Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Estas observaciones no estorban al juicio abiertamente favorable al genio artístico de Delhy Tejero. En el Ateneo de Madrid; dos artistas becarios argentinos. Patrocinada por la Casa Hispano- Argentina se ha celebrado en el Ateneo de Madrid la Exposición de obras de los artistas becarios argentinos Roberto Viola y Vicente R. Puig. Presenta éste seis esculturas de alto empeño, culminado con acierto señero y sabal. El Mate es una obra lograda plenamente en cuanto a la sugestión que evoca el motivo criollo que la inspira; y en punto a técnica del relieve, dominada con pleno triunfo sobre todos los escollos del problema escultórico. -E n Triunfo eterna, el escultor Puig alcanza también ápice de magistral ejecución por el desarrollo de las masas plásticas con un sentido de magnificencia condigno del tema. La Cabeza de niña y la Chinita aducen cómo también este artista argentino acierta en esos otros temas de ritmo menor y más tierno, pero no por ello menos erizados de dificultades técnicas. D E L H Y TEJERO. LABRADORES DE TORO reías del Círculo, con lo que queda registrada la grata fiesta que se ofreció a los ojos de los espectadores, harto cansados ya del chafarrinón apresurado, de los pinceles incoerciblecs en el vértigo de manchar lienzo, de todo lo que hay de atolondramiento de arrebato en la pintura moderna. ¡Qué du ce remanso de paz esos cuadritos pintados con tranquilos pinceles, mojados en colores armoniosos e insinuantes... Delhy Tejero es una artista de exquisito temperamento para, la concepción y el logro de estampas, precisamente de ese ritmo lento y apacible a que acabo de referirme. Sus guaches, exhibidos en el Círculo de Bellas Artes, tienen una transparencia delicada y. fina, que sugiere tranquila emoción estética en el espectador. En Delhy Tejero es tan fuerte el dominio de esa cuerda artística sobre todas las vibraciones de las demás cuerdas de su espíritu de pintor, que prevalece aún en momentos y empeños, en los cuales semejante virtud adolece de extemporánea. Quiero decir que los óleos de esta ilustre artista están influidos de la preocupación de lograr estampas que hay en su ánimo. Ello cjuita vigor a la pintura de tono mayor de Delhy Tejero, aunque le añada gracias insinuantes y matices decorativos y ornamentales, como de filigrana cerámica. Su cuadro Labradores de Toro es un gran poema pictórico, de magnífica composición, pero un poco estática y fría por causa de aquella misma virtud- -que, en cuadros como éste, se torna en flaqueza- -de diluir en transparencias y en acordes suaves las agilidades de la técnica. VICENTE R, PUIG. E L M A T E (MOTIVO CRIOLLO) (FOTOS DUQUE) E l pintor Roberto Viola se nos muestra francamente, identificado, según normas de arte moderno y especialmente francés. Sus colores planos, la simplicidad de sus lineas, la misma candorosidad de los temas, espigados con vistas a la sencillez d é l a técnica que ha de interpretarlos, le presentan como un pintor fácil a los rumbos del arte expresionista. Sus retratos son de dibujo estricto, casi rudimentario. Sus paisajes están cortados con un sentido un poco extravagante de la perspectiva. En el manejo. de colores, Roberto Viola es austero, casi ascético: pero no deja de ofrecer por eso algunos trozos de bien entonada interpretación... ROBERTO VIOLA. TEJAS Y HUMO LUTS D E GÁLTNSOG A
 // Cambio Nodo4-Sevilla