Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
fe! B C. CIERNES 57 DE M A Y O DE 1932. E D I C I Ó N D E ANDALUCÍA. P A G aa. a política alguna, Dice que en Cataluña y un pueblo unido por el sentimiento de ader seguir por sí sus propios destinos. Ataca a la dinastía derrocada por su falta de constitucionalidad. Asegura que en Cataluña no ha habido otra lucha que l a que existe en todos los pueblos, entre derechas e izquierdas. Recuerda la Unión Catalanista que no tenía intervención pública exterior; después surgió la L l i g a y vino la lucha política entre dos hombres Cambó y Lerroux. Sigue haciendo la historia de la política catalana, y habla del pacto de San Gervasio (rumores) atacando a los Sres. Lerroux e Iglesias, al primero, por haberse entregado a la comadrería, y al segundo, por haber perseguido al obrero catalán. Ataca el proceder de los castellanos en Cataluña, entre ellos los funcionarios, y afirma que entraban en los comercios con frases despectivas para los dependientes. (Protestas de la Cámara y denegaciones. Afirma que los obreros que votaron en el pasado al Sr. L e r r o u x no son los que el 14 de abril trajeron la República votando a la izquierda catalana. Ataca a los diputados que aquí hablan de cordialidad y allí exigen el Estatuto, llamando malos catalanes a los que tratan de quitar una coma. De esta situación somos víctimas los españoles que vivimos en Cataluña. Afirma que el Sr. Maciá no consintió en la destitución del general Despujols de l a Capitanía general de Cataluña, a pesar de la conmiseración de algunos oficiales que le hablaban de la necesidad de una República federal, hasta que se lo dijeron de Madrid. Una voz en los catalanistas: Exacto. E n tono irónico, dice que ha oído afirmarse recientemente que todavía el salvador de España va a ser el Sr. Cambó. E l Sr. V E R G A R A N o lo creemos. Dice que el Estatuto de Cataluña es el triunfo del pueblo y de Maciá, porque la L l i g a siempre lia canjeado la libertad de Cataluña a cambio de una concesión arancelaria. E l pueblo de Cataluña desea que termine ya su pleito. S i negáis el Estatuto- -dice- -daréis fuerza a la. L l i g a Regionalista, y si concedéis el que ésta quiere, habréis cometido un asesinato político. Vosotros, parlamentarios, que tenéis siempre sangre noble... (rumores) noble en el sentido de bondad, de rectitud, accederéis a la aprobación del dictamen. (Aplausos del grupo extremista de la Cámara. E l Sr, G U E R R A D E L R I O A h o r a tiene la palabra el Sr. Rahola. E l P R E S I D E N T E E l que concede la palabra soy yo. L a tiene el Sr. Martínez de Veiasco. se de algo trascendental que es lo que, a la Hacienda se refiere. E l artículo 17 dice que Cataluña se hará cargo de las cargas atribuidas al Estado que se transfieran a la Generalidad; y el artículo 19 habla de la obligación del Estado de ceder tales y cuales impuestos. Deduce de esto que todos los gastos que se originen en el porvenir de Cataluña serán cubiertos por el resto del país; esto es, que la Generalidad no se hará cargo de la nueva deuda que pueda contraer el Estado. Se van a ceder a Cataluña impuestos d i rectos de la Hacienda, que son inalienables. Se da el caso de que si estuviera aprobado el Estatuto no se hubiera podido aplicar a Cataluña él impuesto que se proponía en el dictamen dé reforma agraria. E n los Estados que se han constituido con la federación de otros Estados el Central se reservó siempre la soberanía civil, contribuciones, etc. Cita varios ejemplos, entre ellos Alemania y Estados Unidos. Añade que se ha hablado de que la riqueza media del pueblo catalán es superior a la del resto de los españoles, diciéndose que por ello deben tener mayor participación en las consignaciones para gastos. A eso hay que contestar que si es cierto no puede olvidarse que tal superior riqueza ha sido debida a la protección arancelaria ejercida desde el siglo x i x sin olvidar que las cargas fiscales deben distribuirse equitativamente. Lee datos de los beneficios obtenidos por Cataluña referentes a tejidos de algodón, que gracias al 10 por loo de la prima de exportación ha permitido enormes ingresos a Cataluña, con la cual no pueden compararse los pobres labradores de Castilla, obligados a producir con enormes trabajos. Encuentra contradicción entre el artículo octavo del. Estatuto y la Constitución, pues aquél trata, de la ciudadanía en Cataluña que, no obstante, está reservada en aquélla al Poder central. Cree que el problema que hay que plantear es el de si es compatible la soberanía de la República con la de las regiones. Declara que l a minoría apelará a todos los medios reglamentarios para impedir que se destruya una unidad de España que ha costado más de siete siglos. (Aplausos de la minoría agraria. Interviene el señor O s s o r i o y G a llardo E l Sr. O S S O R I O Y G A L L A R D O alude al discurso del Sr, Lerroux, que califica de sacrificio. Recuerda que es de muchos años simpatizante con el regionalismo y la autonomía; pero sin nacionalismo, pues hubiera sido raro que de los barrios bajos de M a d r i d hubiera salido un nacionalista catalán. N o obstante- -dice- se puede llegar, sin ser, nacionalista, al respeto de los hechos diferenciales. Su opinión no discrepa, en cuanto a las soluciones, de las que han expuesto en la Cámara diputados no catalanes. Se va a atener a realidades de naturaleza política, esperando que se produzca u a movimiento de solidaridad de la Cámara. Cree que hay varios millones de españoles que no están conformes con el régimen político del país. Otro hecho es que el movimiento nacionalista no es interesado, y cree que sería preferible que lo fuese, porque los problemas del egoísmo son más fáciles de resolver. E l tema es sentimental, y lo sostienen los poetas, los músicos, los historiadores, etc. L a protesta en el resto de E s paña tiene también mucho de sentimental, y si hay frases agrias, corresponden a las que en Cataluña se dicen para los españoles. (Aprobación. L a cuestión catalana no se puede soslayar ni aplazar. Cataluña tiene algo de niño, y. a la franquedad con que sus diputados han venido a plantear en las Cortes su problema no se puede responder con un aplazamiento. Nadie tiene propósitos de violencia contra Cataluña, porque sabe todo el mundo que estos procedimientos no tienen virtualidad, y ahí está el fracaso de los empleados por la Dictadura. Parece que hay separatistas en Cataluña y fuera de ella. H a y catalanes que piden la separación, y hay otros españoles que d i cen Acabemos. Déseles la independencia total. Los mismos separatistas catalanes se detienen ante cualquier movimiento de la realidad, porque en España hay algo más de lo que aparece por fuera. Lee una frase del Sr. Cambó, quien, reconociendo las diferencias entre Cataluña y, Castilla, superiores tal vez a las del Piamonte y Sicilia, Inglaterra e Irlanda, declara la existencia de una unidad geográfica que no se puede destruir, porque creó la unidad política que le mantuvo a través de los s i glos. P a r a entendernos- -prosigue- -no se pue- de desconocer la personalidad de Cataluña, ni se puede pensar en una España deprimida y dividida. Dice que Santos Oliver veía en el problema una simple cuestión de tolerancia, y Prat de la R i v a por el contrario, decía: N o se trata de que nos gobernéis bien o mal, sino de que no nos gobernéis. Hablando del concepto de soberanía, recuerda un proverbio de la Edad Media, de que cada. barón era señor eri su baronía Para L u i s X I V era la soberanía personal, patrimonial y hereditaria: E l Estado soy yo. Después, la soberanía en el pueblo, con el sufragio, y hoy apunta una soberanía nueva: la del sindicalismo, que cree en un Estado formado por gremios que dictan sus mutuas relaciones jurídicas. Los Estatutos de funcionarios crearon también una soberanía nueva, que el dictador no llegó a. comprender, al observar que. no podía destituir a un vulgar secretario de Ayuntamiento. Entiende el orador que l a soberanía, está limitada al poder de creación. H a y multitud de soberanías compartidas, federales, unitarias, etc. pero lo cierto es que la soberanía es el poder de crear. Los catalanistas dicen que España no es 1 su patria, sino su Estatuto. Esto es un error Informaciones y reportajes E l próximo número de B L A N CO Y N E G R O publica, entre otros, los siguientes: La minoría agraria usará t o d o s los der la integridad de la P a t r i a medios reglamentarios para defenE l Sr. M A R T Í N E Z D E V E L A S C O Jefe de la minoría agraria, dice qué está obligado a ser sincero al tratar de un problema que ha conmovido a las multitudes, las cuales- -añade- -están convencidas de que si aprobamos el dictamen vamos a proceder a la desintegración de España. Declaraque son los agrarios completamente contrarios a una soberanía política regional, que pueda disminuir l a del Estado. Tiene que decir que cuando se aprobó lá Constitución, rechazándose la forma de una República federal, quedó tranquilo, porque no podía sospechar que después se presentara este Es. tatuto. Estima indiscutible que se va a constituir un Estado independiente con tres Poderes: el ejecutivo, el legislador y el judicial, con todas las concesiones que señala el artículo ló de la Constitución y sin querer analizar? ada una de estas concesiones desea ocupar 1 La por patología de Alberto Durero el doctor Fernán Pérez. San por Fernando, R e y España A Ramírez Tomé. de La los Ciudad Vaticana por César A Gullino. p r i m e r o s bañistas a l aire libre por Juan del Sarto. Excursión p o r A l a s i t a y vuelo temerario sobre u n volcán por R. de Córdoba. C a s t e l l ó n d e l a P l a n a t Po lítica h i d r á u l i c a por Joaquín Castello. 11 ii iiir; i ¡r i i i i r n i R r r i P