Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
volantes iguales. E n un abrigo negro esos volantes pueden ser negros y blancos, o negros y beige. Excuso decir que los volantes de las mangas harán siempre juer go con la banda del cuello, y que todo ello se puede cambiar para satisfacer el deseo de variación. Las manguitas globo las lucen muchas elegantes; compruebo qué nó se llevan guantas largos ni cortos, sino medio largos. Otra elegante lleva mangas largas y anchas sin puño, y guantes cortos de un solo botón. i Cuántas contradicciones tiene la moda y qué difícil es seguirla! Por eso aconsejo a mis lectoras que se creen su moda aproximada a la moda. Los boleros, si juzgo por algunas espectadoras del hípico, prefieren ser diferentes al traje que acompañan, y en verdad es muy bonito. Por ejemplo, un vestido marrón con lunares beige se presenta con bolero de seda beige. U n vestido verde almendra lleva bolero marrón y corbata verde. Por último, fija mi. atención una idea, por su gracia distinguida: el vestido de crespón negro estampado en blanco con un bolero minúsculo de lana blanca. Todo lo que se ve aquí tiene el sello de una elegante sencillez; nada lujoso, ni recargado, cuya exhibición en una fiesta deportiva sería lamentable error; tanto como las carreras reclaman trajes de lujo, exigen los concursos hípicos sencillez. E l traje sastre que más me gustó, llevado por una muchacha altísima y rubia, era de lana negra brochada; la falda tenia tres pliegues delante y tres detrás; los Costados rectos y la parte superior de la falda muy ajustada; la chaqueta, bastante corta, se cruza abrochada con un solo botón de cristai transparenté, blanco y negro; del bolsillo del pecho cae una punta del pañuelo, guarnecido. de Irlanda; el cinturón es muy original; ancho detrás, disminuye hasta convertirse en muy estrecho delante, cerrado, con una hebillita de cristal como el botón. Este cinturón está hecho con tiras de ante blanco y negro. Creo que merece los honores de la descripción, bien detallada. Algunas señoras han querido enseñarnos sus blusas, y amablemente se han quitado, las chaquetas como si tuviesen calor, cuando en realidad hacía frío. Espero que su amabilidad no les haya jugado una mala partida. He visto que sardinetas estilo tirantes se abrochan a la falda, cruzándose delante; que blusas metidas bajo la falda llevaba verdaderos cinturones suizos, con picó emballenado detrás y delante; un modelo de blusa en batista color carne es poco modesto, porque la falda simula un vestido extraordinariamente escotado y sin mangas, para lucir la blusa, que se confunde con un desnudo; ésta va bordada y calada. Durante este tiempo caballistas y amazonas saltan obstáculos; y sucede alguna vez que ciertos caballos (por deferencia quizá) dejan pasar ante ellos a las personas que los, montan... Y vemos caídas no previstas en el programa; pero se caen tan bonitamente al son de la trompa de caza que todo el mundo sonríe, incluso los que se asustaron. TERESA. CLEMENCEAU LANA LIGERA MARRÓN; NERy U R E S MUY FINAS. ECHARPE Y BOCAMANGAS DE PIEL 1 E PANTERA. LA FALDA ESTA LIGERAMENTE EVASE Y E L ABRIGO SE ABROCHA HASTA LOS BOLSILLOS. ESTOS. FORMAN DOS PEQUEÑOS VOLANTES. (MODELO GERMAINE LECOMPTE)