Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
que demuestra la sin razón dé la actitud del exaltado y la de los que aplaudieron a éste. Resymen: Fuimos, al campo del Sevilla a ver noventa minutos de fútbol y sólo se nos concedieron veinticinco. Menos mal. Otras veces vamos a ver un partido y nos obsequian con un marro. -Antonio Olmedo. Equipos. -Sevilla: Bueno; Iglesias, M o ran; Rey, Abad, A r r o y o Vantolrá, Ramos, Campanal, Bracero, Brand. Athletic: Isidro; Corral, Conde: Santos, Ordófkz, Antoñit. o; Marín, Guijarro, Arteche, Buiría, L i z M u r c i a 2; O v i e d o o Murcia. E n la Cpndomina se jugó este encuentro, que fué el que atrajo mayor n ú mero de espectadores. U n verdadero gentiazo. E l Oviedo comenzó atacando fuertemente, rechazando la línea media local en grairjucgo. Los murcianos hacen una gran exhibición, y mediado el tiempo, en un magnífico avance de Sornichero, envía el- centro que Zamora remata con la cabeza, marcando el primer tanto. E l equipo local domina hasta el final del primer tiempo, que concluye por falta de acierto en los delanteros con el mismo resultado. L a segunda parte comienza con dominio local y una bonita jugada que termina Z a moreta, rematando el segundo tanto. E l Oviedo reacciona, pero la defensa murciana rechaza todos los ataques, castigando el arbitro la dureza con que se emplean los ovetenses. Concluyó el- match con el triunfo del M u r cia por dos a cero, saliendo l a afición muy satisfecha, tanto por el resultado como por el excelente juego de los rurales. Villalta arbitró discretamente. Los equipos se alinearon a s í M u r c i a Guach; Guerra, A r e s a Muñoz, Palahi, Vigueras; Antoñito, Palación, Z a mora, A r a c i l y Sornichero. Oviedo: Osear; Caliche, Sión I I A v i lesu, Sirio, Chus; Inciarte, Gallar L á n gara, Chesler y Porón. A l terminar la primera parte, el entrenador propinó un puñetazo a un anciano espectador, fracturándole la nariz. E l público, indignado, promovió terrible escándalo, interviniendo la fuerza pública y dándose cuenta al gobernador de lo sucedido. E l encuentro concluyó sin más incidentes. últimos cuarenta minutos, del match, logrando un muy digno empate a tres goals, que luego la casualidad ha retenido en un remate de Lluch y un fallo de Cruz, acosado por Seijas. Pía sido, en conjunto, un partido muy i n teresante y bien jugado, sobresaliendo la segunda parte por las frecuentes notas de emoción que han proporcionado los equipiers del Cataluña. Qtro detalle bueno ha sido el arbitraje de Escartín, acertadísimo. E n la primera parte, con seis corners contra uno en su contra, ha logrado el Celta dos tantos, entrados por Seijas y Cosme, con la colaboración de V i l a y Cruz. E n la segunda parte, Polo, en jugada personal, ha marcado el tercero para el Celta, y después el Cataluña, en una magnífica reacción, ha logrado sus tres tantos, por mediación de Cladera, Lluch y Esteve. -Ors. 7 Los partidos de Ja tercera división Iberia, 1; Júpiter, j Zaragoza 1. E n el campo de Torrero contendieron los equipos del Iberia y Júpiter, de Barcelona, que a las órdenes, del arbitro Rivera, alineáronse en la forma siguiente: Iberia: Oses; Charcategui II, Charcategui I Epelde, Orcolaga, Salas Rolloso, Zorrozúa, Anduiza, Tomás, Alandoz. J ú p i t e r Tranacas Aparicio, R o u r a B a silio, Rosalench, Oblioslu; Pérez, Parera, Lobera, B árcelo, Más. E l dominio fué de los catalanes en el primer tiempo, que lograron un. tanto. E n la segunda parte dominaron los locales, logrando el empate. E l Iberia falló un penalty, lanzado dos veces por falta de meta catalán, moviéndose Oses antes de tiempo de la portería. E l mismo detuvo la pelota dos veces. E l tanto de los catalanes lo consiguió L o bera, y el del Iberia, logrado por Tomasín, de cabeza. E l juego fué duro en el final del partido. Rivera arbitró bien. S e v i l l a O r d e ñ e A r l e t i A r b i t r o que p i e r d e er p i t o ¡Cuál a t o r m e n t a i l a m e n t e de O s e l i t o! D e p o r t i v o de Coruña, Balompié, o o; Betis Coruña. Ante una enorme expectación, íleno absolutamente el campo de Riazor, se celebró este encuentro, que arbitró Amadeo Sánchez, alineándose los equipos completos. E l primer tiempo, fué de juego duro, violento a veces, dejando los héticos su técnica preciosista, para acometer con grandes bríos. Se retiraron Chacho y D i z ambos del Coruña, por lesionarse, concluyendo el primer tiempo con empate a cero. Comenzó el segundo tiempo, alineándose ocho jugadores del Deportivo tan sólo. E l ataque bético incesante se estrella ante la d e cisión y el acierto de Rodrigo, el portero local. Todavía los coruñeses sufrieron otra baja, retirándose Feliciano, medio, con una pierna lesionada, continuando los locales con siete jugadores, ovacionados con entusiasmo por el público por su juego, logrando llegar al término del match con empate a cero. El arbitro fué abucheado al final, mientras los espectadores ovacionaban a los supervivientes del Deportivo. Cataluña, 3; Celta, 3 Barcelona 31. Sabrá si continuará v i viendo- mucho tiempo el Cataluña, quién pueda penetrar los arcones de su destino. A h o r a se ha hecho un esfuerzo por parte de las Federaciones y de los Clubs amigos del enfermo el Barcelona y el Español- -que antes le tuvieron por muy rudo y cordial enemigo, llamándose Europa- -y el equipo rojo, ese equipo de pesos mosca, que tan bien sabe jugar y tan escaso empuje posee, ha hecho también un esfuerzo: ha empatado con el Celta en la. segunda parte, cuando se encontraba perdiendo el partido, por tres goals a cero. Gesto muy digno de los sucesores del España del Gracia y del Europa, con el que han enmendado errores importantes de la primera parte, durante la cual el Celta h a marcado dos goals, con mucha culpa del trio defensivo loca! E l partido ha tenido efecto por la mañana, y. bajo el control y l a organización de la Federación Catalana, que hizo el sábado un llamamiento al público en favor de Cataluña. E l campo de Las Corts no se ha visto repleto, pero ha habido bastante concurrencia, con muchos aplausos y mucho entusiasmo para los muchachos de- Gracia. E l Celta sigue conservando los detalles técnicos de sus buenos tiempos, y ha dado la sensación de ser más equipo que el Cataluña, más ducho, más duro, más recio, con un buen medio centro, notable en todos los conceptos; una pareja defensiva de primera clase, y una delantera, fácil en los disparos, en la que no ha gustado mucho Seijas, y hemos tenido ocasión, a satisfacción, de comprobar que Polo, a sus años de fútbol, tiene aún arranques de gran jugador. Iba a llevarse el Celta el partido de calle, pero l a vivacidad y el geniecillo de los chicos del Cataluña se han impuesto durante los Baracaldo, 1; Osasuna, 3 Bilbao 1. E n el campo de Lasesarre, el Baracaldo ha sido batido por el Osasuna por tres goals a uno, perdiendo el equipo vizcaíno muchas probabilidades para el primer puesto de la tercera liga. Los osasunistas h i cieron en conjunto mejor fútbol, aun cuando los baracadelscs ejercieron algún dominio en diversos momentos. E n el primer tiempo, marcó Iturralde un goal para el Osasuna. Cambiados ios terrenos volvió el Osasuna a marcar dos tantos, uno de Oyaneder y el otro de Catachun. E l Baracaldo obtuvo su goal en las postrimerías del partido. Los equipos se alinearon a s í Baracaldo: Ruquiaga; Bóveda y Acedo; Salgado, Astoreca y Roberto; Olbarieta, Hauregui, Salado, Cáchelo y Eguía. Osasuna: Baraibar; A p a l V Muguiro; V i llacampa, Bezunartea y Urdiroz I I U r r i celgui, Iturralde, Oyameder, G i l y Catachun. E l arbitro Iturralde actuó discretamente. 4 Sporíing de Gijón, 2, D e p o r t i v o Castellón, o Gijón. Con una gran entrada se alinearon estos Clubs: G i j ó n S i ó n Panera, Peña; Quirós, M o ra, L u i s -A dolfo, Avilesú, Herrera I H e rrera II y Nani. Castellón: Roca; Valentín, V i d a l Moya, Guillen, Gómez; Ballester, Santaolaria, Martínez, Beltrán y Pascual. E l partido se decidió en los diez primeros minutos, durante los cuales los locales marcaron los tantos. E l primero fué obra de Avilesu, de un potente tiro cruzado, y el segundo fué logrado por Herrera, tras emocionante jugada personal que desmarcó a la defensa contraria. Luego, el partido perdió interés, influyendo en ello que P i n y Troncho 35 retiraron lesionados. Eiriña de Pontevedra, dolid, o 1; V a l l a- Pontevedra. F u é un partido disputadísimo. E l primer tiempo de juego, nivelado, con mayor peligro para Irigoyen que para su rival de meta. E n la segunda paríe, el dominio local fué absoluto. E l arbitro anuló dos goals al E i r i ña por offsides muy dudosos, protestando el publico. E l juego se suspendió unog. -mitój
 // Cambio Nodo4-Sevilla