Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LO DEL TEATRO ESPAÑOL Parece que la. Comisión de Gobernación del Ayuntamiento ha acordado conceder e! teatro Español a D Cipriano Rivas Cherit, que, en nombre cié Margarita X i r g u había presentado una demanda para la actuación de Josefina Díaz de Artigas con Ricardo P u g a hasta el mes de enero, en que volvería a nuestro primer teatro la eminente actriz catalana. E l asunto pasará a sesión el próximo viernes, y allí se resolverá en definitiva. Es, de momento, la mejor solución que puede darse. Pero podrá Josefina Díaz volver pronto al teatro? N o sin emoción pensamos en sus dolores de estos días primeros dé viudedad. Santiago Artigas era su vida entera, y un matrimonio tan unido por los vínculos más fuertes y por el arte, no podía romperse sin dejar en el alma de la admirable actriz y mujer ejemplar una amargura inextinguible, de la que no hallará diversión sino en el arte. Estas son precisamente las razones sentimentales- -pues las artísticas son obvias- -que nos mueven a recomendar a Josefina Díaz una rápida reintegración al escenario y una aceptación inmediata del teatro Español, el m á s adecuado, por cierto, a su talento y sensibilidad. Y confiamos al mismo tiempo que sus amigos y familiares logren convencerla de esta necesidad espiritual y artística. N o hay, además, otra propuesta que pueda enfrentarse con la del Sr, Rivas Cherif, pues no creemos que nadie teme en consideración la que se ofrece en nombre del gran actor argentino Enrique de Rosas. Tenemos en mucha estima las facultades histriónicas de este estupendo comediante, tan sobresaliente en el g é n e r o cómico como en el dramático, y uno de los mejores que hoy trabajan en el mundo de nuestra lengua, Pero, ¿puede cederse el primer teatro de E s p a ñ a a un artista que, si bien de nuestro idioma, posee un acento argentino tan pronunciado que le inhabilita para la incorpor a c i ó n de nuestro teatro clásico y para el trabajo con nuestros actores castellanos? N o es. ¡Dios nos libre! xenofobia. N i la sentimos, ni aunque la sintiéramos en alg ú n caso, podríamos llevarle al terreno artistico. N i un argentino ha sido nunca extranjero en España. Erancia misma aplaude a muchos comediantes extranjeros, que considera propios, y que han llegado, incluso, a sociétaires de la Comedia Francesa. M a x era rumano, y rumanas son Mine. V e n tura y M Yonnel. Michel Simón, el delicioso actor cómico, es giriebrino; Alcover y Jeanne Delvair, españoles; V e r a Sergrne y V e r a Koréne, rusas, etc. Son incontables. Y todos ellos se han incorporado al teatro francés, después de una dilatada preparación, al punto de que ni su prosodia, ni su aptitud para las interpretaciones de caracteres galos se diferencian de la de actores nacidos y educados en Francia. N o hay que decir que este no es el caso de Enrique de Rosas, cuyo talento, por nadie discutido, hemos celebrado aquí en todas las oportunidades. Pero, ¿es posible imaginar al admirable actor interpretando en el teatro Español de M a d r i d con su prosodia argentino- italiana La vida es sueño, o cualesquiera otras comedias de nuestro repertorio clásico o moderno, juntamente con actrices y actores españoles? Creemos, pues, que el asunto del teatro Español está resuelto para esta temporada. Josefina Díaz y Ricardo Puga vendrán hasta enero, y desde enero, la X i r g u Pero lo que nosotros pedimos al Ayuntamiento es una solución definitiva, una fórmula que impida que el primer teatro de Madrid se halle a merced de toda suerte de combina- s El teatro en Madrid. En el Cómico se ha estrenado L a cursi del hongo, de Luis de Vargas, interpretada admirablemente por Loreto Prado. (Foto Alfonso. Abajo: En el teatro Martín se ha estrenado con éxito lisonjero la fantasía, de Antonio Paso, con música de los maestros Luna y Guerrero, L a sal por arrobas. (Foto Alfonso.