Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Cuadro de Ferrant inspirado en Una escena de El gran míe oto Echegaray acompañado de los últimos y entusiastas intérpretes de su teatro, María Guerrero y Fernando Díaz de Mendoza. Pero la obra, ante el público, no cuenta ccn mejor abogado que la obra misma. Sería inútil alegar otras razones en su defensa. P o r dicha de autores y actores suele suceder- ¿cómo no creer en los altos designios providenciales? -que todo, autor encuentra a sü hora el intérprete adecuado a sus obras, y cada actor el autor a su justa medida. L o mismo sucede con los pueblos y los gobernantes Don José Zorrilla tuvo a D Carlos L a torre; D Manuel Tamayo tuvo a D Joaquín Arjona, a su hermano D Victorino y a Teodora L a m a d r i d D José Echegaray coincidió con. Elisa Boldún. Antonio Vico y Rafael Calvo, y en sus últimos años con M a r í a Guerrero. E m i l i o Thuillier y Fernando Díaz de Mendoza. Ái través de la inconfundible personalidad de D José Echegaray, quién no advierte en sus obras la influencia respectiva de los intérpretes? Sus primeras obras, La esposa del vengador, En el puño de la espada, O locura o santidad, son de Antonio Vico. L a última fué también de Elisa B o l dún, incomparable intérprete de Juana, uno de sus mayores triunfos. Después... En el seno de la muerte, Mar sin cillas, Haroldo, el normando; Conflicto entre dos deberes, son de Rafael Calvo, el actor m á s personal, m á s suyo, m á s único que ha pisado la escena española. Y o no he conocido actor con mayores defectos, pero defectos tan suyos, que sin ellos algo hubiera faltado a su indiscutible g e n i a l i dad. Genial era también Antonio V i c o L u chó siempre con su salud precaria, que muchos juzgaron por apatía y despreocupación, cuando ha habido pocos, actores de más conciencia profesional que Antonio V i c o quien Don José Echegaray ante el atril en que escribía sus cuartillas. El perro favorito dé D. José, al que prodigaba los más tiernos cuidados.