Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
A B C. J U E V E S 4. D E E N E R O D E 1934. EDICIÓN D E ANDALUCÍA. P A G 25. D E SOCIEDAD ECOS DIVERSOS 1 La realidad defraudada L a otra tarde en el Club de Campo he visto jugar al hockey a un equipo exótico en nuestra latitud: el que componen unos muchachos indios, en vacaciones actualemnte, de sus estudios de Cambridge. E l indumento, deportivo de unos jugadores podrá variar, en sus colorines y en sus distintivos. Pero lo cierto es que hasta ahora en España no se había visto salir a un campo de deportes a ese hombre vendado, como herido en la cabeza, que es el hombre del turbante. He aquí la realidad, que salta una vez todavía a los ojos del periodista. Uno creía) tener ideas geográficas bien cimentadas, y. luego, ante la realidad, comprueba que se viene abajo. No sé, pero a mí, al menos, m! e parece que hubiera podido figurarme a un indio en cualquier trance, menos en el de dar palos, con una pequeña hoz de madera, a cierta pelota, que va y viene sobre la extensión de un campo de deportes. Que me disculpen nuestros distinguidos huéspedes del momento. Ellos probablemente también vivirían con una equivocada noción de lo que era España. Creerían encontrar por Madrid hombres con calañas y mujeres de. mantilla, que avanzaban por la calle con un repiquetear de castañuelas, y se habrán visto defraudados. Para mí, la figura del verdadero indio la concebía sentada sobre sus propias piernas cruzadas, y en actitud de arrancar sones misteriosos a una flauta. Delante del indio, a medio desenroscar, una gran serpiente elevaba su achatada cabeza, para escuchar, embriagada, los melodiosos sones. Por ello, días atrás, en cierto lugar donde, se. bailaba, yo no experimenté estrañeza alguna al comprobar entre los concurrentes la presencia de un hombre con turbante. Bajo éste y sobre un rostro de color de aceituna, se exhibían dos ojos de brasa y una barbita de pelo ralo, como recién nacido. Nos encontrábamos en un cabaret madrileño, y yo pensé al punto en español: Dentro de unos momentos- -me dije- -se exhibirá el inevitable número del faquir. Me lo sé de memoria, y no es excesivamente divertido; pies desnudos sobre vidrios cortantés, autocalepsia, el hombre dentro de un ataúd, que permanece un cuarto de hora debajo de una capa de tierra... Pero el faquir no era en esta ocasión un faquir. A pesar de su barba, que yo creía postiza, y ae sus ojos incendiados, era solamente un buen muchacho, en vacaciones, que venía desde Cambridge a Madrid para terciar en unos partidos de hockey. L a fiesta de los (turbantes en el Club de Campo. No todos los indios llegados a la España deportiva traen turbante. Ignoro si el turbante significa entre ellos alguna distinción, o si los estudiantes indios que no lo usan obran de este modo, por considerarse así más europeizados. Pero lo cierto es que el color y hasta la forma de los turbantes llegados a Madrid varían de un modo considerable. Uno hay entre todos, que no sólo se enrosca, sino que se eleva por encima de la cabeza misma para terminar en algo parecido a ese cono de tul con que los niños cazan las mariposas. Y lo cierto, asimismo, es que las muchachitas del Club de C a m p ó la flor; de las muchachitas eri flor- a la hora del té, rodearon, atraídas y curiosas, al grupo que formaban los turbantes. En vano haber leído a Kipling y todos esos otros libros en que los escritores del mundo entero hablan más o. menos dccumentalmente del té de Ceylán, de la Selva Virgen y del misterioso y recóndito amblente de la India... Por encima de toda la literatura está la idea española que manda mucho más. Y uno puede figurarse a los indios co 1 1 Ganamos en altura barométrica y termo métrica, y Madrid, agradecido, entonó un solemne himno a la alegría, pero a boca cePara finales del corriente ha sido fijada rrada, por si las moscas... Se inició el regio la boda de la encantadora señorita María de desfile de presuntos Soberanos Magos, como la Caridad Díaz y de Urmeneta, hija de la misteriosos portadores de paquetes que, en señora viuda de Díaz Molero, y sobrina del la noche de mañana, vaciarán sobre los zaex alcalde de Sevilla de estos apellidos, con patos de los pequeñuelos. Los testigos de el distinguido joven D José Gallego, y de ese ir y venir de padres y madres de familia Góngora, perteneciente a aristocráitica fadieron en pensar por qué se mantiene esa milia. tradición doblemente, pecaminosa, por santa y por realista; a menos que resulte que no En la hacienda de San José de Serra paes verdad, y puede que sea así, que España san temporada los señores de Serra Pickha dejado de ser católica; que, por. el cow man (D. Antonio) ella nacida Villavelviestrario, lo es cada día más... tre, con sus hijos. Entre las reunines del día hay que citar En la finca L a Burbana se encuentran los la de los auxiliares de Institutos de Segunda marqueses de las Navas de Navarra. Enseñanza, constituidos en asamblea. Noticia triste, la del fallecimiento del que Se halla muy mejorado de la indisposición fué gloria del arte pianístico español, el inque le ha retenido en cama algunos días signe maestro del piano y de la bondad, don D. Luis Taviel de Andrade y Lerdo de José Tragó. Tejada. Nota amena de la jomada fué el banquete E l presidente de nuestra Cámara de Co- que ofrecieron, en homenaje de respeto y mercio, D. Eladio Rodríguez de la Borbolla simpatía, al nuevo e ilustre director general y Serrano, continúa en Madrid en muy de- de Prisiones, D. Hipólito Jiménez, sus muchos amigos y compañeros. licado estado. De arte, un suntuoso concierto de la Battv Igualmente se ha acentuado en su enfer- da municipal, en el Ateneo, e inauguración medad el rector de la Universidad, D. Esta- de una Exposición de cuadros de im pintor nislao del Campo. italiano, en el Círculo de Bellas Artes. Municipaleríqs salientes, la publicación de Para sus posesiones de Fregenal de la Sierra marchó D. Rodrigo de la Cdzada y la lista grande de servicios municipales en el pasado año; son interesantes los datos Vargas Zúñiga. relativos a nuevas escuelas públicas y comidas servidas en los comedores de caridad Por los señores de Martínez Pardo y- para su hijo D. Alberto ha sido pedida a la se- municipal. De política, un Consejo de ministros, que ñora viuda de Wangüernerit la mano de su recabó para él la iniciativa de la amnistía, encantadora hija Enriqueta. El Parlamento discutió sobre actas, y luego, 1 al votar dos nombres para el Tribunal de La condesa de Torre- Cosisío, nacida María de Allende y Bofill, ha dado a, luz en Garantías, resultó que no había número suMadrid y con toda felicidad el primero de ficientes de diputados. Sí, señores; ya pringamos aunque casi no as- amos... Quedó sus hijos. inaugurado un nuevo Centro: el Navarro. También ha tenido con toda fortuna una Por la noche, banquete al Cuerpo diplo preciosa niña, segundo fruto de sus matrimonio, la esposa del distinguido ingeniero mático, en Palacio. La helada, más puesta en rasów. -AEMECE. D. Francisco de la Breña, nacida. María Rosa Sanchiz y Armada, hija de los condes de Santa Ana de las Torres. mo encantadores de serpientes o dormidos durante los días, y los días, alimentándose de un sueño hipnóiticOj producto del. esfuerzo de su propia voluntad. E n lo otro, en lo del indio deportivo y estudiante de Cambridge, aunque lo haya visto con sus propios ojos, no puede creer demasiado. -Gir. D E ESCALANTE. I N F O RMAC 1 O NES DE MADRID Madrid aJ día Noticias t Ayer fué operado en una clínica de esta ciudad D. Francisco Sánchez Núñez: E l estado del distinguido enfermo, después de la intervención quirúrgica, es satisfactorio. Madrid. Mañana, festividad de Santa Amelia, celebrarán sus días las señoras de Medina y Garvey, Fernández de Ángulo, Galinsoga (D. Luis) Valenzuela y viuda de Gasset (D. Ramón) y señoritas de Lara, Cardell, Romea, Juncal, Usea y Oñate. También pasado mañana, sábado, festividad, de los Santos Reyes, celebrarán sus días el conde de Maceda, y, los Sres. Fernández Almagro, Dres. Cienfuegos, Jovellanos, Almagro, San Martín y la Serna. Galdós y el tributo galdosiano Servicio de automóviles de viajeros entre Sevilla, B u i f o s Castilblanco y A l m a TM ¿de la Plata. Oficina y parada: B E C Q Ü E R PI. 9 HORARIO. DE VERANO: Salidas de Sevilla, a las seis de la tarde, y de Almadén, a las seis mañana. Servicio especial a Castilblanco. saliendo de Sevilla a las oelio mañana, y de Oastilbllancó a tas cinco tarde. impresa Raigaila k Madrid. Hoy se cumple el decimotercero aniversario de la muerte de D. Benito Pérez Galdós, la más excelsa figura de las letras españolas en nuestro tiempo. Coma en años anteriores, se rendirá ante la estatua del maestro en el Retiro el fervoroso homenaje a su memoria, que un grupo de escritores inició y procura reiterar dentro de los límites cordiales, sin pompa ni artificio, que más a. ¡tono puede estar con la austera y limpia modestia de aquel gran espíritu. Y como en años anteriores, la masa popular, las gentes anónimas y humildes, las mujeres, los niños, a quienes tanto amó y enalteció Galdós, se unirán al grupo de los amigos, discípulos fieles al culto inextinguible, que no precisa de resonancias ni fulguraciones, sino simplemente de unas pocas palabras y unas cuantas flores al pie del monumento, tan expresivamente modelado, por Vietorio Macho. E l sencillo acto se cumplirá a las doce de la mañana y en nombre de los amigos de (jaldos hablará, p. Alfonso Hernández Cata,