Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. N. 2) 3.504. D O M I N G O 25 DE M A Y O DE 1969. EDICIÓN DE ANDALUCÍA. PAGINA 55. ra hacer posible esa extraordinaria presen cía española en el corazón del Medio Oeste americano. E n la noche de hoy sábado se celebra en el restaurante Toledo del pabellón español, tina fiesta, el baile de las rosas E l costo, para cena y baile, es de mil dólares por pareja, mil dólares. Me dicen que no queda un sitio vacío en las mesas. Como fuere, la piedra angular del pabellón es un sillar arrancado de la tumba de Isabel la Católica en el convento de San Francisco de Granada. Granada y la Reina son el ieit motiv del pabellón resucitado, con atisbos de la mejor arquitectura árabe de l a Andalucía del Imperio. La estatua fie la Soberana, obra del escultor José Luis Sánchez, figura en eí primer patio interior del pabellón. Los murales, de Vaquero Turcios, están también allí, como monumentos a la colonización de la Nueva España. Fray Junípero Serra, en bronce, se levanta humilde y tenso en el patio principal. En otro de los patios interiores hay una roca desnuda, de gran significación en San Luis, con una inscripción en bronce que dice: En memoria del fuerte de San Carlos, que aquí fue construida por el comandante Leyva y sus soldados españoles, que derrotaron al Ejército inglés y defendieron así la permanencia de la revolución americana. Ello sucedía en mayo de 1780, cuando la joven nación americana trataba de consolidar su independencia con la ayuda del Rey Carlos III de España, aliado de George Washington. Mr. Cervantes, alcalde, entendió b i e n eí significado histórico de la situación, sus posibilidades históricas y turísticas, y el pabellón ha sido reedificado y Fraga Iribarne aporta en ía noche de hoy la representación del Gobierno español a la solemnización de ana de las obras de intercambio más interesantes- -comparable a la Casa del Hidalgo de la población fioridana de San Agustín- -entre los modernos Estados Unidos y la vieja España dé ía conquista. A Fraga le interesa la historia en función del presenté, y a esto ha venido esta vez a Estados Unidos, en un momento en el cual el debate sobre las bases norteamericanas en la Península Ibérica da un nuevo significado a su viaje. A su paso por Nueva York y Washington, Fraga no ha perdido su tiempo. En Nueva York se entrevistó con los editores del Reader s Di- gest, de gran influencia en la opinión americana. Aquí conversó detenidamente cor tos editores de uno de los diarios más difíciles en relación con España; eí Waslu ington. Post Ante unos y otros, según mis informes, expuso objetivamente la p o s 1 clon española en sus relaciones con Esta dos Unidos, no siempre fáciles i ciaras En el caso del influyente Post los resuP tados están por ver. Pero Fraga se. expro só abierta y documentadamente, como I hizo en sus entrevistas con los jefes de los servicios de información nacional, con los miembros de los Comités de Relaciones Exteriores del Senado y la Cámara de Representantes y con! a Prensa americana en la recepción ofrecida por el ministro consejero de la Embajada española, señor Valls. Le quedan todavía a Fraga muchas e intensas jornadas de trabajo en este viaje ai Estados U n i d o s Desde San Luis va ai Chicago, a inaugurar la nueva Oficina española de Turismo en aquella capital. Después visitará Indianápolis, para regresar más tarde a Nueva York y tomar allí, afr término de su viaje, el avión de Madrid Como decía ai principio, el vocablo cansancio no parece existir en el vocabulario de F r a a Iribarne, -Jos? M r i MASSIF, A B C EN WASHINGTON CUATRO MILLONES D E DOLARES H A C O S T A D O E L T R A S L A D O D E L EDIFICIO DESDE N U E V A Y O R K El minisiro expuso a importantes personalidades la posición del Gobierno de Madrid respecto a Norteamérica Washington 24. (Crónica de nuestro corresponsal, por télex. Después de u n a s activísimas jornadas de visitas, entrevistas, intercambio de ideas y promoción turística, aquí y en Nueva York, esta tarde lia salido para la ciudad de San Luis, Estado de Missouri, el ministro de Información y Turismo, don Manuel Fraga Iribarne, acompañado por eí embajador Merry del Val y los miembros de su misión, entre los cuales se encuentra el jefe del Servicio Exterior de su Ministerio, señor Ballesteros. Este es el tercer viaje del ministro a Estados Unidos, y, como en los anteriores, el vocablo cansancio no. figura en el vocabulario de Fraga Iribarne. E l foco de su viaje esta vez es la inauguración oficial del famoso pabellón español de la Feria InieraacicKai de Nueva York 1964- 85- -la estrella de aquel discutido, caro y resonante certamen, que acreditó a don Miguel García Sáez como uño de nuestros mejores promotores- -en la ciudad é e San Luis, que tiene a un alcalde activista, españoiista y ambicioso, llamado, como si nada, Alfonso Cervantes. Mr. Cervantes, conocido en M a d r i d se enamoró del pabellón de Nueva York, de su estructura, de su señorío, de sus murales y paneles, de su a r t e estilizado, y pensó que liaría un gran papel en la zona de renovación turística de su opulenta ciudad de San Luis, cabe el gran río Mississippi, donde se había levantado ya el universalrnente famoso arco de metal llamado la Puerta al Oeste. Al término de la exposición de Nueva York, el pabellón español, por contrato, tenía que ser derruido, para dejar abierto el gran parque en proyecto en Flushing Mcadows. La r e v i s t a Time había dicho entonces que el pabellón español podría mantenerse ex: Flushing por un milenio y que, si ello no era posible, mejor trasladarlo a alguna otra parte. Él ardiente espíritu de iniciativa de Mr. Cervantes lo llevó a p r o p o n e r el desm ntelaaiieaio ordenado del edificio y su reconstrucción nn la c í u d a d. de San Luis, La estructura fue donada por el. Gobierno español, desmontada piedra a piedra, numeradas cada una de sus piezas en grandes cajones de madera y trasladadas a la ciudad de San Luis. Cuatro millones de dólares han sido reunidos hasta ahora para los gastos de semejante operación, casi terminada ya. E l pabellón sa llamará desde ahora Spanish Internationa! Pavilion y va a ser inaugurado mañana domingo por el señor Fraga Iribarne, en representación del Gobierno de Madrid, las leyendas de los conquistadores españoles y el afán de nuevas industrias opulentas han coincidido en este momento pa- Será un bello monumento, de sabor inconfundible y espíritu lorquiano, dedicado a la promoción de la cultura y el comercio hispano- americano en el corazón de una de las ciudades más prósperas y con más historia de Estados Unidos, con mucho dinero y grandes ambiciones, donde el St. Louis Blues clásico del jazz de tos grandes tiempos, la aventura de los pionero qw sitíoBississiwh
 // Cambio Nodo4-Sevilla