Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
forasteros saben casi siempre lo que les aguarda y familiarizan su oreja con la diversidad de sonidos que han de cruzar por el campo de Atocha. I Nosotros hasta hemos visto a un entrej viador consciente llevar a sus jugadores a la estación en la mañana que precedía al- encuentro. Ya allí pasaron todos varias horas de entrenamiento auditivo. Cada vez que una locomotora silbaba el entrenador la señalaba con el dedo y decía: ¡Locomotora! Luego él sacaba un silbo reglamentario, expelía el sonido oficial y exclamaba: Parece que, en la historia del fútbol bri- ¡Referee! tánico na se ha dado un caso como el de A pesar de todo, ese equipo perdió el Stevpnson. m a t c h pero ya comprenderán ustedes gúe Stevenson es un jugador del Motherwell aquello tuvo que ser una injusticia. -J. M. (Escocia) codiciado por todos los grandes Clubs: Huddersfieíd, Newcastle United, ArBOXEO señal, Manchester City, Tottenham, etc. Todos estos Clubs ofrecen por Stevenson en ¿Se establece la categoría de Jos traspaso lo menos diez mil libras esterlipesos pesados dreadnought nas y todos ellos están dispuestos a hacer por Stevenson el sacrificio, que se les pida. Acerca del omatch Carnera- Campolo Stevenson sonríe. N u e v a Y o r k P o r insinuación de míster- -No iré- -ha dicho. M u l d o o n de l a Comisión de A t l e t i s m o de Las razones de Stevenson son tan senciN u e v a Y o r k p a r a que se estableciera l a llas, tan primarias, que asombran. clase peso pesado dreadnought el púgil -Yo no juego al fútfol- -ha dicho- -por a r g e n t i n o V i c t o r i o Campólo y P r i m o C a r jugar, al fútbol, sino por jugar en el Mothern e r a e l g i g a n t e i t a l i a n o h a n c o n v e n i d o en piell. Todo lo demás no míe interesa. u n encuentro a quince asaltos, que se ceStevenson vive en Kilbimh, a 32 millas lebraría en M a d i s o n S q u a r e G a r d e n e l 27 de. Glasgow. Dos veces por semana recorre de n o v i e m b r e 64 millas para entrenarse. Es la lealtad a M í s t e r M u l d o o n h a consentido en reconoprueba de distancia y, de libras esterlinas. cerle a l vencedor el r e f e r i d o título de c a m No todo es dinero en el profesionalismo. peón dreadnought. De. -vez en cuando- -muy de vez en cuanA esta n u e v a clase o tipo de superpesado- -aparece un Stevenson preparado para la dos p u d i e r a n a s p i r a r perfectamente, a j u z fidelidad. Como un perro. g a r p o r su t a l l a y peso, el portugués José Se tíene la impresión de que no hay liS a n t a el n e g r o G o d f r e y y algunos otros bras en el. mundo que puedan conmover, a pesos pesados de talla exagerada. Stevenson. M u l d o o n desaprobó el encuentro L o u g Que es, sin embargo, escocés. b r a n versus C a m e r a entendiendo que L o u g Y el, escocés, según los ingleses, es el h r a n es a d v e r s a r i o que n o valía l a p e n a -hombre que se conmueve, más por. un peUnited Press. En nuestras notas de ayer resulta que hablamos un largo rato de Gallachez. Ya se: comprenderá que nuestra intención no era esa. Nuestra intención era hablar un largo rato de Gallacher. Con todos los respetos a la fonética británica. El domingo último ocurrió en París un curioso episodio durante el partido Racinglíed) Star. Un delantero del Racing se acercó a la meta adversaria, y en el momento en que e disponía a lanzar el tiro sonó el silbo del arbitro. El goal- keeper del Red Star abandonó su guardia; pero el delantero del Racing siguió en la trayectoria y marcó el Luego se supo que. el arbitro no había silbado; que quien había silbado era un espectador... El. g o a í fué válido, a pesar de las protestas del equipo que había embarcado la esfera de manera tan irregular. Esto nos recuerda el campo de Atocha, en San Sebastián. El campo de Atocha limita por uno de sus lados con la estación del Norte, y es frecuente que los jugadores forasteros, durante la refriega, confundan el pífano arbitral; con los silbatos de las locomotoras en maniobras. Las confusiones a que esto puede, dar lu QW, no son frecuentes, porque los equipos CILAURREN. (CARICATURA POR UGALDE) i, jugador del Arenas, desea pasar al Athletic de Bilbao. Las gestiones que se realizaron en este sentido no han podido llevarse a feliz término. Cilaurren no puede jugar con el Athletic y se niega a jugar con el Arenas. No es la primera ves que ocurre uno de estos casos, ni será la última. En el fondo, debe haber algo que no está bien en la reglamentación del profesionalismo cuando permite aue un Club se quede sin un gran jugador, que otro Club no pueda adquirirlo y que un gran jugador se quede sin jugar. Sin beneficio para nadie. HOTEL MONT- THABRO B S i A M E 3 S 4, rué MOJíT- THABOE ¡ra Ampliado, en 1930. 180 habitaciones. 100 baños. GEBEIOIA ESPAÑOLA LA CASPA DE LA M A Q U E A PROBLEMAS OE LA REPÚBLICA INSTALACIÓN DE UN RÉGIMEN por Salvador Canals. Precio, 5 ptas. Do venta en todas las librerías. U n c r o n i s t a alemán h a pedido que, puesto que l a m a y o r parte de los países de E u r o p a no pueden e n v i a r sus equipos a L o s A n g e l e s p o r falta de d i n e r o se c o n s t i t u y a un frente común entre los deportivos del v i e j o continente p a r a l a participación en l o s J u e g o s Olímpicos de u n solo equipo, representando a l sport europeo. E s decir, propone que c o n t r a los E s t a d o s U n i d o s de A m é r i c a l u c h e n los Estados U n i dos de E u r o p a L a m u n i c i p a l i d a d de E s t a m b u l acaba de decretar que p a r a que u n hombre pueda obtener su l i c e n c i a de conductor de a u t o m ó viles es necesario que h a y a c u m p l i d o v e i n t i c i n c o años y que esté casado. Curioso. ARCTURUS A U T O E L E C T R I C I D A D S. Agustín. 3- M A D R I D Barccíoaa Valencia- La Como Sevilla- Btlban Alicante L a C a s a B u g a t t i h a r e u n i d o el siguiente equipo p a r a 1932: L u i s C h i r o n A l b e r t o Divo, Aquiles V a r z i y G u y Bouriat. Se r e t i r a del c i c l i s m o activo el v i e j o rotitier b e l g a M a u r i c i o Dewaele. Y se r e t i r a c u a n d o s u reciente t r i u n f o en l a V u e l t a a Bélgica permite suponer que a ú n le queda cuerda. constituye un rico museo, de arte, por sus artísticas portadas y planas en color y en huecograbado, debidas a los mas reputados artistas.
 // Cambio Nodo4-Sevilla