Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
e Rimsk y Korsakow, de Strawinsky y de 5 Ravel- ¡oh, aquella inolvidable Daphnis! como lá realización segura e inesperada de Anuida, de la Silfide, de Petrouchka y de esa ninfa alada de El espectro de la rosa, en el maravilloso dúo coreográfico con N i jiñski, sobre la orquesta con que Berlioz había poblado los diseños melódicos de La invitación al vals. Aún me parece ver a Thamar Karsavina, como hace veinte años, con la clásica belleza grecorromana de su cabecita pequeña, menuda la osamenta del rostro, sobre el cuello turgente y paradójicamente robusto; blanca de todas las blancuras de Rusia, -niev y estepa, baio- la noche negra- azul de l e í cabellos espléndidos, que recordaban la testa de Lina Cavalieri y de Cleo de Mcrode. Y a pesar de todo, inmaterial, grácil, efímera, ingrávida, casi, impalpable, era como en los versos de Théophile Gautier: le spectre d une rose que tu portáis hier au bal. ¡Memorias de una mujer de cuarenta años en la dulce luminosidad acerada de su o t o ñ o! Tiempos de los versos del gran Theo; de la primera Exposición de miniaturas persas en el Museo de Arte Decorativo, de P a r í s de los affiches luminosos de Cappiello: de Cleo, de la Cavalieri, de ¡a Tortajada, de la Otero y de Karamanchimay; noches de la Grand Opera y del Chatelet; ¡qué pueden ser sino memorias! T a n lejos todo, tan espantosamente lejos esa vida suntuosa y musical, de esta otra gris, uniforme, seca, de codicia sin ambición, de presente sin sueño, de trabajar para comer. ¿Y nada más? P o r eso líos preguntamos tantas veces: j Pero vale la pena de vivir? FELIPE SASSONE amoroso, conducido por cauces líricos, 7 una pequeña trama cómica, con la que ñ o s te con innumerables cartas, en que propusimos darle alguna amenidad. Muchas situaciones musicales de diversos matices, ios lectores de R B C exponen ini- y un músico, nuevo en el teatro, Pablo Sorozábal, de brillante historia y, a nuestro ciativas y observaciones, muchas juicio, esplendoroso porvenir, que ha compuesto una partitura que nos parece encande ellas oportuna y plausibles. tadora. Unos intérpretes admirables, aue TVo siéndonos posible materia men- sayado la c- Bra con gran c a r i ñ o han enel gran Marcos Redondo, que te contestar a tan copiosa corres- varias capitales con unla ha estrenado en éxito clamoroso y pondencia, rogamos a nuestros co- personalísimo; Conchita Panadas, la notabilísima soprano lírica: el admirable barítono Sausi, que alternará con Marcos para municantes, que reciban con estas darle descanso; Cortés, un nuevo tenor de ¿meas nuestra disculpa y no inter- voz magnífica: Enriqueta Serrano, la maravillosa vedette, que ha depurado su arte preten a descortesía la falta de hasta tal punto que esperamos sea una revelación para sus mismos, admiradores. Cuarespuesta particular. tro primeros actores: Joaquín Montero, R a món Peña, Luis B o r i y Carlos R u f a r t t á n queridos del público madrileño. U n a sola decoración, que con decir que es de Alarma, el maestro de maestros, ya está elogiada sobradamente, y un vestuario afortunadísimo, de Peris. Todo esto han reunido en torno de KaAUTOCRÍTICA tiuska, la mujer rusa, la travesura. de Paco Torres, el empresario- artista, a quien debemos sincera gratitud, y la Empresa de Rialto. Katiuska, la mujer rusa L a obra ha obtenido en provincias éxitos Zarzuela, en dos actos, original excepcionales: pero, aun agradeciéndolos de Emilio González del Castillo y mucho, para nosotros el verdadero estreno Manuel Martí Alonso, música dol es ahora. Y como renunciamos a todos los maestro Pablo Sorozábal, cuyo estreno se anuncia en Rialto. ¿plausos anteriores y nos sometemos al fallo inapelable del público de Madrid, nos Diremos con toda sinceridad lo que: penatrevemos a esperar de él benevolencia. samos EMILIO G O N Z Á L E Z D E L C A S T I L L O Es una zarzuela de ambiente. ruso (Ucrania en 1917) visto en Chejow. U n asunto MANCEL M A R T I A L O N S O 7 Vo vemos favorecidos diariamen; MELODÍA FLORAL l a i netas; de la misma manera el experto perfumista encuentra t r í una gomo de ricos perfumé la exquisita comTSrneción que es nota de feminidad y, refinamiento. ¿r f h l a mieva loelón y extracto Oemey, e l arte def gran Richard Hudnut ha, grade. un triunfo ¡amas Igualado. Mi ASÍ cómo vm wpéfto compóítlor logra la. máyót. expresión sde w o ie musical mediante la acertada combinación a m rt perfumista Si riúivo bouqu es. un verdadero poema tejido con los perfume más delicados, ís l a loción como, un estimulante después del bato, paro friccionar el cabello antes de peinarse v después dé los deportes, unas gotas de extracto en el pañuelo o el vestido, la envolverán en un aire de juventud y. feminidad. 6 s él perfume de moda d a l a mujer, elegante que puede hoy adquirir en las buenas perfumerías, ÍXTRÁCTO- Y l Ó C I Ó N OTRAS CREACIONES emev CREMA PURIFÍCÁDORA CREMA VOLÁTIL POLVOS- TAICO BRILLANTINA