Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. VIERNES 28 D E ABRIL DE 1933. E D I C I Ó N D E A N D A L U C Í A P A G 5. toreros decididos y valientes, con ganas de sacar el mejor partido posible. Magníficos deseos que a tres les llevaron a la enfermería y el otro quedó con l a espada vengadora. E l público, con un gran conocimiento del toro, no exigió filigranas, que no ison posibles nada más que en los toros suaves y boyantes y prodigó sus aplausos en lo único que se podía hacer: estar valiente. A. 5 Í premió a los heridos y así premió a V i l l a l ta, que se quedó solo matando toros. ¡Siete! Salió en hombros. Esto fué el suceso taurino de l a accidentada corrida de Beneficencia. -G. C INFORMACIONES Y NOTICIAS TAURINAS E n l a c o r r i d a de Beneficencia celebrada ayer en M a d r i d fueron c o g i dos M a n o l o Bienvenida, M a r a v i l l a y D o m i n g o O r t e g a el p r i m e r o gravísimamente, y V i l l a l t a mata siete t o r o s E l suceso de la c o r r i d a de Beneficencia. Partes facultativos, T o r o s en C i u d a d R e a l M A D R I D f Ortega entrar en la enfermería a Maravilla, pidió que le curasen para salir, pues se E l suceso de Ja c o r r i d a de B e n e- había quedado solo V i l l a l t a con una corrida nada fácil. N o se le pudo curar con l a urficencia gencia que pedíaj pues los médicos estaban M a d r i d 28. H a sido una lamentable jor operando a Bienvenida en el vientre, operanada taurina, porque siempre nos lamentareción larga y minuciosa. mos del desfile de toreros a la enfermería. Algunos médicos que había en la plaza P e r o si entre las causas atisbamos un gesto fueron a ofrecerse, pues estas curas recladecidido, nos agrada señalarle, porque justiman urgencia, y en breve tiempo habían fican una vocación. Manolita Bienvenida deentrado tres heridos. Pocas veces el público bió venir ayer con un propósito hecho: el ha estado tan desazonado. Justificadísima de arrimarse a los toros. Tanteó con el caera su inquietud. pote. E l toro no era bueno. E l tercio, soso, Aún quedaba Villalta. Empezamos a tener no daba nada de sí. Cogió las banderillas; miedo por el torero que quedaba. P e r o él, a fuerza de buscarle, cuajó los pares. E l tono. E l con su arrojo, se dispuso a echar r o mansurroneaba. E l torero, saliendo al enla corrida fuera. Y de los ocho toros ¡mató cuentro en las arrancadas, exponiéndose, le siete! Y de los siete, cuatro o cinco, mansos, pareó de poder a poder. L a s ovaciones se con mal estilo, defendiéndose, unas veces sucedían. E l último par, sesgándole en tepasaban y otras se metían por debajo de rreno comprometido, levantó un clamor. capotes y muleta. E s decir, siete toros para Bienvenida ya había visto que al toro se le no acabarse nunca, si no se encuentran con podían hacer muy pocas cosas lucidas, y anVillalta, a quien duran muy poco siete toros tes que estar soso y sin interés, echó las dos y setenta toros. Porque vé tan fácil l a suerte rodillas en tierra. Así desafió con l a muleta de matar, y pone tanto arrojo- en irse a y dio un pase al toro descompuesto, que los toros con el estoque matando, que siemhuyó. Levantóse el torero y fué tras él, y pre hiere arriba y hondo. Como no coja otra vez se arrodilló. A h o r a k citaba desde hueso, puede decir lo que decía al perfilarse lejos, para un pase ayudado. Se arrancó el M a z z a n t i n i L a s muidlas. Estuvo, pues, toro fuerte, algo vencido, y le alcanzó en el. muy bien matando. Y muy oportuno en suelo, en el centro de la suerte, sin enmienquites. Intervino en dos o tres quites de da posible. L e suspendió por el lado derecho verdadero peligro, y en alguno, hay que dedel vientre. E l encuentro fué de choque secirlo, auxiliado por Morato, viejo torero, de co. E l público quedó muy impresionado. juveniles entusiasmos. A Morato, una vez, H a y que tener en cuenta que el toro, manle Lucimos quitarse la montera. V i l l a l t a se so, se quedaba al llegar, como si fuei; a buanimó tanto, que toreó con adorno, y hasta rriciego. Esto lo hizo durante toda la lidia, puso un par de banderillas, en un toro que acusándolo mucho en el primer tercio. Fuera correspondía a Manolito, sin duda, como defecto de visión o de estilo, lo cierto es que homenaje al gran banderillero herido. E n d toro arrancaba de lejos, y de cerca dueste toro, que era de Tovar, y fué el mejordaba. Esto nos explica un poco la cogida. I Que no debió arrodillarse? Es verdad. Pe- de l a corrida, cortó V i l l a l t a las dos orejas. A l tora se le dio l a vuelta detrás de V i r o en u n afán de superación no se le puede llalta. reprochar a un torero esos alardes peligrosos, que al público van brindados. Todos los De ¡los seis toros lidiados de Albaserratoreros lo han hecho, y unas veces les ha da, solamente el primero fué bueno; los ressalido bien y otras como le salió ayer a Bientantes ni tuvieron bravura n i buen estilo. venida y a Reverte én Francia, cuando tanLos dos de Tovar, buenos; ya dejamos deto se discutió si le cortaban o no la pierna. tallado que a uno se le dio la vuelta. L o sensible, lo lamentable, es que de pie o de rodillas, se le cruce un toro a un torero E l público, muy bien. Se dio perfecta en una tarde decidida, en l a que ya viene el cuenta de las dificultades de los toros y le éxito engendrado. Bienvenida vino ayer a bastó para conceder isu aplauso ver a los triunfar y fué a la enfermería. E s l a otra puerta del éxito. EN r Partes facultativos E l de Bienvenida es de pronóstico muy grave Durante l a lidia del tertíer toro ha i n gresado en esta enfermería! el diestro M a nuel Mejías (Bienvenida) con una herida por asta de toro en el pliegue inguinal derecho, en dirección hacia arriba y adentro penetrante en 1 a cavic ad abdominal, con rotura de las ramas de vasos hipogástricos, con gran hematoma en espacio penrócico (espacio de! retsius) Pronóstico muy. grave. E l de Ortega Durante la ¡lidia del cuarto Ira ingresado en l a enfermería el diestro Domingo Ortega con una herida producida por asta de toro en la región perineal, que interesa piel, aponeurosis y músculo elevador del ano. Pronóstico menos grave. E l de Maravilla Durante l a lidia del cuarto toro ingresó en l a enfermería el diestro Antonio García (Maravilla) con una herida en la cara anterointerna, tercio medio del muslo derecho, que interesa piel, apónsurosis y músculo i n terno. Menos grave. A n o c h e fué trasladado M a n o l o Bienvenida a u n sanatorio Madrid. A las diez de l a noche fué trasladado el herido con grandes precauckaies desde la enfermería a un sanatorio inmediato a l a plaza de toros, y a partir de ese instante l a información se ha hecho más que difícil, imposible, pues en aquel establecimiento no se permitía l a entrada a nadie, n i por l a puerta que pudiera considerarse como principal n i ptor otra que comunica con el paseo de Ronda. U n o de nuestros redactores logró hablar casi en l a calle con una enfermera, quien amablemente le cerró el paso al sanatorio por orden expresa de l a dirección. Nuestito compañero le expuso que en otros establecimientos análogos se permitía l a entrada á Jos periodistas y que allí mismo, cuando l a desgracia del infortunado Gitanillo de T r i a na, ocurría lo propio. Mas no hubo manera de convencer a l a amable interlocutora, que oponía a todos los argumentos el consabido es orden terminante de la dirección N o quedó otro recurso que agradecer las palabras de la enfermera y resignarse s i n n i n guna información. A poco le siguió Ortega. D e este torero podemos decir que fué visto y no visto. H a bía empezado a cuidarse de l a lidia, y al hacer un quite, con el capote a l a espalda, é, toro le cogió. Se le vieron deseos de quedarse en l a plaza; pero, ante l a realidad de l a herida, se dejó llevar. U n a vez banderilleado, cogió los trastos Maravilla, y, al segundo o tercer pase, recibió una cornada en un muslo. L a impresión de l a plaza era angustiosa. E 11 menos tiempo que se tarda en contarlo, se llevan heridos tres toreros, uno de ellos muy grave, y los otros dos, con la inquietud de no saber la importancia de las lesiones. Maravilla acababa de confirmarse matador de toros en M a d r i d había sido muy aplaudido, a pesar de que el toro, que empezó bueno, acabó gazapón y huido, sauy propicia al deslucimiento; A s í que yjé TODOS L O S DÍAS, ÉXITO GRANDIOSO D E Granel H o i e l Nunca antes de ahora se h a podido presentar en u n film u n conjunto de artistas de tan brillante ejecutoria A las dos de la madrugada r e accionó u n p o c o Coliseo España Viernes ÍX y sábado, desde numerar las siete, sin DOMINGO, 4 SECCIONES Y a entrada la madrugada, logramos ponernos al habla por teléfono con uno de los amigos que asisten a Manolo Bienvenida, y así pudimos saber que a eso de las dos empezaba a reaccionar de l a tremenda conmoción sufrida y que su estado continuaba siendo muy grave. Hasta las primeras horas de hoy nada podrá predecirse, pues el peligro de la perito- iritis subsistirá hasta entonces. A l heriddi se aplican en el vientre bolsas. de hiekfr- Jim
 // Cambio Nodo4-Sevilla