Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A E C. S Á B A D O 6 DE AGOSTO DE 1932. EDICIÓN DE ANDALUCÍA. PAG. íg. LA SESIÓN D E AYER E N LA En el debate sobre reclutamiento y ascenso de la oficialidad del Ejército se promovió un ruidoso incidente. Prosiguió la discusión de la base sexta de la Reforma Agraria. La tarde parlamentaria transcurrió en medio de una gran desanimación. E l plan para la semana próxima. que su señoría se dedica á injuriar ál Ejército. Se vuelve a reproducir el escándalo en Abre la sesión el Sr. Besteiro a las cuagrandes proporciones y el Sr. Besteiro le tro y cinco. Escasos diputados en los escaindica que no interrumpa, porque no pareños y casi vacías las tribunas. E n el banco ce sino que se ha puesto en pie de guerra azul el jefe del Gobierno y, los ministros de contra todos. Estado e Instrucción Pública. Su señoría- -dice- -abusa del exceso de be- Orden del día. Los ascensos y re- nevolencia de la Cámara y va siendo hora de que cese en esa actitud. clutamiento en el Ejército E l Sr. P É R E Z M A D R I G A L enardeciProsigue la discusión de este proyecto. do y casi ronco de tanto vociferar, trata de Interviene el Sr. F E R N A N D E Z C A S- explicar sus palabras, pero es imposible oírle T I L L E J O Se lamenta en primer lugar de lo que dice por las proporciones que toma el Proyecto de Reforma Agraria- la poca concurrencia que advierte, no obs- escándalo. Pide que se lean las palabras proE l Sr. CID defiende una enmienda al tante la importancia del tema que se discu- nunciadas por el Sr. Castillejo y que él con- apartado séptimo de la base sexta. te y ruega al presidente que modifique la sidera ofensivas. Pide que se redacte así el apartado séptihora de discutir este proyecto para que haya E l Sr. F A N J U L Sr. Pérez Madrigal: su mo Las explotadas sistemáticamente en r é más diputados en el salón. proceder es francamente incalificable y no se gimen de arrendamiento a renta fija, en diE l Sr. P U I G D E A S P R E R presidente de compagina muy bien con esos elogios. que, nero o én especies, durante doce o más años; la Comisión, se adhiere a esta petición y la en algún tiempo escribiese su señoría en el excepción hecha de Tas arrendadas en nomconsidera acertada. Libro de Oro de Ceuta, de elogio para los bre de los menores, incapacitados o viudas; E l P R E S I D E N T E promete buscar una militares. sexagenarios o de aquellos que por su pro. fórmula que satisfaga los deseos del Sr. FerE l Sr. PÉREZ M A D R I G A L Perdón fesión o empleo residan obligadamente fuenández Castillejo sin contravenir el orden personalmente. He de ratificar lo que dije, ra de la localidad. de los debates iniciados. E l Sr. C A N A L E S la rechaza, por la Coporque me refería a los soldados que los cuaE l Sr. F E R N A N D E Z C A S T I L L E J O d a dros de oficiales llevaban al matadero de la misión, y el Sr. CID solicita votación nolas gracias por esta promesa presidencial. minal. manera más ignominiosa. Consume un turno en contra de la totali (Estas frases provocan protestas airadísi- (Ocupa la presidencia el Sr. Bárnás. dad. Entiende que estas reformas militares mas y algunos sectores de la Cámara incre E l Sr. CID. defiende una nueva enmienda que se proyectan deben quedar traducidas pan al Sr. Pérez Madrigal. pidiendo que sean expropiables las tierras a una ley de base taxativa, que evite la poE l Sr. Besteiro, después de romper bas- sistemáticamente en régimen de arrendasibilidad de hacer política. Igual que el se- tantes campanillas, intenta acallar los gri- miento a renta fija, en dinero o en especies, ñor Fanjuí, estima que deben ser oídos los tos imponentes del diputado radical- socialis- excepción hecha de las arrendadas en nomtécnicos militares antes de acometerse reforbre de menores, incapacitados o viudas y Jas mas. De esta forma se avivará el sello deque, merced a forma arrendaticia de largo, dictadura personal que ofrecen tales replazo, han proporcionado ocasión de. crear, formas. nuevo cultivo o no han sufrido variación en E l Sr. M A D R I G A L ¿Dónde está ese la renta durante veinte años sello personal? Las reformas son obra de la (La Cámara sigue desanimada, viéndose Comisión y de las Cortes, de acuerdo con las tribunas casi vacías. por F de Aragón. el ministro de la Guerra. E l Sr. A R A N D A radical- -después de inE l Sr. F E R N A N D E Z C A S T I L L E J O tervenir el Sr. Canales para oponerse a la LAS I N D I C A C I O N E S D E mantiene su afirmación y el Sr. M A D R I enmienda- hace notar a la Comisión que L L A M A D A por Tararí. G A L vuelve a decir: Y a empieza su señoría con su intransigencia va a provocar una sia no utilizar argumentos y a hablar de una LAS ONDAS ULTRACORTAS, tuación injusta en algunas localidades, por dictadura que no existe. (Rumores. las especiales circunstancias de la propiepor F u n k E l Sr. F E R N A N D E Z C A S T I L L E J O dad y en las cuales hasta los colonos van a ¡Pues a mi juicio existe esa dictadura! E l M O D E R N A DISPOSICIÓN resultar perjudicados. Cree que el Gobierno ministro, y esto es innegable, ha debido aseMUY INTERESANTE PARA y la Comisión deben meditar sobre el espísorarse de los elementos técnicos. ritu de las enmiendas que se discuten. L O S AFICIONADOS A L A E l Sr. CID rectifica y su enmienda es E M I S I Ó N por J Pérez- Seoane. Formidable escándalo desechada. Véase la S E C C I Ó N R A D I O T E E l mismo diputado retira otra. E l Sr. B E S T E I R O reconviene enérgicaL E F Ó N I C A en el n ú m e r o de Retira otra enmienda el Sr. ÍJojí. mente al Sr. Madrigal. m a ñ a n a domingo de E l Sr. A Y E S T A conserva ór, defiende E l Sr. PÉREZ M A D R I G A L De los técotra. nicos de Annual e Iguariben. Solicita en ella que queden excluidas del (El escándalo que se produce es indescripinventario, a los efectos de la expropiación, tible. Los diputados militares que hay en la las tierras de cabida inferior a una hectárea Cámara se vuelven airados contra lo dicho que. se hallen arrendadas con doce o más por el interruptor y le increpan con violenaños por el mismo colono o sus descendiencia. Este mantiene, enfurecido y casi con eamse, m 8 e 8 mu- tes y no hubieren solicitado la revisión de gestionado, sus afirmaciones con otras que se renta al amparo de las disposiciones raven ahogadas por el griterío ensordecedor das por la República. Dice el orador que deque reina. E l presidente agita la campanimers? esi isas pssspaías fiende a pequeños propietarios que a su vez lla y no logra restablecer el orden. son arrendatarios para poder vivir. Hecho el silencio, el Sr. F E R N A N D E Z E l Sr. GARCÍA, de la Comisión, se nieC A S T I L L E J O se dirige al Sr. Pérez Maga a aceptarla, por adolecer de los mismos drigal y le dice: Su señoría no puede agradefectos que las anteriormente discutidas. viar al Ejército, porque es un perfecto indocumentado. E i mayor orgullo para mí y En votación ordinaria es desechada la ea 5 ara el Ejército, a partir de hoy, es saber mkmla. La sesión de ayer tarde ta. Son Inútiles todíoá Jos esfuerzas SígHéñ los gritos y denuestos y ef Sr. Pérez Madrigal insiste en que él es el ofendido, ¡Vuelve el P R E S I D E N T E de la amara! a recordarle la benevolencia con que se la trata y anuncia que en lo sucesivo no tolerará que perturbe el orden, al menos mienJ tras ocupe la presidencia. Esta tarde- -le añade- -se ha excedido su señoría y se ha producido de una forma absolutamente inconveniente, que no toleraré en la sucesivo. E l Sr. Pérez Madrigal abandona su esca ¿ño y sale del salón. Renace la tranquilidad con la ausencia del inquieto diputado y el Sr. F E R N A N D E Z C A S T I L L E J O sigue su discurso de impugnación del dictamen. Como algunas veces le interrumpen en el banco azul el jefe del Gobierno y el ministro de Instrucción Pública, dice que estas coacciones son inadmisibles. E l P R E S I D E N T E D E L C O N S E J O Si. su señoría cree que unas observaciones amistosas constituyen una coacción, cerraré mis labios. Transcurrido el tiempo dedicado á ínter. pelaciones se suspende el debate y se pasa a la Reforma Agraria. 1 r 1 1 1