Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A C. M A R T E S 10 D E! E N E R O D E 1933. E D I C I Ó N D E ANDALUCÍA. P A Ü 40, CUESTIONES RÍAS AGRÁ- 1 Agricultura, ganadería, autoridad. La provincia de Jaén 1 Las basas del trabajo del campo ¡en la provincia de Jaén han empezado a cumplirse, iniciándose por tanto las faenas de recolección de aceituna. E n l a provincia de Córdoba, aunque aprobadas las bases del trabajo ¡rural, no han comenzado a aplicarse, por estar pendientes algunos extremos de ias mismas, consultados por la clase pa- tronal al ministro de Trabajo. Los labradores cordobeses deseaban sa. per cómo en la provincia hermana se han valido para que, a pesar de su mal estado social, se haya llegado a un acuerdo entre patronos y obreros, pr ooediéndose a la recolección de aceituna. Nosotros lo hemos averiguado, recogiendo las manifestaciones de un viejo labrador giennense, con suficiente autoridad para poder opinar en las cuestiones agrarias. Este hombre, con toda 3 a sinceridad que caracteriza al labrador andaluz, nos ha dicho: -N o ha sido un milagro. H a bastado un pequeño gesto de autoridad, el más insignificante que un gobernador puede hacer para que una provincia en estado anárquico, como la de J a é n se reintegre al trabajo inmediatamente. Esto que, a l parecer, no tiene importancia, a simple vista, analizándolo, la tiene en gran escala y se saca en consecuencia lo q! ue pasa en Andalucía y c ó m o puede evitarse el ¡estado de insubordinación social que nos ahoga. H a r á un año, mejor dicho, desde el famoso decreto dividiendo a E s p a ñ a no en las 49 provincias que tuvo, eino en los m i les de pequeños reinos de términos municipales, y hay que hablar así porque nadie sabe lo que ha sido darle a un alcalde i g norante, ayudado en s) u ¡m a y o r í a por un presidente de un Centro obrero de la misma ideología política de la primera autoridad local, las atribuciones que le concedió e l citado decreto y otras q ¡ue ellos se tomaron, ío mismo socialistas, sindicalistas, comunistas y, como rara excepción, republicanos. Como tenían que sostener el fuego sagrado de las predicaciones libertarias que los habían llevado al Podar, empezaron a discursear a las masas campesinas de l a provincia de Jaén, gente impresionable, sin preparación, con palabras falsas, halagadoras de las dichas q uie les ofrecían, resultántíoles más agradable que l a verdad de las realidades de la vida. Dijeron tales cosas aquellos obreros y cometieron tales atropellos con mis hermanos los labradores giennenses, m á x i m e si éstos no eran. de su agrado por resentimientos antiguos políticos, que llenas están las columnas de l a Prensa diaria de los dolores sufridos, en las que muchas veces, para contener esas turbas, ha pagado l a Guardia c i v i l ¡su tributo de sangre en bárbaros crímenes ¡sociales. 1 1 H e a q u í el gesto de la autoridad a que me refería al principio. E l gobernador civil dijo a los alcaldes y jefes de Centros obreros que s i e n el término de veinticuatro horas no salían al campo, los consideraría i n cursos en la ley de Defensa de la República e inmediatamente dentro del mismo día, todo el mundo fué al trabajo, normalizado y en marcha. Y yo pregunto: S i las bases eran perjudiciales para los obreros y ellos no quer í a n aceptarlas, ¿debieron seguir en el mismo plan, ya que no debe importarles que al alcalde se le aplique tal o ¡cual ley? L a contestación es muy difícil, pero viene a demostrarse que al reintegrarse al trabajo se ve plenamente que ello son autómatas, que se mueven por alguien, y cuando a ese alguien se le impone l a autoridad y no le conviene seguir el plan de intransigencia, evoluciona y los convence. Luego no es la cuestión jornales, no es la mayoría obrera, que quiere trabajar aquí en general, porque el obrero es bueno, como puede fácilmente comprobarse saliendo al campo y poniéndose en contacto con él, sino que depende de la voluntad de otros, porque la autoridad está ausente del campo y deja a estos dirigentes que amenacen y coaccionen a la mayoría. Si el gobernador de Jaén- -termina dieiéndonos nuestro interlocutor- -en vez de hacer ese pequeño gesto de autoridad a fin de diciembre, lo hace al final de noviembre, no se hubiera perdido con l a hierba y podrido con l a lluvia la enormidad de aceituna como ha sucedido. T é n g a s e autoridad y no desaparecerán ¡estas provincias andaluzas, tan ricas en agricultura y en ganadería. Así se expresó este viejo labrador de Jaén y nosotros, recogiendo fielmente sus palabras, las llevamos a nuestras cuartillas, para satisfacer los deseos de los agricultores cordobeses. Insistimos por nuestra parte en un punto esencial, demostrativo de sus eficaces resultados en ¡la provincia hermana. Autoridad, autoridad y autoridad. -Francisco Qwesada. Córdoba, enero, 1933. 1 liano Quintero; dos representantes de l a patronal y dos representantes obreros, entre aquéllos el sevillano D Luis Amores. Desde la estación se dirigieron en auto al pueblo de Espera (Cádiz) donde se llev a r á a efecto un reparto de terrenos. Por la noche pernoctaron en Jerez, v i sitando en el dia de hoy varias fincas afectadas por la Reforma Agreria, después de la cual efectuarán su regreso a Sevilla, pa. ra continuar hasta Madrid. La crisis obrera en Arcos Arces de la Frontera 9. A las once áé la mañana llegó ayer el gobernador civil de la provincia, D Pedro del Pozo, acompañado por ingenieros afectos al servicio de Reforma A g r a r i a con el objeto de estudiar el problema del paro obrero, que, planteado hace meses, afecta a dos mil trabajadores y amenaza agravarse por la escasa recaudación del reparto entre las fuerzas vivas. E n el limite municipal le esperaban el alcalde accidental, Sr. Orellana; el teniente de alcalde Sr. N ú ñ e z y el concejal Sr. Sañudo. E n el Ayuntamiento fué recibido por el resto de los ediles. E l Sr. Pozo cambió impresiones con varias comisiones de obreros, y posteriormente tuvo un cambio de impresiones con los concejales, por la cual conoció l a m a g nitud del conflicto. Estúdianse soluciones de momento, mientras se plantea la intensificación del cultivo en varios cortijos de este término. A las nueve de la noche la primera autoridad regresó a Cádiz, dejando buena impre sión en orden a i a solución del paro. SERVICIO OFICIAL METE OROLOG 1 CO Datos del Observatorio de Madrid Madrid 9, 6 tarde. E l Servicio Meteorológico Nacional ha facilitado los siguientes datos: Situación general atmosférica: E n el golfo de Vizcaya, extendiéndose sobre el Atlántico, aparece un centro de altas presiones, bien definido, cuyo influjo alcanza a las Islas Británicas, Francia y E s p a ñ a en las comarcas del Norte europeo llueve y nieva, con vientos de l a región del Sur y, del Oeste. También se observan algunas nevadas en el centro de Francia. E n España, el cielo está con nubes; pero no se registran precipitaciones. Temperaturas extremas en las últimas veinticuatro horas: Península, máxima de 19 grados en T a r i f a mínima de cuatro, grados bajo cero en Soria y Cuenca. Madrid, m á x i m a de diez grados; mínima de 2,4 grados. Tiempo probable: E n toda España, vientos flojos, de dirección variable y cielo nu- boso. F r í o El Comité ejecutivo de Reforma Agraria en Sevilla Ayer, en el expresó, procedente de M a drid, llegaron a nuestra ciudad el director general de Reforma Agraria, D Adolfo Vázquez M a s q u é el subdirector, D Paulino A r i a s el ingeniero agrónomo afecto a la intensificación de cultivos, D Aure- 150 ¡plazas en el Cuerpo t é c n i c o No se exige titulo. Edad, hasta SO años, y 35 quienes posean el previo. Instancias hasta 31 de marzo. P R E P A R A C I Ó N C O N T E S T A C I O N E S RETJS Folleto con detalles, gratis, Clases: Preciados, 1. -Libros: Preciados, 6, Apartado 12.230. Madrid. co Pues bien, ¡en este estado llegó l a recogida de aceituna, magnífica cosecha, hoy grandemente perjudicada, invitando a los obreros a que se negaran a efectuar los tra bajos de recolección. E l Gobierno, comprendiendo este estado de cosas, y de acuerdo con elementos patronales y obreros de orden, empezó a ponerse en contacto con unos y otros en la capital y, por fin, de ¡acuerdo todos, se firman ¡mas bases en M a drid, grandemente beneficiosas pava los trabajadores; pero como el confusionismo había que seguir sosteniéndolo, aconsejan de nuevo los perturbadores profesionales no las aceptasen por perjudiciales y se; negaron salir al campo. 1 D A E 51 RESTAURANTE ESPAÑOI ff reSrO 1, r u é Saint- Marc. L a mejor cocina e s p a ñ o l a de París. A dos pasos dé la Bolsa y grds. bulevares. Sevilla. -Aceite s u p e r i o r de tres g r a d o s de acidez, de 67 y m e d i o a 68 reales a r r o b a C a r n e s E n el M a t a d e r o r i g i e r o n a y e r los s i g u i e n t e s p r e c i o s p a r a el e n t r a d o r T o r o s a tres pesetas el k i l o bueyes, de 2,50 a 2,60; vacas, ño 2, SO a 2,85; v a c a s p a r i d a s de tres a 3.10; novillos, a 3,2 5; n o v i l l a s de 3,10 a 3.15; u t r e r o s de 3,25 a 3,33; utreras, de 3,15 a 3,25; erales, de 3, 13 a 3,40; é r a l a s de 3,25 a, 3,30; a ñ o j o s do 3,50 a 3,60; a f l o j a s do 3,40 a 3,50; b e c e r r o s castrados, de tres a 3,15; t e r n e r a s de más de 50 k i l o s de c u a t r o a 4,25; í d e m de m e n o s de 50 k i l o s de 4,25 a 4,50; c a r n e r o s y ovejas, a 2,60; b o r r e g o s y borregaft, a ¡3,50; eabraSj a d o s cerdos, 2, I N F O R M A C I Ó N DIARIA DE MERCADOS t