Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
les, don Juan María Moreno Rodríguez, don Manuel de Pineda, don Antonio Rui; de Vargas, don José Gómez Ortega, cor. Donato H o r t a l don Ignacio de Cepeda Soldán, don Manuel Siurofc, don, Manuel Márquez, párroco de Almonte. y don Juar. Aeevedo, alcalde de Almonte. Tesorero, don José Anastasio Martín; secretario, don Juan Luís Cózar y Lázaro, párroco del Divino Salvador. Por múltiples razones era conveniente que estas juntas radicasen en Sevilla, aunque siempre estrechamente relacionadas con la Hermandad Matriz de Almonte. Las preces que habían d e ser enviadas a Roma en solicitud de la coronación canónica, que f u e r o n redactadas por don José Sebastián y Bandarán, refrendadas y recomendadas por el señor cardenal arzobispo, fueron cursadas. Al mismo tiempo, don Juan F. Muñoz y Pabón redactó una proclama, que, impresa y a nombre de la Junta de la Coronación, fue difundia a por toda el área de ta devoción roeiera. Los donativos, limosnas y ofrendas comenzaron a llegar desde el primer momento, algunos, con vehemente impaciencia, en cuanto fue lanzada la idea d e l a coronación. E l primer donativo, delicada ofrenda, liego de Róeíans á eí Condado: No i: c n g o cosa que más estime para ofrecerle que la alhaja- fíe más aprecio que usara mil difunta y buena maürc como sufragio por su alma y para la coronta de la otra Madre querida; puede contar con ella y con el pobre concurso de su aft mo. y buen amigo, J. Jiménez Molina podrá cantar con sobrarla razón la copia popular: La Virgen del Roció tiene, en su camarín m á s oro y más diamantes que c ¡Rey en Madri ¡Que Ella, buena pagadora, le pague a usted este hermoso pensamiento como yo se lo pido y usted se merece! De usted buen amigo que le quiere, E l Cura del Salvador Sevilla, 26 de mayo de 1918. Casi a la par, a pesar de la lentitud de los trenes y del correo de entonces, llegaron las adhesiones de Almonte: del p a r r o coráe la Pontificia y Real Hermandad Matriz, del Ayuntamiento y dé la camarista de la Virgen, Anita Valladolid, que decía; Yo trabajaré con fe, y mis hijos, y mis nietos, y. todos los almonteños para que se realice lo que tocios acogemos con gran alegría. Adelante, pues, y usted, que es casi almonteño y por tanto gran rociano. no desmayará un p u n t o apiñándonos para llegar al fin. Siurot le escribía: Por la Blanca Paloma de las marismas andaluzas, todo. Y don José Anastasio Martin: Víe siento orgulloso y lleno de satisfacción en servir y trabajar en todo aquello que sea para honor de nuestra querida Virgen, cuyo cariño por ella, como usted sabe, es tradicional en mi familia y heredado de nuestros mayores. A la vista del amplio y cálido eco que la iniciativa del lectoral de Sevilla había tenido, él cardenal arzobispo dispuso que se m b r a s e y constituyese una comisión or 2 Hora para la coronación canónica altísima Virgen del Rocío. Se formo u a Junta de señoras y otra de caballeros. La junta de señoras tenia por presidenta atdoña María Magdalena Almaraz y u Don Juan Mvftos y Rociana íHuelva) 3. junio 1918. No es necesario encarecer la valiosa aportación de las ciudades y pueblos de antigua tradición roeiera donde radican las viejas hermandades filiales. Tampoco parece necesario decir el destacado papel que el amor, las limosnas y donativos del pueblo almonteño tuvieron en la coronación de su Patrona. Es curioso ver a través de las. listas de donantes hasta qué punto habia prendido ya la devoción roeiera en los pueblos donde más tarde habrían de surgir hermandades, como Trigueros, Gines, Hinojos, Azna icázar, etc. y de algunos otros pueblos donde el intento Santos; vocales, doña Juana Soldán, viuda de Cepeda; doña Ana Valladolid, doña Dolores Ca- rmona de Martín, doña Mariana Moreno Santamaría, doña Manuela Díaz, viuda de Espina; doña María Casares de Hortal, doña Cecilia Lázaro y doña Concepción Muñoz de Soldán. Secretaria, la señorita María del Rocío Martín. La junta de señores, que fue en realidad la que llevó la dirección y responsabilidad de todas las gestiones, era presidida por don Juan Francisco Muñoz v Pabón; voca-
 // Cambio Nodo4-Sevilla