Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. SÁBADO 30 B E D I C I E M B R E D E 1933. E D I C I Ó N D E A N D A L U C Í A P A G 17 UN GRAVE SUCESO CABO 1. U. BY EN En 19 3 4 9 U n capitán muerto y un sargento h e r i d o Las primeras noticias M a d r i d 30. E n la mañana de ayer se suv po en algunos centros oficiales que habían ocurrido sucesos de cierta gravedad en nuestra colonia de Cabo Juby. Las primeras noticias eran muy confusas y los periodistas no pudieron concretarías, a pesar de sus trabajos. JLn vista de ello esperaban a la terminación del Consejo de ministros para interro, gar al de la Guerra o al jefe del Gobierno. A l terminar el Consejo de ministros los periodistas preguntaron al Sr. Martínez B a rrios si tenía noticias del suceso registrado en Cabo Juby y del que habían llegado a M a drid informes de origen particular. Contestó negativamente. E l asunto no era de su jurisdicción, sino que correspondía a la Dirección General de Marruecos y Colonias. Recomendó a los informadores que le preguntaran al presidente del Consejo. Se hallaba éste en la puerta de la Presidencia, en espera de su automóvil. ¿De qué incidente me hablan ustedes? -D e l de Cabo Juby. ¿Cómo lo saben? -P o r noticias particulares. -P u e s yo carezco de detalles. Cuando los reciba daré a ¡la Prensa una nota. Los periodistas hablaron también con el ministro de M a r i n a interrogándole sobre la importancia del suceso. -A m i juicio- -contestó el Sr. Rocha- -se trata de un incidente de orden interior, sin mayor trascendencia. ¿E l muerto ha sido un capitán? -Sí. ¿Se conoce el nombre? -S e conoce, pero yo no me acuerdo. Cuando el Consejo se ocupaba de este asunto yo estudiaba el asunto del paro obrero en el Ferrol y no presté gran atención. 1 66 a la producción cinematográfica? por Antonio Barbero, a la literatura española? por Juan L u i s de la Montaña, a la poesía? por Cristóbal de Castro al arte? por Manuel A b r i l a la moda? por Mariano Daranas. al decorado de habitaciones? por Romley. aí catolicismo en España? por J Polo Benito, a la música española? por Felipe Sassone. al arte dramático? por Leandro Blanco. a los deportes? por J A. Sánchez de Ocaña al libro? por Dionisio Pérez. a la política extranjera? por Andrés Révész. a la política nacional? por Simón Valdivielso. -a la agricultura, a la Medicina, a la Ciencia, a la Universidad, a la economía, a la radio etc. etc. ¿que suerte esta reservada... B I Lea usted mal -almanaque íNCO Y NEGRO v Las causas del suceso. I n s u b o r dinación de una mehalla A última hora; de la tarde los periodistas empezaron a concretar el suceso. Según parece, se hallaba destacada en Cabo Juby una mehalla de Tetuán para ejercer funciones de Policía. Parte de dicha tropa se insubordinó, por creer que no les habían sido abonadas a su debido tiempo unas indemnizaciones a las que tenían derecho. E n el desagradabilísimo incidente que con tal motivo se promovió resultó muerto el capitán y herido el sargento. L a actitud adoptada por la mehalla era totalmente injustificada, porque no se habían recibido aún los libramientos para el abono de dichas indemnizaciones. E l suceso, como se ve, no tiene relación alguna con las cabilas o tribus del intefior y se reduce a un hecho íntimo, aislado del destacamento o factoría. L a Dirección de Colonias nombró juez instructor a un comandante de Intendencia para depurar l a responsabilidad criminal de este delito. Poco después este juez fué sustituido por un jefe, perteneciente a las A r mas combatientes del Ejército, con arreglo a los preceptos del Código Militar. y llegó a la Cámara cerca de las seis y media. Los periodistas le preguntaron si pensaba dar t- na nota relacionada con el incidente e Cabo Juby. -TSÍo es necesario- -dijo- E l suceso no tiene esa importancia trascendental que quieren asignarle y basta una explicación dé palabra para que se conozca. E s un suceso aislado, sin relaciones, y pertenece a l a categoría de esos incidentes de guarnición que ocurren ccn frecuencia. E l caso es que parte de la mehalla que allí está destacada se amotinó cuando el sargento ordenó que formaran. U n o de los indígenas encañonó á dicho sargento y en aquel momento entró el capitán, sobre el que hicieron varios disparos, matándolo. E l sargento entonces quiso reducir a los insurgentes y recibió varios tiros, resultando herido. Las otras fuerzas de la guarnición, enteradas del suceso, acudieron rápidamente y se entabló una lucha cuerpo a cuerpo con los revoltosos, de los cuales catorce huyeron con su armamento y los restantes quedaron reducidos a la obediencia y prisioneros. Esto es todo. Y o he destituido al comandante militar de Cabo Juby y he nombrado ya su sustituto. H e ordenado que de Las P a l mas salga el juez militar para instruir las oportunas diligencias y también un torpedero, que irá a Cabo Juby para recoger el cuerpo del capitán muerto y trasladarlo a la península. A l mismo tiempo he nombrado un jefe, muy conocedor de Marruecos, para que haga una información detalladísima de lo que ha ocurrido en la colonia. E n M a d r i d vive un hermano del, capitán asesinado y anoche le dimos cuenta del suceso con las naturales precauciones. Este incidente- -terminó el Sr. L e r r o u x- -no tiene relación alguna con la política: y mucha menos, como alguien ha supuesto, con la dimisión del comisario superior de M a rrüecos. Repito que es un incidente absoluta mente aislado, y sin trascendencia. DIMISIÓN D E L COMISARIO SUPERIOR DE ESPAÑA EN MARRUECOS, -Por discrepar que se refiere presupuesto ¡del Gobierno en lo a Ja prórroga del del Protectorado E l presidente del Consejo explica lo ocurrido. E l incidente no tiene nada que ver con la política. U n torpedero a C a b o j u b y E l presidente del Consejo estuvo conferenciando ayer tarde con el jefe del Estado Tetuán 29, 10 mañana. H a dimitido su cargo el comisario superior, D Juan Moles, secundándole el secretario, general P l a z a y el delegado de los Asuntos indígenas. E l Sr. Moles recibió a los periodistas, manifestándoles, que la causa de la dimisión no es otra que las diferencias de criterio con el Gobierno respecto del proyecto de presupuestos para el año próximo. -E l Gobierno- -áñaci ió- -mantiene el c r i terio de que debe prorrogarse también en Marruecos por un. trimestre, como en l a Península, considerando que deben ligarse ambos. E l Sr. Moles estima que debe hacerse ahora lo que se hizo el año 1932, en que, a pesar de haberse prorrogado el presupuesto de la Península, persistió el de Marruecos. Alega que estaría justificada la demora si se elevara la cuantía de la subvención metropolitana para enjugar el déficit del M a j z e n pero en el proyecto de prórroga se disminuye aquélla en un millón de pesetas, a pesar de que el presupuesto lleva un aumento de seis millones de. gastos. E l señor. Moles dio a los periodistas una detallada explicación del contenido del pro- yecto de presupuesto de Marruecos y de ias instituciones de nueva creación que respondían a necesidades hondamente sentidas en. el Protectorado, así como de los nuevos servicios que se implantaban. Terminó su conversación el dimisionario, manifestando que, como los criterios sustentados por el Gobierno y por la Comisaría Superior difieren radicalmente, se creía en el caso de. presentar su dimisión con carácter irrevocable.
 // Cambio Nodo4-Sevilla