Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
L a pista del Stadium fué una sorpresa agradable para el público, y las amplias t r i bunas cubiertas, que se llenaron de aficionados para ser testigos del éxito artético, un motivo de agradecimiento para los aficionados. L a visualidad está perturbada, desde la tribuna preferente, por el excesivo n ú mero de postes que sostienen l a cubierta y las conducciones del alumbrado. De estos últimos no sería difícil suprimir algunos, en beneficio del público. Perfecta la organización de los altavoces, que tuvieron al público al corriente- -y en tensión- -de los resultados de Barcelona y San Sebastián, recibidos con el entusiasmó que es lógico. E l arbitraje de V i l a l t a no tuvo dificultades. U s ó y abusó el catalán de sus gestos y ademanes, que en esta ocasión no inquietaron a nadie por la suavidad con que discurrió el encuentro. N o hay motivos para elogios singulares entre los atléticos; un equipo en gran forma, con elevada moral y sin un solo lunar. Por contra, en el Betis, un jugador- -Soládrero- -y diez amigos, entre los cuales el trío defensivo se comportó muchas veces como enemigo de sí mismo. -Juan Deportista. Equipos. -Athletic: Antonio; Corral, Pep í n Rey, Ordóñez, A n t o ñ i t o Marín, Guijarro, Losada, Buiría y Costa. Betis: J e s ú s Jesusín, Tenorio; Peral, Soladrero, Adolfo I T i m i m i Adolfo II, R o mero, Enrique y Sanz. E l preparador, Sr. Sampere, afirma en su turno que el resultado- pasmo no ha de i n fluir contrariamente en los partidos sucesivos, precisamente por lo inconcebible. A ú n cree Sampere que la reacción habrá de ser proporcionada a la mortificación sufrida, lo que acerca a su hueste más al puesto de campeón. tellón acaba por meter la pelota en su red, apuntándose el M u r c i a su segundo tanto. E n un comer con que fué castigado el Murcia, Pradells consigue el único tanto del Castellón. E l segundo tiempo se juega con violencia, sin vistosidad. E l público se aburre pojrcjue los dos equipos rivalizan en hacerlo mal. E n un comer contra el Castellón, Julio remata, consiguiendo el M u r c i a su tercer goal. Luego, hasta el final, el juego sigue siendo malísimo por una y otra parte. E l arbitro Espinosa cumplió su cometido regularmente. Celta de Vigo, 2; Sporting de Gijón, 2 V i g o Con gran concurrencia en Balaidos, el Celta se alinea muy modificado: L i l o Montes, Capesto; Armando, Vega, Paredes; Marcial, Válcárcel, Cabezo, P i ñ e i r o y Polo. Sportin: S i ó n Panera, Pena; Cántela, Tronchín, Travieso; Jaime, Juan, Adolfo, Herrera y Ángel. Mucha movilidad al comienzo y ligero dominio céltico, aunque se nota que Cabezo no encaja en su nuevo puesto, pese a los grandes entusiasmos que despliega. A los veinte minutas, Polo empalma un OSELITO, X L A DERROTA D E L BETIS gran tiro, que Sión rechazó difícilmente. Luego se tira un golpe franco contra el ¡Eso e perdé! ¡Aprende só. furbolista! Sporting, que recoge Cabezo, pasa a V a l ¡Eso e perdé, no la tontería que hasen cárcel y éste remata el primer goal local. ustedes! Apenas transcurrido un minuto de este L a impresión en Sevilla- -es lo cierto- -fué tanto, Herrera empata, rematando con la dolorosa. E l desplome del Betis causó asomcabeza un balón que había devuelto el larbro. guero. Transcurren luego varios minutos de dominio alterno, y n un avance del Sporting, Conformes los actores en lo esporádico Juan remata, de un gran tiro, el segundo del hecho, esperemos a la jornada próxima tanto de los de Gijón. y veamos si podemos llamarla la de las reivindicaciones héticas. Así lo esperamos. -E n el segundo tiempo, de juego emocioA. O. nante, el Sporting se pone a la defensiva, permitiendo que el Celta se vuelque sobre Murcia, 3; Deportivo Castellón, i la meta de los forasteros. Pero Sión detiene grandes tiros de Polo y Válcárcel; los célMurcia. Con un día primaveral jugaron ticos cambian de puestos, pasando Polo a estos equipos en la Condomina, alineándose: interior, Cabezo a extremo derecha y M a r M u r c i a Enrique; Griera, Areso; Armencial a delantero centro, con lo que la línea gol, Palahi, Vigueras; González, Lucas, Irualcanza mayor eficacia. reda, A r a c i l y Sornichéro J Piñeiro escapa, corta Panera, que cede Castellón: Paco; Vicente, Botella; Moya, comer, y, tirado por éste, Cabezo remata Guillen, J i m é n e z Arróniz, Beltrán, P r a el segundo tanto local, que es el del empate dells, Santolaria y Pascual. a dos. Persiste luego el dominio local, pero, A l principio el Castellón ataca peligrosala gran actuación de los backs del Sporting mente, hasta que el M u r c i a reacciona y doevita que las acometidas constantes consigan llegar a la meta, y concluye el partido con mina, pero pierde varias excelentes ocasioempate a dos goals. nes de marcar. Se endurece el juego, y se producen varios altercados entre los jugaE l Sporting hizo un buen partido, destadores. cando Peña, Travieso y Adolfo. E l Celta actuó con gran entusiasmo, pero Mediado el tiempo, en un centro de Sorescasa fortuna. nichéro, Irureta remata, consiguiendo el E l arbitro Canga Arguelles estuvo basprimer goal murciano. Siguen dominando 1o s tante deficiente. locales, y en una ntelée, el portero del Cas- Después del desastre. La impresión en Sevilla E l tanteo padecido por el Betis en el partido del domingo último hace que el resultado del mismo escape a toda clasificación. Encuadrarlo entre las sorpresas es demasiado poco para l a cantidad de goals embarcados por los que saltaron al campo en calidad de leaders. P o d r í a decirse con más propiedad que el encuentro Athletic- Betis tuvo un resultado pasmo. ¿Causas del desastre? L a fantasía de los hinchas echó a volar en l a noche del domingo las más variadas especies. Protesta por la inclusión en el once de García de la Puerta, batalla campal con perniquebramientos y roturas capiujfs. Nada de eso era verdad. L o cierto fué que el Betis, en una tarde, no ya de desaciertos, sino de atonía, de asombro ante lo inesperado, dejó hacer al enemigo- -por demás afortunado- -cuanto quiso. U n jugador: Soladrero, y diez amigos: eso fué el Betis dice Juan Deportista. Explicación merece esta actitud de un equipo, cuya característica en el torneo l i guero era la regularidad precisamente. U n conocido bético, que ha presenciado el encuentro, nos dice, por su parte, que aún le parece ser mentira lo que vio. Parecía- -añade- -que los jugadores no habían practicado el fútbol en la vida. L o s atléticos no tiraron a goal m á s de once veces. E l equipo ha regresado. Sus elementos, mohínos y cabizbajos, se han retirado a los domicilios respectivos, donde están en reclusión voluntaria. Alguno a quien hemos logrado ver nos dice que están haciendo coraje para desquitarse frente al Oviedo el p r ó x i m o domingo. N o se atreve a enjuiciar sobre las causas de la catástrofe. Jesús estuvo mal, pero se desorientó con los repetidos fallos de la defensa. Los tres primeros tantos conseguidos por el enemigo les aplanaron y la partida se abandonó. Cuando el marcador acusó el cuarto tanto ya no había en el terreno de la parte bética más que unos hombres que sentían vértigos. ¡5 T a daba lo mismo diez que veinte. Oviedo, 6; Coruña, o Clínica del doctor Morón. Sevilla. Operación de cataratas, estrabismo, glaucoma, etc. EMPRESA S O T O Servicio regular de autobuses Bussln y Minerva, por la carretera nueva, entre Ecija- La ¿aisiana- Carmon. -Sevilla. Horario para el servicio de invierno, que regirá desde el 20 de octubre hasta nuevo aviso: Salida de Ecija para Sevilla: 1 mañana, 4,30 tarde. Salida de Sevilla para Ecija: 8 mañana, 6 tarde. Salida de Carmona para Sevilla: 7 mañana, 8 mañana, 8,15 mañana, 2 tarde, 6 tarde. Salida de Sevilla para Carmona: 8 mañana. 12,30 tardé. 4 tarde, 6 tarde, 7 tarde. Oficinas y paradas: Sevilla, plaza de San Ferna- do, núr- 6, teléfono nüm. 26125, Carmona, plaza de San Pedro, nlra. 49, teléfono nüm. 1 S 5. Ecija, Tetuán, nüm, 18, teléfono nüm, íiZ, Oviedo. E l partido estaba ganado de antemano. N o sabemos por qué despertó tanta expectación este encuentro, a no ser que se creyase que el Coruña iba a realizar un m i lagro... para alejar todo peligro al Betis. L a suerte estaba echada entre éste y el Oviedo desde los finales de la primera vuelta, y aunque a la hora de escribir estas líneas desconocemos la suerte que haya podido correr el B tis en Madrid, damos por hecho que la lucha continúa entre sevillanos y ovetenses. No, hace falta mucho espacio para reseñar tan fácil encuentro como el habido el domingo en Teatinos. Seis a cero a favor de los de casa, marcados en intervalos regulares. Hasta el encuentro de Sevilla. alimentamos fundamentalmente la esperanza de ser campeones. -India,
 // Cambio Nodo4-Sevilla