Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A E C. S Á B A D O g DE ENERO D E 1932. E D I C I Ó N D E ANDALUCÍA. P A G 25. EL BALA NCE D E L BANCO DE ESPAÑA E N F J N D E L A Ñ O 1931 Los balances de los Bancos nacionales reflejan la contracción o la prosperidad económica de los países en que radican, aunque también se extiende este reflejo a la de otros pueblos cuando éstos acuden al descuento de efectos que puedan convenir para satisfacer necesidades comerciales. El Banco de España es ante nosotros el barómetro menos incierto para apreciar, polla, posición de las cuentas de crédito, lo que el país acusa en un momento dado. Veamos cómo se presentan estas cuentas en fin del año 1931 y en igual fecha del año anterior. Había 180 millones de pesetas utilizados en cuentas de crédito y personal el año 1930, y al terminar hace ocho días el siguiente, existían 235 y l créditos con garantía de valores han pasado de 1.213 a 1.658. Hay, por tanto, un aumento importantísimo de 500 millones de pesetas en nú- meros redondos por ambos conceptos, y ello habla de las dificultades económicas de España. Los comerciantes e industriales se han visto obligados a movilizar sus carteras de valores y a utilizar su crédito personal, para responder a la exigencia de sus negocios. -Igualmente los descuentos han subido de 703 a 1.212, resultando que si este aumento de 4 ZQ millones se adiciona al anterior, formarán 920 millones por esos tres conceptos crediticios. El comercio y la industria se han visto impulsados al descuento de letras, y los Bancos, Sociedades y otros organismos, obligados también al redescuento en el Banco de España, porque cuando una economía pública se perturba, las consecuencias son de tirantes en los sectores en- que la crisis hace mayor presa. Ha ocurrido siempre este fenómeno que ahora se manifiesta con la intensidad que proclaman las cifras antepuestas. Claro es que, en contraposición, ascienden los billetes circulantes de 4.724. a 4.949 millones de pesetas, y baja la plata del Banco desde 701 a 517. Ambas cuentas justifican, con sus diferencias, la absorción del numerario referido. He ahí, pues, el recorrido que se ha efectuado en partidas tan interesantes y significativas como las de los descuentos y créditos de nuestro instituto emisor, que recoge las vibraciones de la economía nacional, y ésta expresa signos que prueban la crisis a que estamos sometidos en el período de un año. La importante cantidad de plata que ahora circula en el país, indica también que él atesoramiento se ha efectuado por quienes temerosos de accidentes financieros recluyen su patrimonio, o parte al menos, en el sitio que estiman más seguro que los normales de reposo de los valores mobiliarios. Se ha hablado ya no poco de este atesoramiento, desde todas las tribunas, incluso desde la oficial, y al comprobar que en el Banco de España hay 184 millones de pesetas menos en duros y monedas divisionarias, se v que había razón para exponer tales circunstancias, que terminarán cuando éstas se modifiquen en el sentido de provocar de nuevo, la canalización desde el torrente circulatorio a las cuevas del Banco de emisión. Hablamos desde un punto de vista objetivo, observando los fenómenos producidos en parte de la masa poseedora de patrimonioSj pues nosotros hemos señalado en alguna ocasión la conveniencia nacional de no retirar valores y signos cuya presencia en las vías circulatorias contribuye a tonificar la pública economía. s F E D E R A C I Ó N ESPAÑ O L A D E ASOCIACIONES D E V I A J A N T E S Conclusiones de una asamblea Reunidas en Madrid las representaciones de las Asociaciones de Viajantes y representantes de Alicante, Sevilla, Bilbao, Valencia, Galicia, Madrid, Oviedo y Mérida, con la adhesión de l a Cámara del Viajante de Cataluña, en representación de cuarenta, mil afiliados, componentes de la Federación E s pañola de Viajantes y Representantes, se acordó, por unanimidad, elevar al jefe del Gobierno y departamento ministerial las siguientes conclusiones: Primera. Que sea oficialmente reconocida l a profesión de viajante, como lo ha sido la de agente comercial. Segunda. Que se cree oficialmente el carnet de identidad del viajante o representante, visado por el ministro de Trabajo y por el de Agricultura, Industria y C o mercio. Tercera. Que se conceda representación a l a Federación en el Consejo Superior F e rroviario, Cámaras de Comercio e Industrias y organismos consultivos de carácter económico, y q u e d a clase que representa tenga intervención en los Consulados y E m bajadas o delegaciones comerciales. Cuarta. Que se declare obligatorio el contrato de trabajo en l a profesión, por escrito, con sueldos mínimos y quinquenios, con sanciones para los infractores. Quinta. Descuento del cincuenta por ciento a favor de los usuarios deb carnet de la Federación, sobre todas las tarifas ordinarias de ferrocarriles y líneas de transportes. Sexta. Que se dicten normas legales pa ra que se hallen en las mismas cond ciones le protección oficial los cjue ejerzan l a profesión, prohibiendo, por tanto, el uso de privilegio alguno, derivado de su escalafón, a los acogidos al- régimen de retiros o excedencias de los funcionarios del Estado, provincia y Municipio, dejando, por tanto, de utilizar el carnet militar todos ios que no se hallen en servicio activo, y que en evitación de competencias se haya de ejercer l a profesión en condiciones mínimas determinada Séptima. Que: por el ministerio dé l a Guerra se ordene l a recogida p inutilización de los carnets militares que obren en poder de los retirados o excedentes que se dediquen al ejercicio de la profesión de viajante o representante. Octava. Intensificación de los estudios económicos e incremento de las Escuelas de Comercio, creando en ésta la sección especial de los estudios para la obtención del título oficial, hasta llegar a la fundación de la Escuela del Viajante. Novena. Reforma del Código de Comercio, dando entrada en el mismo a preceptos que regulen l a actuación de viajantes, representantes y. de fuerza probatoria a sus intervenciones, considerándose las comisiones y devengos como créditos privilegiados contra los comitentes o representados. Décima. Creación de los Tribunales de Comercio. 1 L L E G A D A A BADAJOZ D E D E T E N I D O S POR LOS SANGRIENTOS SUC E S O S D E C A S T 1 LBLANCO Badajoz 9, 1 madrugada. Anoche a las ocho y media próximamente llegaron a nuestra capital 22 de los detenidos con motivo de los tristes sucesos dé Castilblanco. L a conducción se hizo desde dicho pueblo en dos ómnibus, siendo custodiados por seis parejas de l a Guardia civil. Tanto a l a salida. del pueblo como en el trayecto no se registró el menor incidente, haciéndose la conducción con toda normalidad. E n los alrededores de l a cárcel provincial no había público alguno a l a llegada de los detenidos. Estos ingresaron en dicho establecimiento, haciéndose l a filiación. Los detenidos, que llegaron en un estado grande de abatimiento, son los siguientes Pedro Bravo Bermejo, Hilario Bermejo Corral, Lucio Bravo Ayuso, Domingo L u i s Luengo, Reyes Horcajo Casas, FÍorencio Prado Nieto, Wenceslao García Galán, Visitación González G i l Pedro A l v a rez Bravo, Benigno del Prado Romero, Francisco Rodríguez Expósito, Luciano C a sas Cavanillas, Santos López Bravo, Calixto Bonilla Marrupe, Justo Fernández L ó pez, Cristina Luengo Rodríguez, Casto B o nilla Bravo, Toribio Fernández Navas; A g a pito Fernández Pizarro, José Naveso y T i burcio Pizarro Horcajo. E ¡Ayuntamiento de Zamora y los sucesos de Castilblanco Zamora 8, 2 tarde. Durante l a sesión celebrada anoche por el Ayuntamiento un concejal republicano presentó una proposición pidiendo que l a Corporación protestara ante el Gobierno de los sucesos de Castilblanco y mostrara su adhesión a la Guardia civil. Se acordó dejar la propuesta para l a sesión próxima. E l proponente, en vista de eso, pidió que otro asunto que figuraba en el orden del día quedara sobre la mesa. Varios concejales estimaron esta conducta obstruccionista y protestaron. Se produjo un violento esqándalo, en el que intervino ti público. Tres concejales entonces abandonaron el salón, diciendo que con el espectáculo que se daba se provocaba al pueblo. Por fin se consiguió restablecer el orden y prosiguió el acto. F U E G O E N L A RESIDENCIA D E JESUÍTAS DE OÑA Informes del ministro de la Gobernación E l p r o b l e m a d e l cohete m o t o r d i v u l g a c i ó n científica. V é a s e e l n ú m e r o de B L A N C O Y N E G R O d e l d o m i n g o 10 d e l actual. E l ministro de l a Gobernación, señor Casares Quiroga, dijo esta madrugada que, sin saber las causas, se había declarado un violento incendio en l a Residencia de Jesuítas de Oña. De Burgos se envió con toda urgencia el servicio de incendios, trasladándose tambiéa a Oña el gobernador de l a provincia,