que me haga reír de su señor padre, según en mi anterior decía ayer, un diputado a otro en los pasillos refería. TRONATO MUNICIPAL DE CASAS BARATAS E n la oficina del Patronato Municipal de Casas Baratas, clausurada al público provisionalmente, continúan los técnicos municipales sus investigaciones. Realiza estos trabajos él vocal del Patronato. D Agustín Latourrette. y los presencia el secretario- administrador, Sr. Ruiz de los Ríos. Hasta ahora lo desfalcado pasa de 40.000 pesetas. E l estafador, Sabina, encargado de sacar del Banco de España dinero para las atenciones del Patronato, cuando recibió en dos ocasiones cheques de dos mil pesetas cada uno, al llegar al Banco antepuso al 2 un 1 y cobró 12.000. L a cantidad en letras la enmendaba también. De esta forma, se ha apoderado en dos meses de cuatro m i l duros. También aparecen estafados con recibos enmendados los contratistas del Patronato Sres. Casanova y Ruiz Medina, el primero, en 1.500 pesetas, y el segundo, en 3.000, INFORMACIONES DE MARRUECOS Dimisión del alcalde de Ceuta Ceuta 14, 7 tarde. A consecuencia de las discusiones políticas entre las minorías del actual Ayuntamiento, ha presentado la d i misión el alcalde, D Manuel Olivencia. P a ra sustituirle ha sido designado D. Eduardo Pérez Ortiz, coroael de Infantería. Ambos militan en el partido republicano radicalsocialista. Incendio en un hospital Melilla 14, 7 tarde. E n el antiguo Hospital de Alfonso X I I I se incendió un pabellón, que a los pocos momentos quedó destruido. Camioneta acometida por una i hiena Melilla 14, 7 tarde. A l pasar por el puente internacional del Muluya la camioneta conducida por Manuel Rodríguez y Eladio Montesinos, se vio acometida por una hiena de gran tamaño. Lograron matarla y la trajeron a Melilla. E l animal pesa sesenta y cinco kilos.
 // Cambio Nodo4-Sevilla