Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LINA F I E S T A E N E L C L U B UNÍ O DE BARCELONA ESCACS, E l campeonato social del C l u b M a d r i d E L domingo 7 del actual se ha ce 2 lebrado en el Club Unió Escacs, de Barcelona, una simpática fiesta para la entrega de premios del campeonato social que acaba de celebrar dicha entidad. E l acto reunió a numerosos elementos de los Clubs ajedrecistas de la ciudad condal, galantemente invitados por la Directiva del Unió, y fué realzado con la asistencia del insigne doctor Marín, presidente de l a F E D A aprovechada por los concurrentes para reiterarle el testimonio de su consideración y afecto, tributándole una gran ovación. E l programa de la fiesta se desarrolló en un ambiente- de cordial camaradería, comenzándose con una partida, admirablemente comentada, por el campeón del Club, señor Oliver, cuyas explicaciones fueron seguidas por la concurrencia en los veinticinco tablejos dispuestos al efecto en el salón. Luego el presidente del Club, señor. Basté, hizo uso de la palabra para explicar elocuentemente la significación del acto y agradecer a los invitados su presencia y a 1 S socios la confianza y espíritu de colaboración con que habían asistido a la Directiva en la realización del programa deportivo cuie ahora tenía tan espléndido remate. Seguidamente el doctor Marín expresó en cálidas frases la entusiasta aprobación que la F. E D A concede a la inteligente actividad que desarrolla el Club Unió Escacs, a! que hacia presente su cariñosa felicitación, y concluyó recordando a los aficionados que la eficacia de l a obra organizadora y armónica que incumbe a la Federación Nacional necesita de l a adhesión comprensiva de todos, y que sólo este estímulo pue de compensar a los dirigentes del ajedrez hispano los sacrificios y contrariedades que arrostran en el cumplimiento de su difícil misión. E! comentador y los dos oradores citados, así como el presidente honorario del Club, Sr. Munné, que también pronunció unas palabras de salutación, fueron muy aplaudidos, y a continuación se procedió al reparto de premios, siendo después obsequiados los invitados con un vino de honor, que fué amenizado con selectas audiciones musicales y primorosa ejecución de los bailes exóticos de moda. E n resumen, una fiesta brillantísima, que honra al Club Unió E s cacs y que muestra la vitalidad social, solidaridad y espíritu organizador de la afición barcelonesa. H A comenzado en el Club M a d r i d el campeonato social por categorías del año en curso, habiéndose inscrito los siguientes jugadores: Primera categoría: Señores M Ortueta, Enrique Lacasa, Vicente A l m i r a l l Conrado K e r n Rafael Peyró, Manuel Galindo, F r a n cisco Estolazo, Manuel Cifuentes, J Sanz Aguado, Ramón Berronés, Rafael Villanueva, Lotario Anón, Gonzalo Torres Polanco, Máximo Carrasco, Enrique Sis Luna, G. J Erdel e Isidro Naharro. Segunda categoría: Señores Julio Iglesias, Alberto Fernández, Jaime Segura, Guillermo Rosales, José P i é y Más, Gustavo Erdmannsdorffer y Amadeo Ribo. Tercera categoría: Señores F Carsi, José Sanz de Diego, Enrique Pacheco, Tomás Escobar, Antonio Orta, Miguel Langreo, Carlos M Scotti, Antonio Martín Borch, Cecilio Gómez Ángulo, Andrés Torres, Pedro Sánchez de la Cr. uz y Manuel Martín Sastre. Sólo van jugadas dos rondas, y en ellas lo más saliente ha sido la derrota del campeón de Madrid, Sr. Sanz, por el notable aficionado sevillano Sr. Berronés, del que Apertura de la dama. Blancas, Bogoljuhablé hace poco en estas columnas, presenbow. Negras, Spielman: 1. P 4 D P 3 R tándole, con el Sr. Sicluna, como dos nue 2. P 4 A D C 3 A R 3. C 3 A D P 4 D vos adalides que han de perturbar las je 4. C 3 A C D 2 D P X P PXP ¡rarquías consagradas en el escalafón del 6 A 4 A K P 3 A 7. P 3- R A 2 R 8. A 3 D Club. Bien es verdad que el vencimiento de C 4 T 9. A 3 C, C X A -10. P T X P Sanz fué debido a un error de bulto, que le C 3 A 11. D 2 A P 3 T R 12.0- 0- 0, D i T costó una pieza; pero aun sin él la partida, 13. R i C A c C R 14. A S A P 3 C R ya próxima al final, estaba igualada, y, si 15. A X A C X A 16. C 5 R, C X A acaso, con ligera ventaja posicional a favor 17. P X G 0- 0- 0; 18. P 6 R P A A R 19. de Berronés. De todos modos, queda aún P 4 C R P X P 20. D X P T D i C 21. niücho torneo y confío en la competencia y D 2 A R i C 22. P 4 R P 5 D 23. C 2 R tenacidad de Sanz, que logrará reaccionar P 4 A 24. P 4 A P X P Val paso) 2 de este mal principio, cosa que no es rara P X P D 3 T 26. C 4 A D 3 D 27. D 2 t, en ajedrez. Como ejemplo lejano, puede reT i R 28. C 6 C D X D 29. T X D cordarse el célebre match de Morphy conT R i C 30. C R A 3 D 31. C D- f- tra el maestro alemán H a r r w i t z donde sa R 2 A 32. T X P T i T R 33. T 6 C bido es que el genial americano perdió las T D i C R 34- T x T T X T 33. P 5 R, dos. primeras partidas, pero que después, A 2 R 36. P 4 A y las negras abandonaron. con la sola excepción de la séptima, que fué tablas, ganó seguidas las cinco que se necesitaban para el triunfo. Ejemplo reciente S O L U C I Ó N A L P R O B L E M A N U M E R O 36, es el match Spielman- Bogoljubow, jugado por R i e t v e l d- -L a clave es 1. D 6 C, el mes pasado, que principió con una puncon la amenaza de 2. D 6 T D mate. L a s tuación de dos y medio, contra medio, a f a- negras, para evitarlo, disponen de cuatro vor del maestro ruso, resultado que venía jugabas de intercepción en la casilla 3 A R a confirmar las profecías que generalmente originándose las siguientes variantes: 1. se hacían de su victoria en los círculos ajeA 3 A R 2. D X A D- H- 1. T 3 A R 2. drecistas, y que, sin embargo, ha concluido D X C 1. C 5 R- 3 A R 2 T 3 A siendo ganado por Spielman, con un score 1. C 5 C- 3 A R, 2. C 5 R -k Las negras d e 4 a 3 y tres tablas. el total de diez m pueden además efectuar otras dos interceppartidas convenido. Y acudiendo a m i prociones de la amenaza inicial jugando 1. C 3 D pia experiencia, recuerdo el desagradable ó 1. A 3 R, y en esos casos las blancas darían mate con 2. P X C o D X A -M Golcomienzo que tuve en el torneo nacional cemayo. lebrado el año 21 en. los salones del Casino de Madrid, en e! que alcancé el primer preProblema número 37, por Schrufer. mio, siendo ganado el segundo por mi malogrado hermano Celso; el tercero, por el maestro zaragozano Juncosa, cuyo apartamiento d ¿las luchas activas es tan de l a mentar, y el cuarto, por el maestro Gómez Torresana. Entonces me correspondió jugar las dos primeras partidas contra los señores Barranco y Autrán, y tuve l a fortuna de ganarlas, y especialmente la segunda on lucimiento, pues el gran Lasker, que, regresando a Europa después de la desgraciada lucha sostenida en la Habana contra Capablanca, pasó por M a d r i d y presenció la partida, se, dignó alabarla, calificándola de modelo de lógica? Pues bien inmediatamente despues. de estas derrotas, por motivos que nunca he logrado comprender bien, se retiraron del tornes. mis dos adversarios, lo que dio lugar, en aplicación del reglamento, a que se anulasen sus scores respectivos y se Mate en ires. me borrasen, por consiguiente, del mío los dos puntos que tan legítimamente había conquistado. M e encontré, por lo tanto, en pun HOCKEY tuación, a la. cola de los torneístas, pues tenía mi score en blanco cuando varios alcanE i campeonato valenciano zaban el máximo posible de dos puntos. S i n embargo, gané la prueba, y es que, Valencia. P a r a ei torneo regional de parodiando la frase famosa, en los torneos hockey, el Racing ganó al Patronato por de ajedrez, un punto perdido, nada perdidos goals a cero. d o la moral abatida, todo perdido E n el campeonato amateur, el Valencia ganó al Gimnástico por un tanto a cero, E L match que acaban de jugar Spielman y Bogoljubow, a que antes aludo, ha resultado una lucha épica, de intensa emoción, porque, en vez de los procedimientos de recelosa defensiva y erudita corrección teórica que prevalecen hoy en los maestros, los cuales rehuyen sistemáticamente toda innovación que no haya sido contrastada previamente por minucioso análisis, dando muestras de un ratonil espíritu de combate, que amenaza seriamente p r i var a la lucha ajedrecística de su principal interés, los dos contendientes han derrochado inventiva y acometividad, desviándose de: las líneas trilladas de los planteos. L a partida que a continuación transcribo, segunda del match, es de una belleza extraordinaria y muestra típicamente ei estilo de Bogoljubow, sintiendo no poder dedicarle hoy, por falta de espacio, los comentarios que merece. x 4
 // Cambio Nodo4-Sevilla