Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
tupidos que se bordan a cordoncillo y se prestan a as fantasías de la moda con docilidad ejemplar. He encabezado estas líneas diciendo: L a ropa interior habla y podría agregar: y manda porque su influencia es decisiva en la vida moderna. Alguien ha querido demostrar que la ropa interior se supedita al traje y no lo ha conseguido. Sus argumentos carecían de fundamento. Es indiscutible lo contrario. Ahora, cuando las prendas de punto de seda han caído en desuso, tienen vuelo las faldas y procuran acentuar la línea de las caderas para dar cabidad a las prendas amplias, como la verde y ocre que se frunce en la cintura. Encima se lleva la camisa de día. Sí, señoras mías; la car misa a manera de enaguillas vuelve a ser prenda predilecta de la mujer que hasta hace poco la consideraba antigualla despreciable, y vuelve con pretensiones de prenda importante. Las camisas de noche han olvidado que fueron- creadas para dormir, y presumen hasta él punto de querer confundirse con los trajes En realidad, pueden presumir de tc lo menos de cómodas; pero como eso no. se les pide, no tienen por qué preocuparse de tan insignificante detalle. Se ajustan como un vestido, y como tal tienen cortes o pliegues por abajo para darles una línea acampanada. La parte superior, aunque carece de mangas, se guarnece con volantes o medias capitas muy graciosas, que caen sobre los brazos. Las que se escotan en pico, marcan el talle en su sitio; las de escote cuadrado tienen talle alto, estilo Imperio, y las. que no tienen más que hombreras poseen su correspondiente pelerina, con preferencia al gúbancito corto. Voy a dar una noticia sensacional; pre: párense ustedes a escucharla y... a pagarla. No la noticia, sino su realización. Cada camisa de noche tiene el deber ineludible de hacer juego con la sábana, las almohadas y la colcha. Todo ello será de la misma tela, idéntico color e igual trabajo. De modo que la elección de una camisa de noche es algo serio, como se dice ahora. Creo no haberme equivocado al decir ¡que. la ropa interior habla y manda Manda gastar mucho dinero; pero eso no importa, porque su inten. ción es buena; quiere embellecer a la mujer que la escuche y la obedezca. TERESA CLE. VCENCEAU MODELOS CAPDEVTLLE: D E S H A B I L L E DE GEORGETTE ROSA CON ENCAJES DE TONO A N ÍITGUO; CAMISA COLOR CHAMPAGNE: CON BORDADO A LA INGLESA Y ENCAJE. ESTA CAMISA SE LLEVA CON LA PELERINA DE ENCAJE DEL TERCER MODELO