Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. SÁBADO 10 D E M A R Z O D E 1934. E D I C I Ó N D E A N D A L U C Í A P A G i r cendentales, y dice que el Gobierno se ocuE l Sr. P R I E T O Falta su señoría a la pa de ello. verdad. E l C O N D E D E V A L L E L L A N O soliciE l ministro de M A R I N A N o se ponga ta la reparación de un puente sobre el P i su señoría trágico, que conmigo no irá a suerga, que interesa extraordinariamente a ninguna parte con esos tonos de tragedia. la región palentina. E x p l i c a lo sucedido. Dice que con este crédito no se pueden construir en MatagorHabla de abusos del alcalde de Barruelo, da, y menos en los astilleros de Echevarrieque impide la venta de los productos agríta. N o es posible que por proteger a una colas del cercano pueblo de Herrera, atrefactoría determinada se obstaculice el propellando l a libertad de comercio. yecto. A p l a z a u n ruego que desea dirigir al m i E l Sr. P R I E T O insiste en que no se debe nistro de Estado sobre la situación de un discutir un proyecto de esta naturaleza no misionero español, prisionero de los chinos. estando presentes los autores de los votos E l Sr. G A R C Í A A T A N C E habla en faparticulares, Sres. R u i z del Toro y Ca- vor de dos concejales del Ayuntamiento de rranza. Cádiz, que fueron destituidos injustamente E l ministro de M A R I N A Perdone su por suponérseles complicados en el moviseñoría. E l voto del Sr. R u i z del T o r o no miento del 10 de agosto. tiene nada que ver, porque el artículo a que E l Sr. M A N G L A N O manifiesta que no se refería ha sido retirado. obstante estar dispuesto por un decreto de E l Sr. P R I E T O S u señoría se ha creído l a República que se exija el Bachillerato en el caso de defender el proyecto; pero a universitario para el ingreso en Ja Academí me sobra personalidad y soberbia para mia Naval, en l a última convocatoria sólo no hacer a nadie recadero de mis intencio- se ha exigido el Bachillerato elemental. nes. Parece que el Sr. Muñoz estaba sentaHabla de una donación del Ayuntamiento do a m i lado, y esto es todo. de Játiva al ramo de Guerra, y pide que E l ministro de M A R I N A Y o no pido a vaya allí uno de ios batallones que se van su señoría que rebaje su soberbia. Soy de a crear. los muchos españoles que están convencidos E l ministro de M A R I N A dice que no de la soberbia de su señoría. interviene para nada en las convocatorias Todo el mundo sabe que he hecho todo de la Escuela Naval. N o obstante, se ocupalo posible para atender intereses necesarios. rá de este asunto, aunque no quiere interE l Sr. P É R E Z M A D R I G A L de la Covenir en los programas. misión, dice que este es un caso de terrorisRespecto al batallón solicitado, recuerda mo parlamentario. Hemos estado tres horas que la creación de cuatro batallones fué el dedicados a un incidente sin importancia. caballo de batalla en su anterior estapa de Se trae un proyecto que tiene una labo- ministro de! a Guerra. Irán donde lo disriosa gestación y un miembro destacado de pongan las leyes constitutivas del Ejército. la minoría socialista dice ahora que no lo E l Sr. A M O R E S solicita qule ppr el conoce. Pues peor para él. ministerio de Industria y Comercio se deEntiende que la Cámara no puede subordisignen varios técnicos, que estudien el apronarse a la lenidad o a la perfidia política vechamiento del aceite de oliva para usos de grupos parlamentarios a los que parece industriales, pues dado el exceso de producinteresar que el obrero no tenga trabajo. ción nacional podría ser una admirable soN o puede someter l a necesidad que de- lución la de dicho aprovechamiento. mandan factorías que no pueden morir ante E l Sr. D A Z A pide que se modifique un la situación angustiosa actual, n i a l desartículo del Estatuto de Recaudación, que interés de grupos parlamentarios, que no se obliga al pago de una liquidación cualquieocupan de estos problemas angustiosos. ra, aunque esté equivocada, dándose el caso E l P R E S I D E N T E hace observar al sede que si el interesado pagó el veinte por ñor Prieto que no hay por qué discutir el ciento de recargo por procedimiento ejevoto del Sr. R u i z del T o r o cutivo no se le devuelve dicho veinte por E l M A R Q U E S D E L A A M S E D A dice ciento, aunque se acuerde en su favor la que el dictamen se ha puesto a diSfesjión por reclamación económico- administrativa. sorpresa, pues el orador no pudo l o g r a X e n Y lo peor es que resulta que el procediterarse a tiempo de cuándo se iba a aismiento se aplica a los asuntos municipales cutir. X y provinciales. E l P R E S I D E N T E (malhumorado) Se, L o justo sería que se admitiera el ingresuspende la discusión hasta el martes. sp, que el interesado considera legal, pero E l Sr. A L V A R E Z (D Basilio) presicomo esto traería dificultades en la contabidente de la Comisión, protesta de unas pal i d a d pide que se conceda al interesado un labras del Sr. Prieto, quien afirmó que no nuevo plazo de diez días, sin cobrar recarquería diálogos con él. gos. E l Sr. P R I E T O explica sus palabras. E l ministro de H A C I E N D A sabe que muQueda sobre 3 a mesa otro dictamen, que chos recaudadores, hoy funcionarios de H a resulta modificado por un voto particular cienda, facilitan los ingresos paulatinos. E s aceptado por la Comisión. tudiará el caso, y cree que se podría reformar el Estatuto de Recaudación de forRuegos y preguntas ma que se pudiera conceder recurso para E l Sr. I Z Q U I E R D O J I M É N E Z se l a devolver al interesado el veinte por ciento, menta de que la Cámara sólo siga con atencobrado indebidamente. ción los debates de pasión política, sin fijarE l Sr. T I R A D O y el Sr. B I L B A O sose en los de carácter económico, que son los cialistas tratan de asuntos sociales. que apasionan al orador. E l Sr. A L V A R E Z Á N G U L O habla de T r a t a de la situación en la cuenca carla situación del campo en la provincia de bonífera de Ciudad Real, donde existen p i Jaén, achacando la responsabilidad d é l o que zarras bituminosas de gran riqueza, que no ocurre a los patronos. C o n tal motivo, se tienen rival en el mundo, pues solamente en ve frecuentemente desmentido e interrumEstonia existen yacimientos parecidos. pido. Habla de estudios y explotaciones extranSe levanta la sesión a las nueve. jeras, alemanas principalmente, que extraen gasolina de pizarras mucho más pobres. E n Puertollano se podrían explotar 525.000 toneladas mensualmente. Hace larga historia de este aumento que, GAFAS una vez resuelto, llevaría un enorme porLENTES venir a la riaueza esnañola. E l M I N I S T R O D E H A C I E N D A dicp CASA SIN- BALGONI que este tema puede ser de resultados trass Acotaciones de un oyente Para que la Cámara se pusiese de acuerdo acerca del caso Albiñana sería preciso que no fuese tan elevada la temperatura de las pasiones. E n el Congreso, como en la calle, las banderías están fuertemente separadas, y todos exigen el amparo de la ley para los afines y el castigo de l a ley para los rivales. Se ha perdido todaí ecuanimidad. Parece ser que Albiñana estaba reunido con un grupo de conspiradores, pero también es indudable que se ha tratado con menosprecio de sus prerrogativas a un diputado español. Superficial o profundo, buenas o malas sus intenciones, aceptables o no sus ideas, es innegable que ese hombre es un diputado. Pero el Congreso no ha procedido en estricta justicia. Cuando Ventura Gassol, después de perder una pequeñísima parte de su cabellera sansoniana en el W. C. de un hotel de Madrid, salió ai pasillo vaciando el cargador de su pistola, nadie le pidió cuentasl p o r t a l acción. Se dirá: D o n Ventura no se dedicaba ciertamente a conspirar en l a recogida y concienzuda soledad del W. C Sin duda. Pero tampoco hay proporcionalidad entre la pérdida de un bucle y e l empleo de una ametralladora. Claro que esto sólo lo pueden apreciar así entendimientos desapasionados, hombres que contemplamos los sucesos detrás de la barrera del sentida común. A los demás no les es posible. Losi socialistas encuentran muy justo que se encalaboce a Albiñana por una conspiración; quizá un poco de opereta y encontraría abominable que se procediese contra ellos cuando anuncian a grandes voces y organizan sin secreto una temible revolución que apunta al pecho de l a República. Condenan que ese señor diputado enseñe una pistola y enmudecen y hasta disculpan los asesinatos! que todos los días ensangrientan las calles! de España. Los monárquicos, los fascistas los de aquí y los de allá, opinarían coni parcialidad análoga si en casos análogos se hallasen. Porque- -repitámoslo- -la Justicia del Estado sufre una debilitación y no tiene fuerzas para poner l a balanza en el fiel. 1 1 %6 lh L a intervención del Sr. Santaló ese: pobre Sr. Santaló le ha llamado Maura en una sesión de las Constituyentes) nos ha hecho pensar, una vez más, en el grave reproche que se puede hacer a Cataluña, y que nadie hasta ahora ha formulado. Cataluña nos envía buenos paños, buena maquinaria, excelentes productos de su industriosa tierra. M a s ¿cómo responde al pedido de diputados de la Esquerra que le hace el Parlamento español? Triste es decirlo, pero no nos sirve más que ese género que les vendedores dé telas llaman en algunas regiones babillas algo deleznable, que se gasta o se destiñe, o se rompe más pronto de lo que espera y ¡desea el comprador. N o obstante, aquí p a garnos, la factura a l precio corriente en el mercado: P o r cada representante, doce, mili pesetas anuales, en letras a treinta, días vista. ¿Es que Cataluña se reserva con egoísmos o consume íntegramente su producción de hombres inteligentes, de tipo esquerrista L o honrado, entonces, es decirnos; T o m o buena nota de su pedido, pero estamos esperando una hornada; ahora no hay. S i en vez de esto, nos remiten unos cuantos señores toscos, vulgares, sin talento; si vemos que se trata de diputados de seda vegetal, de simples alcaldes pedáneos camuflados de lesgiladores, ¿no tenemos derecho a anular el pedido, o a solicitar, por lo menos, que nos arrienden todo el Iota por veinte duros? Cuando se oye hablar a Santaló, c a r r a s peante, adocenado, sin una chispa de b r i llantez, de profundidad, ni de conocimiento, machacón, repleto de lugares, cprnunes, jr se x-
 // Cambio Nodo4-Sevilla