Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Á B C. V I E R N E S 1 í DE J U L I O D E 1932. EDICIÓN D É ANDALUCÍA. P A G 18. sionaria íá. obstinación de no hacer ese gas- to, que al fin de cuentas ha de ser remunerador. L o s barcos de la Transatlántica queman carbón español. S i no sigue el servicio, el carbón quedará aquí, porque los barcos de Y b a r r a o quien se encargue del servicio utilizan petróleo, que no es producto español. Cita las cantidades que se mermarían para la economía nacional si no se gastan esas pesetas, todo por el prurito de que no sea l a Transatlántica la que siga, haciendo el servicio. Además, en América produciría pésimo efecto la supresión de la línea de la A r g e n tina. Hace una defensa calurosa del personal y en cambio entiende que contra los accionistas se debe proceder con severidad, pero llegado el momento de la liquidación. E l ministro de M A R I N A refuta algunas afirmaciones del Sr. Madrigal. Dice que con la cantidad consignada en presupuestos era imposible atender al sostenimiente de las cuatro líneas que sirve la Transatlántica. Urgía, pues, hacer algo temporal. Teníamos que sostener el aval de amortizaciones de unas obligaciones emitidas y los déficits de la Compañía, más el pago de otras cantidades que anticipará Comillas. Lee las cifras a, que se elevaba el total dé estos. compromisos, y dice que al hacer frente a ellos, únicamente quedaría de remanente en el pre- supuesto un millón de pesetas. E n efecto, la Compañía se ofrece a hacer este servicio por 1.800.00 a pesetas; pero sin incluir reparaciones, material, etc. pues sumando, todo pasa de tres millones, y en el presupuesto apenas si contamos con un m i- llón. Esto por una parte. S. Por otra, el movimiento de pasajeros- -i según datos que lee- -y mercancías, ha. dis- j mimado tan considerablemente, que apenas f. en los barcos de la Transatlántica viaja: ría- die con relación al movimiento de los barcos extranjeros. Tampoco los suministros en puertos españoles son tan exactos como aquí ha manifestado el Sr. Madrigal, pues los barcos lo hacen al i r a América, no en el viaje de regreso, en que traen víveres americanos. Cree, por tanto, que no el 1.800.000, sino, los tres millones que precisaría, no se deben pedir a la Cámara, porque sería un sacrificio inútil. E l voto particular del Sr. Madrigal queda desechado en votación ordinaria por 84 votos contra 39. H a y que consignar que radicales- socialistas y agrarios votaron contra radicales y socialistas. L a Comisión acepta una enmienda del señor Martínez Barrios, variando en. algunos extremos la redacción, y acto seguido el señor V A L L E también miembro de la Comisión, se levanta para defender el primitivo dictamen. Cree que éste debe ser aprobado por razones de tipo económico. (L a Cámara está muy desanimada. E l Sr. S B E R T de la Comisión, rechaza él voto. E l Sr. A L B A dice que se va a votar ahora una cosa completamente distinta del dictamen. Pide al Gobierno explicación de este lío. E l ministro de M A R I N A dice que el criterio del Gobierno está bien claro, y recuerda que ha rebatido los argumentos del Sr. Pérez Madrigal. E l Sr. A L B A entiende que es absurdo que por un millón y pico de pesetas se prive a España- de este servicio. E l Sr. R O D R Í G U E Z P É R E Z en nombre de la Comisión, explica lo ocurrido, pues el Sr. Valle ha defendido el antiguo dictamen. (Entra ei ministro de Trabajo. E l Sr. A L B A insiste en que hace falta una aclaración del ministro de Marina. E l ministro de M A R I N A dice que sólo puede atribuirse a su pobreza de expresión el que el Sr. A l b a no se haya, enterado. E l Sr. A L B A declara que su deseo es que esa línea Mediterráneq- Piata no sea. suprimida. E l ministro de M A R I N A Y o lo que he dicho es que se suprime una sola línea, y que quedan tres. E l Sr. A L B A estima que eso es favorecer a l a Compañía Ybarra, a la que se deja la concesión. E l ministro de M A R I N A ¡Pero si ya presta ese servicio! E l Sr. A L B A Pues aun así se la favorece. -E l Sr. M A R T Í N E Z B A R R I O S advierte que la enmienda de la minoría radical no hace más que reflejar un deseo del Gobierno. Puesto a votación, votan en favor del antiguo dictamen, o sea el restablecimiento de la línea, los agrarios, conservadores y radicales- socialistas, y en contra, socialistas y radicales. Se desecha, por 84 votos contra 64. Se da lectura, del dictamen, tal como ha quedado redactado, y se procede a votación nominal, a petición de las minorías federal y agraria. Queda aprobado, por 176 votos contra 33. E l artículo 11 aprobado dice así: E l Gobierno, al término del contrato de primero de junio, de 1910, adoptará las resoluciones necesarias para el sostenimiento de los servicios de las actuales líneas interoceánicas y el res tabíécimiénto de la actualmente suprimida: Mediterráneo- Brasil- Plata. A tales efectos queda autorizado por esta ley para efectuar los contratos necesarios, así como para; incautarse temporalmente, si fuera preciso, de los b u ques de la Compañía Transatlántica que considere necesarios, indemnizándola por los perjuicios que le irrogue la incautación, determinada pericialmente a uso y costumbre del comercio marítimo. Otros dictámenes v i Se aprueba. un dictamen sobre el proyecté de ley aprobando el Convenio internacional para las líneas de carga, firmado en. Loít- dres el 5 de julio de 1930. Proyecto de Reforma Agraria Continúa la discusión de éste dictamen. E l Sr. G Ó M E Z (D Aurelio) defiende un enmienda, a la base segunda, -que es rechazada en votación nominal. -E l Sr. M A R T I N defiende otra, -pidiendo que se autorice al Instituto- de Reforma A g r a r i a a concertar colonizaciones con los; propietarios. 1 Nueva votación nominal; y l a enmienda; es rechazada. j E l Sr. O R T I Z D E S O L O R Z A N O autor de otra pidiendo la supresión del según- do párrafo de la base, la defiende. L e contesta la Comisión y también es rechazada ec votación nominal. L o mismo ocurre con otras, dos enmiendas que defiende el Sr. G U A L L A R D- y que, por, lo tanto, quedan rechazadas en votación nominal. Se levanta la sesión a las nueve; menos diez continuando, por tanto, pendiente de discusión y aprobación la base segunda. Sesión nocturna Comienza la sesión, a- las once menos. cuarto, con escaso número de diputados en los escaños y bajó. la presidencia del señor Besteiro. Las tribunas están poco concurridas. E n el banco azul los ministros de Marina, Hacienda, Trabajo y Obras Públicas. Se aprueba definitivamente el proyecta discutido por la tarde, acerca- -del- contrato del Estado en la Compañía Transatlántica. Proyecto de Estatuto Se pone a débate el dictamen del Estatuto. Don H U M B E R T O T O R R E S consumé un turno en pro de! título segundo, que se refiere a las atribuciones de la Generalidad. Ahora- -dice- -vamos a ver si es cierto que caída la Monarquía, han desaparecido los obstáculos tradicionales que se oponen a nuestras aspiraciones. V i v i m o s Un momento de. libertad de. hombres y- libertad de- los pueblos, y por tanto vamos a- ver hasta qué punto esta Cámara sabe apreciar la justicia de nuestro sentir. L a manera de pensar de derecha? e- i z quierdas de Cataluña, en un bloque compacto, se cree con capacidad y derecho para regir sus- deslinos por sí misma. ljos. Iiey. es Católicos pudieron haber llegado a unir corona; pero jamás unieron pueblos. S i Lis enseñanzas de la Historia pueden servir de algo, yo digo que contra la libertad de los pueblos nadie puede, contra elj alma de los pueblos nadie puede, porque renacerá en todo momento y en. cuantas- oca- siones se presenten. E n favor de nuestras aspiraciones están el momento político presente y la manifestación popular exteriorizada en Cataluña. E l hecho catalán lo sienten allí todos: Recuerda que el año 5 el Sr. Lerroux, refiriéndose a los catalanistas, decía, que estaban en todas partes y que había un pueblo con. vida propia que se siente oprimido- por el régimen centralista. Este hecho- -decía el señor L e r r o u x- -e n un régimen de libertad se llama autonomía; en un régimen de opresión, separatismo. E l Sr. G U E R R A D E L R I O Ese es el evangelio radical. (Fuertes rumores. Dice que al discutirse, el textp- constitucional él defendió el concepto ele soberanía, 110 de arriba abajo, sino a la inversa. Cataluña nada pide en su Estatuto que lasglgflsíí ias S smiÍ 9 Er esr s as i PAGO CtTPON BK OBMGACIONJRS 7,25 Se pone en conocimiento de los señores obligacionistas de esta Sociedad que, a partir del 1. de julio próximo, se procederá por el Banco de Bilbao de está plaza y sus sucursales al paso del cupón n ú m e r o 7, cuyo liquido es de pesetas 7,8375. Sevilla 2 S junio 3 0 32. 351 Secretario, J. M E A N A ÓMNIBUS Parada e informes! OFICINA R A P I J L Í O ALGEClítAS GRAN CAPITÁN. 12. -Tfe EFONO 22690 V I E N T O S D E JULIO Y JUNIO. LA TRAGEDIA D E L EMPERADOR MAXIMILIANO. -Evocación en el centenario del nacimiento, por Rafael Blanco y Caro. -Véase el próximo número de B L A N C O Y N E G R O
 // Cambio Nodo4-Sevilla