Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. M A R T E S 16 D E F E B R E R O D E 1932. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 31. 1 NFO RMAC 1 ONES! DE MADRID M a d r i d al día Con siete grados de temperatura máxima y tres bajo cero, como mínima, para andar por casa se deslizó el domingo. Los devotos del montañismo que escalaron la Sierra se vieron y desearon entre ventisqueros de nieve que les amenizaron la jornada, y en Madrid se suspendió la fiesta taurina por el mal estado del ruedo. Hay quien sospecha que no- era mejor el de la taquilla. Para el mundo deportista el frío no arañó. Doscientos kilómetros se echaron a la espalda los motoristas del concurso anunciado y finalmente consumado, y cerca de dos horas estuvo el elemento futbolístico viendo a los donostiarras y madridistas dar patadas al pelotón para que los de casa ganasen por un solo punto la partida. Y gracias; no hubo inaniciones. A puerta cerrada, bien cerrada para que no entrase frío, hubo un mitin matinal de las derechas, en la Comedia; un concierto de la orquesta sinfónica, en el Monumental; inauguración del Liceo de Andalucía; la sesión continua de las Juventudes Socialistas, con fiesta teatral, en el María Guerrero; como viñeta intercalada en el texto, el fraternal banquete de la naciente Asociación de la Crítica; como quien dice del escalpelo. El lunes ha sido el día más traidorzuélo del año: se pasó el día con sol y helando. Para mayor atractivo ofreció mañaneros incidentes de pistoleros y comunistas intentando cortar ta circulación tranviaria, amedrentar a las gentes tranquilas y llevar al paro a las trabajadoras... Hubo detenciones porque hubo delitos, reparto de hojas clandestinas, explosión de petardos y alguna bomba. Todo un programila. Figuras que se destacaron en Madrid; Los aviadores Rodríguez y Haya, que en el mes pasado realizaron un vuelo a Bata; el co. misario superior en Marruecos, Sr. Lopes Ferrer, y el gran guitarrista Andrés Segovia, que por la tarde dio un concierto en la Comedia parala Cultural de Música. El Municipio dedicó una sesión de tres horas al pleito de los taxis; lo falló de la mejor, manera para perjudicar al vecindario y a la ves no dar gusto a propietarios ni a conductores, de taxis. Una preciosidad de lío. De política, las noticias de algunas provincias y atm las de Madrid sobre excesos huelguísticos y comunistas. De la vida de los maleantes, el asalta a una modesta vivienda, en el callejón del Hospital, dejando malherida a una pobre anciana. DJC, teatralerías, peliculerías. La noche, de garrafa. -Aem ecé. LA -YO, -j A PESAR DE MI EDAD, MEMORIA D E COSAS DE C U A N D O Q U E QUIERA, ERA ASI, SOY DEMASIADO ALTÓ. XIE A C U E R D O YO, POR MAS CARAMBA, QUE SUERTE! NO PUEDO. J na u gil ración del L i c e o Andaluz M a d r i d 15. U n buen número de andaluces con residencia en Madrid, se han retiñido a ver si es posible conseguir que A n dalucía tenga en l a capital de España una casa social como las otras regiones. A h o r a parece que va de veras. L a falange hética ha fundado en la calle de la Victoria, a dos pasos de Sol, un Círculo que ha llamado Liceo Andaluz y que en la mañana del domingo fué inaugurado solemnemente. Con la solemnidad que lleva consigo la presidencia estética de una actriz como Carmen Díaz, la presidencia oficial de autoridad de tanto relieve- -va dicho sin segunda- -como el alcalde de Madrid, Sr. Rico, y la presidencia artística de los hermanos Quintero. Y enseguida las aceitunitas y el pescado frito. Se había organizado un báñemete íntimo en el salón grande de dicho domicilio oficial. E n la rama pequeña de la U Carmen Díaz, el alcalde madrileño, andaluz honorario desde chico; Serafín y. Joaquín A l varez Quintero, el conde de Colombi, presidente efectivo del L i c e o el Sr. Triviño, presidente de honor; iel escultor Jacinto H i gueras, el doctor Luque, de l a Asociación de la Prensa; el directivo José Ignacio Vázquez A r m e r o y alguno que otro más. E n las otras mesas abogados de Sevilla, médicos de Cádiz, comerciantes de Málaga, olivareros de Jaén, y personas de tronío de Córdoba, Huelva, Almería y Grana Pero sobre todo un no sé qué si sé que de alegría e ingenio... Carmeneita no cesaba de reírse y decir: ¡P e r o qué graciozo! ¡Pero qué graciozo! igual que si estuviera representando algo de los autores de su predilección. A l final habló el conde de Colombi, discurso de presidente de Liceo, serio, florido, castizo... -los Sres. Triviño- y Figueroa, inspiración y fogosidad a base del amor a l a patria chica; el Sr. Gómez Ortega leyó una poesía de bellos laudes andaluces; el alcalde, Sr, Rico, entre lirismos de jurisconsulto y anécdotas de marchoso, hizo los honores de M a d r i d a los huéspedes sevillanos; y, finalmente, Serafín Alvarez Quintero apuntó unas ideas sobre el alcance social de sus criaturas teatrales. Los aplausos hicieron vibrar muchas veces la cristalería de la vajilla. U n a mujer aparece m a n i atada y amordazada en su domicilio Madrid 15. E n la- Dirección General de Seguridad se tuvo a última hora de lá tarde de ayer noticias de un extraño suceso: E n e l callejón del- Hospital, número io apareció. amordazada y atada a una silla, con heridas de arma blanca, la portera Gabina Blanco. Según los confusos rumores que han podido obtenerse, la portera Gabina estaba amordazada y atada a una silla y la puerta de su. cuarto aparecía cerrada con llave por dentro. Del hallazgo se tuvo noticia, porque un hijo de Gabina, al ir a su casa y llamar repetidas veces, sin obtener- contesta- ción, avisó a los vecinos. Para entrar en e! cuarto. tuvieron que saltar los vecinos por la ventana; el hecho de hallarse la puerta cerrada por dentro destruye todas las suposiciones sobre la forma en que los atracadores o ladrones pudieron salir de aquellos lugares. El cuarto sé hallaba en gran desorden. Gabina fué llevada a la casa de socorro del Hospital, donde se le apreciaron dos heridas de pronóstico grave, una en la región hipogástrica y otra en la infraoidea ¿Fué necesario trasladarla al. Equipo Quirúr gico. Según rumores, la portera es parienta del chofer que en el mes de diciembre conducía el automóvil que intervino en un suceso qu se desarrolló en el paseo de Yeserías. Sí estos rumores tienen fundamento, podrían hacer suponer que este suceso tuviera relación con aquél, por creer sus autores que Gabina hubiera podido dar detalles sobre aquellos hechos. Las noticias, hasta ahora, son muy confusas, por. lo que no se puede afirmar nada en concreto respecto a este asunto. Gabina Blanco, que por su estado de ex citación nerviosa se halla, más que por las heridas, en grave estado, no ha podido aclarar todavía los hechos. De las informaciones de l a Policía se ha aclarado el suceso. L a portera se llama, eomo hemos dicho, Gabina Blanco y Blanco; tiene cincuenta y nueve años, y a las doce de la mañana se hallaba sola, y según los vecinos tenía costumbre de dejar la puerta abierta. Sólo ha podido decir que penetraron en su casa tres o cuatro individuos, para ella desconocidos. Su hijo Eulogio Llanos, que es agente de Arbitrios, regresó después de las tres, y para penetrar en la casa de su madre, qua estaba cerrada, pero solamente con el pasador, saltó, como hemos dicho, por una ventana, y halló el cuadro ya descrito. Parece ser que faltan de la portería una caja de hierro que contenía setenta y cinco pesetas, y en el suelo se hallaban dos cartillas de Ahorro, roías; una, de una de las hijas, y otra, de la madre. Las hijas no se hallaban en la casa, porque una de ellas trabaja en la Standard y otra en una fábrica de bombillas. Las heridas que sufre Gabina han debido ser hechas con un punzón o navaja estrecha.
 // Cambio Nodo4-Sevilla