Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Facilitad de Medicina. brc realice los ejercicios apropiados a su naturaleza y la fortifique y perfeccione, velando por su bienestar orgánico y por su salud futura. L o s deportes son un arma de dos filos. Muchos tuberculosos y muchos cardiacos ha producido el sobreesfuerzo i n moderado, el abuso de energía de los jugadores que no han tenido en cuenta el límite de elasticidad de su fisiología. L a violencia Facultad de Farmacia. reza del cuerpo y del alegre heroísmo de las victorias limpias. L a delegación de ¡a Junta constructora que ha planeado y orientado la zona deportiva la componen el Sr. Jiménez Fraud, los doctores Ncgrín, Hernando y Pascua, el arquitecto ejecutor Sr. Lacasa y dos estudiantes, delegados de la Federación, los señores Calzada y Morayta. Porque los estudiantes intervienen en la construcción y en la vida de la Ciudad Universitaria, y aportan su entusiasmo, sus conocimientos y su esfuerzo a ese gigantesco proyecto, que honra a quien lo ideó y a los que le completan. Dentro de un a ñ o se utilizarán el estadio y los deportes náuticos. P o r la misma fecha estará ultimada la Casa de Velázquez, que los franceses terminan a toda prisa. Y quizá el curso próximo estén listas las aulas de las Facultades de Farmacia y Medicina (ésta con la parte de Odontología y el hospital Clínico) Puede decirse que el 1072 será la fecha en que comiencen las tareas científicas de esta Complutense, destinada a obscurecer las glorias de la antigua. U n magnífico equipo de arquitectos- -Lacasa, Sánchez Arcas, Aguirre, Santos y algún otro- dirigidos por el máximo prestigio del Sr. López Otero, infunden dinamif- ritmo acelerado junto con perfección, seriedad artística y modernidad a ese monumental y ateniense hogar de todas las M i nervas. TOMAS BORRAS sitaría destruya su robustez por buscar campeonatos demasiado ambiciosos. L a orientación científica de la zona deportiva d a r á por resultado el corpore sano del proverbio latino, aunque no haya- -que posiblemente los habrá- -superadores de marcas entre los universitarios. L a zona ha sido, para decirlo con una palabra gráfica, modelada Se aprovecharon todos los accidentes del terreno, los a l tozanos y las barrancadas, y así es sumamente desigual y pintoresca. E l fondo es bellísimo, de una calidad noble, de ún color luminoso, como sólo se encuentran en el paisaje de Castilla. A lo l e j os, un l í m i t e a z u l- v e l a z q u e ñ o el Guadarrama, G r e d o s Viene de allá el oleaje del valle de encinas y monte bajo de E l Pardo y l a Casa de Campo, y a los dos lados, el Parque del Oeste y la D e h e s a de la V i l l a sirven de setos- -arboledas t u p i d a s pinares ondulados- -a ese recinto de la pu- Escuela de Odontología. de esos combates ha hundido la economía de muchos cuerpos, débiles para soportar cargas abrumadoras. H a y una superstición del deporte, una creencia milagrera en sus v i r tudes, contra la que han dado Ja voz de alarma los médicos. Se debe fortalecer al jo ven; no se le debe aniquilar con pruebas agotadoras, superiores a su forma P a r a remediar ese gravísimo, peligrosísimo i n conveniente, los deportes de la Ciudad U n i versitaria estarán dirigidos y vigilados. E l doctor Cabrera (hijo del ilustre naturalista) f o r m a r á la ficha fisiológica de cada estudiante al ingresar en la Universidad. Después serán inspe onados todos los j u gadores en el momento del esfuerzo. S i éste desgasta su vitalidad o puede producir una lesión a la larga, el médico tiene que prohibir, ¡sin apelación, que el individuo conturiíC ¡mipicándose: o le h a r á pasar a otro juego m á s delicado. E n las casillas de vestirse el facultativo estará siempre presente y los aparatos de inspección funcionando. N o hay temor alguno de que la mocedad uniyer: Los arquitectos Sres. Lopes Otero (director) Lacasa, Sánchez Áreas, Aguirre y Santos. (Fotos V. Muro)