Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
sesión enternecedora, como debió de serlo et Pacto de S a n Sebastián, se Jiquidan los agravios y se cancelan por ahora, es decir, por entonces, los vetos entre los socialistas y el partido radical, después de la obstrucción convencional que éste había desarrollado en los meses anteriores. Nuevos tumbos del equipo de marras. Más votos de confianza. A conflicto por día, pero... n o se v a n U n desgarrón en la u n i dad de la comandita, al ser elegido el señor A l b o r n o z presidente del T r i b u n a l de G a r a n tías, organismo cuya reunión accidentada en 23 de octubre parece el prólogo de silencio de muerte e n que después h a caído. D e vez en cuando, hay que administrarse una inyección extraordinaria de vitalidad. P a r a eso están los complots. H a c i a el 22 de j u l i o se ordenan numerosas detenciones en toda España a pretexto de u n a supuesta c o n fabulación fascista. L l e g a el verano. C o n los primeros calores de agosto coinciden las trapisondas ruidosísimas del partido radical- socialista, que luego, en septiembre, han de reproducirse en el Congreso de dicho partido, hasta hacer de éste una pululación de disidencias, precursora de la volatilización de ese partido, como de los demás de izquierdas republicanas, en las elecciones del 19 de noviembre. L o s diputados de l a mayoría no asisten a las sesiones del Parlamento, que transcurren con languidez agonizante entre l a obstrucción de l a minoría a g r a r i a al proyecto de arrendamientos rústicos. N u e v a expresión del sufragio, después de los burgos podridos. E l 3 de septiembre se vota en los Ayuntamientos dé España a los vocales regionales que h a n de formar parte del T r i b u n a l de Garantías. E l G o b i e r n o l o g r a 12.910 votos; las oposiciones, 34.193. ¡Y eso en Ayuntamientos manipulados, en su generalidad, por el equipo gobernante! L a asfixia llega ya a su grado extremo. L o s burgos podridos la agravaron. E s t a votación aplastante del día 3 de septiembre la hace mortal. Y la remata la y a postuma de otra elección: la de vocales letrados del mismo T r i b u n a l de Garantías, celebrada el 11 de septiembre, c o n el triunfo clamoroso de Calvo Sotelo y de Silió. Pero aún se resiste Azaña a m o r i r m i n i s terialmente. Así, intenta una chapuza, a cargo de los compadres de las Constituyentes. Jamás l a dignidad política alcanzó grado tal de aguante. T o d o en vano, sin embargo. E l día 8 de septiembre España descansó: la comandita de Casas V i e j a s caía entre fango, sangre y lágrimas, según frase del Sr. M a r tínez ¡Barrio. Un cambio de postura. Abierta l a crisis, se tramitaron las Consultas ante el jefe del Estado. E s m u y de notar, por pintoresco y sarcástico, que en este desfile de personajes y personaj i líos políticos, y en el que a los pocos días había de repetirse, para decidir sobre los destinos públicos, casi todos los consultados detentaban una representación política que el 19 de noviembre y el 3 de diciembre inmediatos habían de demostrar absolutamente falaz. E n efecto, casi todos los consultados por el presidente de la República sufrieron en las elecciones generales últimas l a derrota merecida en los comicios, como no podía menos de suceder, ya que casi todos habían venido a las Constituyentes aventados por aquel aire de chiripa que sopló sobre E s p a ña en 1931, y permitió que gentes de aluvión formaran una apariencia de opinión pública triunfante. Se resolvió la crisis con la formación de un Gobierno de concentración republicana presid do por D A l e jandro L e r r o u x L a exclusión abierta de los s o c i a l i s t a s y la disimulada de sus alia: dos más estrechos, los Sres. Azafia, C a s a res y D o m i n g o- -a pesar de tener estos su representación en el nuevo M i n i s t e r i o- provocó reacciones de despecho, más o menos franco- en los desahuciados. B i e n p r o n to comenzó l a baratería irritada a dar juego c o n amenazas e insolencias, cuyo blanco más alto estaba en la jefatura del Estado y cuyo más atrabiliario vociferante fué el Sr. L a r g o Caballero, tan tosco en su reacción iracunda y tan ignorante también del arte y de la elegancia de saber perder. E n contrapartida, la reacción popular c o n tra el equipo de Casas V i e j a s no se hizo esperar. Brotó en cuanto los componentes del Gobierno inolvidable dejaron de estar salvaguardados por los resortes del Poder coactivo. E n ciudades, pueblos y campos fueron memorables las acogidas hostiles á la comandita del bienio nefando. Y hasta en el extranjero resonó el eco de la impopularidad nacional: el 28 de septiembre, la presencia del Sr. Bestetro én el Congreso de l a Confederación General del Trabajo fué recibida con clamorosas evocaciones de C a sas Viejas y con apostrofes impresionantes. QUIENQUIERA HAYA. VISTO DESPUÉS D E S U CONFINAMIENTO CRUEL AL DOCTOR ALBIÑANA HABRÁ APRECIADO Q U E TAMBIÉN E N E S T E CASO ESTUVO A PUNTO DE CONSUMARSE EL NI H E R I D O S NI P R I S I O N E ROS P R I S I O N E R O Y H E R I D O E L BATALLADOR PROPAGANDISTA, M U E S TRA L A S H U E L L A S I N EQUÍVOCAS D E L A P E R SECUCIÓN. AQUÍ A P A R E CE, ENFERMO, FIRMANDO L A NOTIFICACIÓN D E S U LIBERTAD E L I N S I G N E GENERAL S A N J U R J 0 VA A DECLARAR A N T E E L T R I B U N A L E N L A CAUSA POR L O S SUCESOS D E L 10 D E AGOSTO. A H Í ESTA. RODEADO D E L A F U E R Z A PUBLICA. CUYA C U S T O D I A SIRIA INNECESARIA SI NO S I R V I E S E A L MENOS. PARA ESCOLTAR A Q U I E N DIO JORNADAS D E GLORIA K E M O R A B L E A L U N I F O R M E M I L I T A R El despecho de los malos perdedores de arriba tuvo en monterillas y caciques r u r a les expresión de v i l l a nía criminal. E n m u chos pueblos el mando socialista provocó serios disturbios al i n tentar satisfacer sus pasiones de venganza contra el hado que se le volvía adverso.