Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DIARIO DO. ILUSTRAVIGÉO DIARIO DO. S 1 M 10 ILUSTRAVIGE- AÑO AÑO O SIMO 10 NOVEN NOVENO NUMERO CTS. NUMERO CTS. F U N D A D O ÉL i D E J U N I O D E 1905 P O R D. T O R C U A T O L U C A DÉ T E N A A 1 UN BÁKQUETE Entre las adhesiones... LOS A NI O S AL NUEVO ELECTOR Siñor. D Antonio Royo V i l l a n p v a Apredable D Antonio: M a l e g r á r é cal reNo puede negarse que. tiene su encanto. cibo desta no haiga, tenido iiovcdá en su i m ¡Con qué emoción de neófitos se apresuran portante saló ni le haiga prebau malejatUeñte esos felices diputados a escoger sus sitios esa l i f a r a u agasajo a que le convidaron a en la venerable C á m a r a! ¡Q u é suerte de d i Usté ayer en el Casino. N o le habrá caído chas esperan sentir, desde ahora en adelaniíial del todo, porque me pajee que les darón te! Estremecidos de patriótica y católica a ustés unas lainbiherías como las que iiós ansiedad (pues ellos son, probablemente, d i ponen pal Pilar eri la fonda de Zaragoza, putados cavernícolas) los nuevos padres de solo que aun mejores. Todo se lo merece. un la Patria traen del fondo de la. provincia hombre tan timplaü como usté que es ün lo que vale niás que todo en este mundo: zaragozano más majo que el general Pala- la fe. L o que menos se creen que van a fox y que seria un ñlatraco de primera sí no transformar a E s p a ñ a en un jardín. Pero fuá usté un mainatc con gabán y con barbas, no les quitemos la ilusión. E s útil que la que icen que es abbgau y todo y que sa metido gente crea en algo, aunque sea en la virtud en la sesera a saber cuántos libros. Pero, creadora y bienhechora del Parlamento. con barbas u résurau, con l a caezá atada Este se sienta a q u í el otro se sienta allí... o con chápero, es usté un piazo de aragonés, ¿Eri dónde se sentarán los jabalíes? ¿Q u i é m á s grande que el Moucayó, y, como güen nes h a r á n de jabalíes en la presente legis- paisano mío, nunca se olvida de su tierra y l a t u r á? ¿S e r á- í n d a l e c i o Prieto el jabalí m á sabe sacar la cara por E s p a ñ a siempre que ximo, con tinos. colmillos y unos derrotes algún abugo afranchutati u cuatro pezolaferoces? Será Azaña, tal vez? ¿gas que nada tienen que perder quieren h í n- S í hacen bien en escoger los bancos escale los cormillos. Por éso m e s m á m e n t e tratégicos, porque las nuevas Cortés van a por haber pleitiau usté tanto en los papeles sel- muy entretenidas. M á s entretenidas a ú n y. en el Congreso pa que los españoles rio qtie, las, anteriores. A h í es nada. ün Parlatiremos ca uno por ün lau, ¡ctinípüés del 1 re- mento derechista a los dos años de proclabajo y los sudores que i n i p l e ó e n a r r e j u n t a- marse la República, i Qué sucesión de G o nos aquel rey D Fernando que icen que era biernos nos esperan! ¡C u á n t a s c r i s i s fulmide Sos ¡aragonés tenía que ser! por nantes! Como en Francia, poco más o mehaber sido Usté tan cabezudo cii cpncaráse nos, Ffancia está llena de esos republicanos a esos faiciosos fachenderos que q u e r í a n típico- los del huertito, la caña de pescar y sus buenos ahorros en el Banco; está llena pasar el Ebro, pero les estorbaba la arboleda; de pequeños burgueses inmensamente cauptír haber porfiau cuasi solo contra tantos tos y conservadores, y sin embargo no conzaforas que están esp ellejando a. E s p a ñ a siguen defender su P a r l a m e n t ó cada cuapor haber hecho de sU séntil en el Congreso una Puerta del Carmen, en la que usté palcía. tro semanas tienen una crisis y un Gobierno distinto. Pues qué será aquí donde nadie el tío Jorge (que tamiéti era agrario portiene Un huerto, ni c a ñ a de pescar, rii ahoque era labrador) riiiendo a escopetazo limrros etl ninguna parte; aquí donde la bilis pio con esos que les dicen intemacionalissalta con tanta facilidad a la superficie. De tas que, pal caso, cotilo si fuáii franceses; por haber salió otra vez deputáu y requete- todos modos, el, espectáculo que nos espera ha de ofrecer escenas impresionantes. Por lo deputau, con m á s votos de sobra que los que pronto tendremos el espectáculo de los canesecitan m á s de cuatro alparceros pa golver vernícolas es decir, y esto será lo grande, a arrimase ande se guisa; por todo eso, que los cavernícolas sosteniendo sobre sus homya es bastante, le han dati esa lifara etl el bros a lá mismísima democracia. ¿N o se Casino, con güen recau de prcsonal y con acuerdan u s t e d e s de los cavernícolas? lambinerías a manta. ¿Aquellos pobres señores que al penetrar N o se piense, que güeñas ganas me. se ert la Cámara eran recibidos con bramidos, pasaron de a m p r á m e yo tamién mi tarjetiy a veces con puñetazos? Pues bien, los ca, ca y comer con ustedes; pero es el Caso don vefiiicdias- serán ahora los que, decidan las Antonio, jue yo soy un baturro de los viejos, votaciohes. de los atie alcanzaron a Cahdalijá, y yo no E n fin, los cavernícolas tienen la palabra. dejo mi calzón ni mis alpargatas abierL a palabra y la acción. Dicen que tino de tas aunque lo mande el Sansón curda, y, los que capitanean las derechas, al conocer amos, no paice bien sentase entre mainael triunfo tan grande en las elecciones, se asustó. ¿Entonces es que no contaban con tes de lo más préncipal, colno aquel qué se que hay que poner, tras el impulso combasienta, es una comparanza, en la posada de tiente, la inteligencia constructiva? Todo en nai pueblo. Y sí que hilbiá estau agüsto la, vida es cuestión de inteligencia, y de i n oyéndole charrar a usté y a ese D Federico teligencia en sus tres cardinales dimensio. que icen que tiene un pico de oro y que nes: razón, astucia, fuerza. S i alguno de pedrica mejor que cualquier moseh. estos atributos les falla, ellos y todos nosE n fin, í) Antonio, que sea la ínoragüena otros estamos perdidos. Probablemente, las y hasta que salga usté eleputaü por BarceCortes próximas van a ser decisivas para la lona, que le darán otro banquete y a ese si, democracia española. A h o r a va a saberse si que no falta este hijo de mi madre y muy suyo afetismo que lo es, Monifacio Tozue- E s p a ñ a puede soportar la responsabilidad del liberalismo o si es más razonable que lo, el de Gárrapinillos. de una vez se le eche el, cerrojo al Parlamento, Por la transcripción, 1 Los m á s madrugadores han corrido a coger sitio en los es- caños. ¡Y, pues contáis con todo, falta una cosa: Dios! K U B É N DARÍO M e pide usted consejo para votar en esta segunda vuelta, arrepentido de no haberlo hecho en la primera- ¡caramba, parece que habláramos de unas letras de cambio! -y le respondo, por grata cortesía, sin afearle, como pudiera, el haber escogido consejero, de tan poca importancia. Alega usted como disculpa su falta de ideología política. ¡Exagerado e s c r ú p u l o! U n simple elector no es un estadista, ni siquiera un diputado. E n el fondo, quiere usted que le disipe las nieblas de su pensar y. sentir, y a que no siempre piensa usted lo que siente, ni siente Id que piensa. E n l a primera mitad de su carta es Usted un socialista puro, como eran los socialistas antes de l a muerte de J. aures; en l a otra mitad, p o r s u respeto a la tradición, p o r s u amor a l a familia y, por su fervor religioso, es usted un hombre de derechas. Nada está mal. Frero no está bien que sea Usted socialista sin enterarse, y de derechas sin saberlo. E s t á usted como el escarabajo, y perdone el símil, obligado para hacer un juego de palabras, ya que ño los hago nunca ocurrí endóseme a millares. E l escarabajo lo es en su posición normal, y si cae de espaldas es... caramba. ¡Y nunca lo sabe! E n cuanto a eso de no concibo la pa- tria, España, patria pequeña, sino la patria Tierra ya no me parece bien. P a r a ése franciscanismo hay que ser. ¡S a n Francisco! E l amor, como nosotros podemos sentirlo, no empieza en la Humanidad; no va de m á s a menos; no retorna y se achica; va de menos a m á s crece. y marcha, y empieza en sí propio, y en la madre, y sigue en la Patria, que es lo mismo, porque quiere decir también el pecho de l a mujer y la tierra de los primeros padres. Ese pretendido amor á la Humanidad abarca mucho y no aprieta nada; a fuerza de expandirse se disuelve y se anula. Conténtese con amar a sus semejantes, y sus verdaderos semejantes son los españoles. Todo aquello es aprendido sin sentir, y esto sentido sin aprender. Vale m á s lo segundo Cuando se tiene, como nosotros, un entendimiento mediocre, no puede uno fiarse de su cerebro, sino de su corazón. Vote usted con él, por simpatía con las personas, que el sufragio universal no se hizo exclusivamente para los sabios; por eso es universal, Vote usted por quién quiera- pero vote! y no olvide su fervor religioso, pues. siendo usted como es un trabajador, si cumple aquello a Dios rogando, y con el mazo dando será usted todavía más español. ¡A h! Y no diga nunca, pero nunca más, E s paña, patria pequeña. Pequeña, ¿p o r q u é? ¿C r e e usted que la vida de una nación se cuenta por un día? P e a u e ñ a ¿de q u é? i de extensión? ¿De historia? V i e j a s í vieja, que es su atributo de nobleza, y desventurada, y porfiada, y resistente; pero... ¡g r a n d e! N o Ío olvide usted. ¡G r a n d í s i m a! E l l a es, en muchos sentidos, la gran senibradora del mar, la santa que hizo el milagro de l a América hispana, de l a Arnérica nuestra, que es la A m é r i c a de Dios. FELIPE SASSONE RAMÓN L O F E Z- M O N T E N E G R O JOSÉ M. S A L A V E R R 1 A
 // Cambio Nodo4-Sevilla